Televisión / 24 de abril de 2014

TELEVISIÓN

“Resto del mundo”, por que el viajar es un placer

Docu-reality. Domingo a la medianoche, por El Trece. Conducción: Iván de Pineda. Dirección: Pablo Valenzuela.

Por

★★★★1/2 Están los gordos, los petisos, los jovatos y los feos; están los altaneros, los ególatras, los engrasados y los brutos. Y está Iván de Pineda, que es todo eso pero al revés y, encima, al frente de un programa para “casi” morir de envidia.

Porque mejor seguir vivos para recorrer algún día ese “Resto del mundo” soñado, acercado al espectador en pastillas contra la desazón del domingo a la medianoche.

Por El Trece, el ciclo comenzó hace once años, en el 2004 con la conducción de Sergio Goycochea, que en el 2008 fue reemplazado por De Pineda. La idea inicial era mostrar argentinos exitosos en el mundo pero cada vez más el foco se puso en la ciudad y sus habitantes.

Hasta hoy, van más de 400 capítulos estreno desde diferentes lugares del planeta, récord que marcan sus productores, los hermanos Hernán y Pablo Valenzuela, cuando afirman que se trata del programa que “más viajó ininterrumpidamente en la televisión argentina”: el equipo, formado por cuatro personas incluido el conductor, pasa cada año unos cinco meses en el exterior para armar la temporada que en el 2014 tendrá visitas a Jordania, Israel, Serbia, República Checa, Polonia, Francia, Jamaica y los Estados Unidos, entre otros.

La única molestia de estos ciclos tan necesitados de sponsors, es la cantidad de publicidad que le resta minutos al contenido interesante. Quedan las ganas de más tiempo en cada ciudad, con la voz de este guía al que no dudaríamos en pedir una recomendación.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *