Restaurantes / 14 de Diciembre de 2012

resto

Italia llegó a buen puerto

“L’osteria”. Aime Paine 1320, Puerto Madero. 4353-3322. Cocina italiana. Lunes a domingos de 12 a 16. Martes a domingos de 20 a 24. Principales tarjetas. Precio promedio: $ 140.

Por

Entre 1814 y 1970 llegaron de Italia unas seis millones de personas, convirtiendo a la Argentina en el país con la colonia de italianos más grande del mundo. Las estadísticas hoy indican que el 60% de la población de la Argentina, unos 27 millones, es de origen mayormente italiano. Son cifras impresionantes, que siempre vale la pena recordar para comprender nuestros gustos y costumbres. Además de en el carácter, a los argentinos se nos ve la “tanada” en la comida. La pasta y la pizza siguen estando en el podio del paladar nacional, y todo gracias a nuestros parientes italianos que desembarcaron, en su gran mayoría, en el puerto de Buenos Aires.

Visto desde esta perspectiva, la apertura de un restaurante de cocina 100% italiana y casera ubicado en Puerto Madero, no deja de ser un hecho emblemático. “L’osteria” respeta religiosamente las preparaciones e ingredientes de la cocina italiana, algo que contrariamente a lo que podría pensarse, ya no es tan fácil en Buenos Aires. A cargo de esta tarea están el chef Diego Fanti, que vivió y cocinó ocho años en Italia y un italiano de pura cepa, Paolo Brunati, especializado en ceremonial y protocolo, que honra el concepto de servicio, otra cosa que también es cada vez más difícil de encontrar en nuestra ciudad. Diego y Paolo se conocieron en Nápoles, en el restaurante con dos estrellas Michelin “Don Alfonso 1890”. Años después se reencontraron trabajando en un restaurante de Buenos Aires y, junto al joven empresario gastronómico Guido Caffaro, decidieron abrir un restaurante que refleje su pasión por la auténtica cocina italiana.

La carta de “L’Osteria” comienza, claro, con los antipasti. A clásicos como la burrata y jamón crudo y las berenjenas a la parmesana, se suman opciones más gourmet. Imperdible la ricotta brusqueada con pesto trapanese (hecho con tomates, a la siciliana), miel y avellanas; y novedoso el conejo relleno con caponata de berenjenas, una suerte de matambre arrollado de conejo, relleno de espárragos y pistachos. Dentro de los Primi o primeros platos, que en Italia son las pastas y los arroces, se distinguen los linguine con frutos de mar, los paccheri con panceta y salsa de hongos (portobello y de pino), el risotto al limón con tartare de chernia y los agnolotti de carne con fonduta de parmesano y menta. En “L’Osteria” utilizan pasta seca Divella, perfectamente cocida, e ingredientes frescos de productores locales, ubicados en San Luis y Córdoba. Luego llegan los Secondi, o sea las carnes, entre las que se distingue el pollo orgánico dorado con crema de maíz ideal para acompañar con chicoria saltada con ajo y peperoncino. Para cerrar, los Dolci: tiramisú, con mascarpone auténtico y torta caprese, de chocolate con almendras y avellanas, con helado de vainilla.

Excelente cocina y servicio, un salón cálido apto para todas las estaciones, y una ubicación ideal para honrar a nuestros ancestros italianos. Aquí corre aire de río, y eso en verano se agradece.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *