Política / 23 de Noviembre de 2012

Ley de Medios

7D no para todos

El ex Comfer desnuda el doble juego K. Clarín desmembrado, “siga, siga” para los amigos.

Por

Sabbatella. El titular de la AFSCA y Cristina piden una urgente desinversión para Clarín, no para los medios aliados.

La Ley de Medios se justificaba con el cuento de que se multiplicaran las voces.  Se referían a las oficialistas, sin duda. En su momento quedaba mal decir que uno no la apoyaba, era no ser progresista, el peor de los pecados de la pequeña burguesía.
Es una ley para darle al Estado el derecho a eliminar las voces que cuestionan al Gobierno. Nada más claro que observar sus consecuencias. Una ley que limita lo comercial dejando a todo el resto para que el estado lo financie. Un estado democrático que solo financia oficialistas.

Partían de la absurda idea de confundir micrófonos con audiencias, un absurdo sin sentido basado en considerar a los ciudadanos necesitados de la tutela del Estado que les impida que reciban las opiniones de la “cadena del desánimo”. La idea de que en el Estado están los iluminados que cuidan de los pobres inocentes y les controlan los mensajes que reciben. Pensemos como esto se vuelve realidad cuando distribuyen aparatos para que los pobres que no pagan cable reciban un conjunto de señales oficialistas. Una manera revolucionaria de aburrir a los necesitados.

Sigue vigente un humillante convenio con los Estados Unidos según el cual ellos pueden comprar medios en nuestro país dejando en claro que ellos no van a permitir que nadie los compre en el de ellos. Todo lo que no es recíproco implica una forma de humillación, ese absurdo no fue cuestionado.

Claro que a través de ese convenio un mexicano es el dueño de Canal 9 y la española Prisa compró Radio Continental. Tanta ley para dejar un espacio por el cual se pueden filtrar distorsiones de todo tipo.

La discusión con Telefónica es absurda, la ley se hizo para controlar a los que piensan distinto. Primero lograron comprar al Grupo Hadad, ya se habían quedado con Crónica TV, quedaba claro que Canal 9 jugaba para el Gobierno, Canal 11 no tenía programas políticos, en consecuencia ¿para qué le iban a aplicar la ley?

La ley esta pensada para los opositores, a nadie se le ocurrió aplicarla para los aplaudidores propios. Por ley, el Grupo Hadad como toda licencia no podía ser vendida en mas del 49 por ciento, pero la compraba un amigo, en ese caso las leyes son otras.
Hay menos medios opositores y más cadenas oficiales, ahora si que vamos por todo. Y ya De Vido habló de la re-reelección, están seguros de que con tantos medios tendrán muchos más votos. Cuando venga un gobierno democrático habrá que devolverle a los necesitados lo que se gasta en propaganda oficial y dejar que los periodistas ocupen el espacio que perdieron frente a la invasión de los aplaudidores.

Como decía mi abuela, “hecha la ley, hecha la trampa”.

(*) Ex titular del Comfer.

 

Comentarios de “7D no para todos”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *