Deportes / 21 de septiembre de 2012

el negocio del año

La esperanza de facturar

Sergio “Maravilla” Martínez vuelve a inflar la audiencia del box y embolsa US$ 10 millones.

Por |

Como después de cada pelea, Sergio “Maravilla” Martínez (37) descargará tensiones llorando bajo la ducha. Mientras tanto, en Las Vegas, 4.000 argentinos residentes en la ciudad de las luces, los casinos y CSI celebrarán su victoria ante el mexicano Julio César Chávez Junior; la que lo corona campeón mundial en la categoría de los medianos.
Menospreciado por los promotores más encumbrados y el Consejo Mundial del Boxeo –que dilató interminablemente la fecha del combate– Martínez había ganado por derecho propio y en el ring la oportunidad de enfrentar a Chávez por el título. “Su presencia en los medios masivos hizo que se haga conocido en la Argentina y fue clave para lograr que se haga la pelea”, sostiene el ex boxeador Mariano Carrera, amigo personal de Martínez, de esos que duran, porque “los ‘amigos del campeón’ existen y se esfuman cuando se te pasa el cuarto de hora y se acaban los privilegios”.

Su visita a “Animales sueltos”, el programa de Alejandro Fantino, midió mas de 9 puntos de rating, récord para su segmento. Allí dejó, ante las cámaras, su personal lección de filosofía: “Todo comienza con un sueño, por eso tienen que soñar en grande; hay que mirar lejos, yo miré a Las Vegas desde Claypole”. Lo que iba a ser una entrevista breve terminó acaparando todo el programa, minuto-a-minuto del rating mediante.
El combate por el el rating se dio también en la noche de la pelea, la del sábado 15: la Televisión Pública alcanzó un récord histórico de 25.5 puntos, con picos de 27, mientras que TyC Sports sumó 14. En Twitter fue trending topic durante toda la noche.
En Las Vegas, también fue un boom. Las entradas para “la pelea del año” se agotaron con cuatro días de antelación (los precios de los tickets iban de los 25 hasta los 600 dólares) y tan solo en los Estados Unidos, un millón de televidentes pagaron servicios de pay-per-view para tener a Martínez y Chávez en la comodidad de su living.

Más información en la edición impresa de la revista

 

Comentarios de “La esperanza de facturar”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *