Personajes / 7 de diciembre de 2012

Axel: “Demostré que no soy de cartón”

El cantautor es jurado del reality “La voz argentina” y presenta su último CD con un megarrecital. Naturismo, ecología y paternidad.

Año de éxtios. Este año se reafirmó como estrella pop del mercado latino.

Pasional, hiperactivo, sensible, sencillo, directo, curioso, aventurero. Esos son algunos de los calificativos con los que se define Axel, el cantautor que este año pudo mostrar otras facetas en “La voz argentina” –el reality de Telefe–,ganó el Premio Gardel, un MTV como Mejor Artista Región Sur, un Kid Choice Awards como Latino favorito y fue nominado a los MTV EMA (Europa) como Mejor Artista Global. Y este sábado 8 cierra su gira publicitaria de “Un nuevo sol”, su último CD, con un megarecital en Vélez. Padre de Águeda, de casi 3 años, acaba de anunciar junto con su mujer, Delfina, que esperan otra niña para febrero  próximo.

Noticias: ¿Cómo se preparó para Vélez?

Axel: Aunque es uno de los escenarios emblemáticos de la Argentina, estuve bastante calmo, excepto los últimos días, esos siempre son “heavy”. Preparamos algo muy grosso. La puesta en escena ha sido tremenda, con pantallas enormes puestas en lugares estratégicos. Hay un concepto, un hilo conductor que une todo el show. Se van a sorprender, y a los que nunca me vieron se les va a volar la cabeza. La banda es demoledora, energéticamente es muy fuerte.

Noticias: Se lo conoce más por toda su producción melódica y este concierto viene con una parafernalia digna de los Rolling Stones, ¿es un viraje en su carrera?

Axel: Bueno, pero no soy solo un cantante melódico. Quizás lo que se publicita más de mi producción, ya sea en radio o tele, es lo melódico, pero “Un nuevo sol” tiene 14 canciones y hay solo cuatro baladas. Las otras canciones son más roqueras, algo con influencias folklóricas, un poco de todo.

Noticias: ¿Cómo fue la propuesta para integrar “La voz argentina”?

Axel: La verdad es que al principio no me cerraba mucho la idea de hacer un reality. Tenía algo de prejuicio pero soy un tipo abierto y pedí analizar la propuesta. Justo estaba “La voz México”, donde yo estaba de gira, y vi un par de capítulos. Me pareció una propuesta original: en televisión la imagen es tan importante y el programa propone escuchar a una persona, guiarte por su voz, sin verla. No sabés ni quién es, ni qué status social tiene, ni cómo es físicamente, nada. Eso me sedujo. Un día me llama la Sole (N. de R: Soledad Pastorutti), que es amiga desde hace mucho y los dos dijimos lo mismo: si vos estás, yo estoy. Surgió el nombre de Miranda! y me encantó. Tocamos juntos varias veces y superbien. Y luego llegó la propuesta de que se integrara el Puma Rodríguez como cuarto coach, un acierto maravilloso. Fuera del programa es un tipo divino, recontrageneroso. Tiene una cantidad de conocimiento que transmite, y transmite también mucha seguridad. Creo que a todos nos hizo muy bien, porque nada es tan absoluto como se creía: ni Miranda! es tan “freak”, ni Axel es tan romántico, ni la Sole es tan folklórica, ni el Puma estaba tan desaparecido.

Noticias: ¿Y usted?

Axel: Creo que demostré que no soy de cartón, como muchos creían. Que no era solo ese chico dulce y amable que sonreía, y que era un pibe común y corriente, un pibe de barrio. Hay una muy buena química entre nosotros, no hay un bueno y un villano. No estamos para juzgar sino para guiar. No hay golpes bajos, no hay peleas absurdas o mediáticas. Hay un programa de calidad, con una producción de calidad. Sí te puedo decir que no pensé que fuera tan quemador. Las primeras emisiones fueron siete días grabando de 12 del mediodía a 2 de la mañana. Tenía ganas de ponerme a llorar. ¡Fue tremendo!

Noticias: De hecho, hubo una emisión que comenzó sin usted…

Axel: Sí, me estaba bajando de un avión en Ezeiza. Había un auto en la pista esperándome y me llevó a Telefe de una. Hice migraciones en la autopista Richieri, ya en el auto. El único problema que tuve con el programa fue con el vestuario. Me querían vestir de gala en cada emisión y no, yo no soy eso. Mi vestuario gala es un traje con zapatillas, soy muy descontracturado.

Noticias: ¿Qué escuchaba de chico?

Axel: De chiquito chiquito cantaba folklore. Mi vieja es profesora de danza folklórica y mi viejo, si bien no es argentino, también canta folklore. Mi vieja fue bastante rebelde en los `80: después de los militares en mi casa se escuchaba mucho Silvio Rodríguez, Pablo Milanés, León Gieco, Víctor Heredia. Aún los escucho. Y luego, mucho mucho a los Beatles y siempre, a la hora de almorzar se escuchaba música clásica. ¡Imaginate la ensalada musical que tengo en la cabeza!

Noticias: Su padre es belga, ¿cómo fue crecer con él?

Axel: Solo me analizaron dos veces en la vida: una a los ocho con un psicopedagogo porque tenía problemas de disciplina en el colegio, era muy hiperactivo e hinchaba los quinotos, y la otra este año, por un conflicto que surgió con mi padre.

Fotos: Rudy Hanak. Producción: Esteban Vedia. Agradecemos
al Hotel Aspen Square ( www.aspensquare.com.ar)

Más información en la edición impresa de la revista.

 

6 comentarios de “Axel: “Demostré que no soy de cartón””

  1. axelayelenCuantas promesas se van con el tiempo
    hoy yo me ahogo en un mar de recuerdos
    yo construia un castillo de sueños
    que pronto se derrumbo

    Cuando te vi en aquel bosque encantado
    un duende dijo que tu eras mi principe azul
    como si fuera por arte de magia
    llenaste mis dias de luz

    Estribillo:
    Pero todo acabo
    ya nada quedo entre los dos
    por que como en un cuento
    el enorme dragon
    nos robo el corazon axelayelen

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *