Cine / 15 de junio de 2012

cine

Prometeo

(EE.UU. 2012) Ciencia ficción. Dirección: Ridley Scott. Con Michael Fassbender, Noomi Rapace, Charlize Theron, Guy Pearce. Apta para mayores de 13 años.

Por

Las primeras tres películas de Ridley Scott merecen figurar en la historia grande del cine. Especialmente “Alien” y “Blade Runner” mostraban una preocupación metafísica y un rigor en la puesta en escena notables. Después algo pasó y sus buenas películas carecen de ese peso que las fija en la memoria. Prometeo se promociona como una “precuela” de “Alien” y lo es, dado que narra el primer viaje a aquel planeta mortal y el origen de aquellos monstruos. Pero es también y a su modo una precuela de “Blade Runner”, dado que el film gira alrededor de David, un androide, el personaje interpretado por Michael Fassbender, que vive preguntándose cosas sobre el mundo y lo somete a prueba de un modo al mismo tiempo inocente y cruel. La historia es la del encuentro entre la Humanidad y sus creadores en un lugar remoto, y de la indiferencia o directo odio de los creadores por sus criaturas. Es raro, pero su virtud y su defecto son el mismo: tomarse su tiempo para mostrar el mundo que nos presenta e introducirnos paso a paso en los problemas que plantea. Hay terror y hay horror fisiológico, pero estalla en algunos momentos puntuales –una mujer que se realiza una operación a sí misma, joya del espanto visceral– para otorgarles mucho más peso a las dudas de los personajes. Hay además, cierto humor y alusiones sexuales, aunque todo gira, constantemente, alrededor de la duda metafísica sobre el origen y el sentido de la vida, ni más ni menos. Un film paradójico: espectacular a escala humana.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *