Cultura / 15 de marzo de 2013

Literatura

Pasiones privadas de los escritores

En su último libro, Daniel Balmaceda investiga el mundo íntimo de los principales autores del siglo XX. Romances secretos y escándalos. Fotos.

Por

El matrimonio. Silvina Ocampo y Adolfo Bioy Casares, una pareja que duró hasta la muerte. Bioy fue el gran galán de la literatura argentina.

Aunque el amor muy rara vez fue tema en la literatura de Jorge Luis Borges, los romances frustrados fueron una marca de su historia personal. El gran poeta nacional, Leopoldo Lugones, puso en vilo su matrimonio por el amor de una joven discípula, un romance que influyó más tarde en su decisión de quitarse la vida. Desbordante y seductor, Pablo Neruda fue un experto en la estrategia de ser infiel. Sus múltiples conquistas pueden rastrearse en una obra poética tan vital como él.

Estas son algunas de las historias que Daniel Balmaceda cuenta en su último libro, “Romances argentinos de escritores turbulentos” (Sudamericana). En él, un siglo de autores enamorados es testimonio del modo en que las circunstancias íntimas influyen en la vida pública de los grandes hombres. Una tarea que Balmaceda, periodista por formación e historiador por vocación, viene realizando desde años y que se plasmó en “Espadas y corazones”, “Romances turbulentos de la historia argentina” e “Historias insólitas de la historia argentina”, entre otros títulos.

Sobre la relación entre el mundo íntimo y la gran historia, y sobre las historias de amor de su libro, Daniel Balmaceda habló con NOTICIAS.

Noticias: ¿Influye el hecho de ser periodista en su manera de narrar la historia?

Daniel Balmaceda: Sí. Porque como periodista uno sabe que su texto va a luchar contra la televisión, contra los chicos que interrumpen la lectura. En un libro pasa lo mismo, necesitás que el lector siga siendo tu aliado de la primera página hasta la última. Tener un criterio de edición también es fundamental porque te permite comprender qué es lo que hay que extraer de un hecho o una personalidad y de qué manera presentarlo a los lectores.

Noticias: ¿Qué relación tiene el mundo íntimo de los personajes con la historia pública?

Balmaceda: Es imposible desprender las cuestiones personales del resto de una biografía. Recuerdo el caso de Sarmiento. Tenía una amante, Aurelia Vélez Sarsfield, la hija de Dalmacio. Siendo presidente, todas las tardes iba a visitarla en un coche tirado por caballos. La relación era conocida por un grupo muy cerrado. Pero, una agrupación anarquista, sabiendo cuál era el camino que hacía, atentó contra su vida. Falló el arma que utilizaron, pero el resto de la estrategia funcionó.

Noticias: Sarmiento tenía fama de mujeriego.

Balmaceda: Sí, y hay varios que tenían ese tipo de conductas. Horacio Quiroga, Roberto Arlt, Adolfo Bioy Casares, Pablo Neruda. Pero Sarmiento tiene una cuestión muy curiosa. No era agraciado. Bioy Casares era un arquetipo: deportista, de familia patricia, escritor. Pero Sarmiento no era muy lindo. Sin embargo, era un gran conquistador.

Para leer la nota completa, adquiera online la edición 1890 de la revista NOTICIAS.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *