Empresas, Sitios Externos / 24 de enero de 2015

CARDINAL WORLWIDE SERVICES

El desafío de servir más

La empresa de asistencia al viajero expande su cartera de negocios. Cómo agregar valor.

Por

DE LOCAL. Alberto Chapur, presidente y codueño de la compañía, remarca la ventaja de estar en un firma "100 por ciento argentina".

Con 15 años en el mercado, el crecimiento de la cartera de negocios de Cardinal Worldwide Services obligó a sus dueños a reestructurar la empresa, otra vez. La compañía, que nació en 1999 como un contact center y se relanzó en 2005 como una empresa de asistencia integral, volvió a rediseñar sus líneas de servicios a fines de 2014. Desde ahora, se divide en tres unidades: Cardinal Assistance (la línea insignia de la compañía), Marketing & Teleservices y Representations.
Ya no sólo venden asistencia al viajero, empresas, vehículos y hogares, sino también se han especializado en el comercio electrónico (para ellos y para otras empresas) y tienen la representación de Hertz International y Dollar Rent a Car para Argentina, Uruguay, Paraguay y Belice. Su último negocio (y la gran apuesta para 2015) lo denominan Affinity Sponsoring, en el que buscan agregar valor a productos de otras compañías. Lo están implementando con la revista Selecciones, de Reader´s Digest, en la que a través del banco de datos de los suscriptores venden servicios y reparten las ganancias. Entre febrero y marzo, otras seis empresas entrarán a este rubro.
“El rediseño tuvo que ver con que teníamos un montón de unidades de negocios afines pero desordenadas”, explica a NOTICIAS Alberto Chapur, el presidente de la compañía y dueño junto a Juan Briones e Ignacio Lausén. “Es una empresa 100 por ciento argentina”, señala. Y eso, dice, es una ventaja con respecto a sus competidores: “Cuando vas al interior, la gente no quiere una empresa con 40 edificios en el mundo. Quiere ver al dueño, una persona responsable que cada tres meses los visite. Que dé la cara”, señala.
Dos millones de personas, un millón de vehículos y más de medio millón de hogares cubiertos. 180 clientes corporativos y más de 85 mil unidades de diferentes servicios y productos vendidos en 2014, son algunos de los números que muestran la magnitud de una empresa que en 2005 facturaba 4 millones de pesos y el año pasado cerró con 145 millones. Entre sus cartera de clientes figuran muchas de las empresas más grandes del país: American Express, Peugeot, Aerolíneas Argentinas, Iveco y McDonald´s, entre otras. “Los clientes que tenemos hace 15 años, los mantenemos. Eso habla muy bien de nosotros”, indica Chapur.
Identidad. Hace 15 años, el contact center que dio origen a esta empresa era parte de otra compañía. Recién en 2005 sus tres dueños decidieron lanzarla de manera independiente y la denominaron Cardinal Assistance. La brújula (ícono que los identificó durante una década) sirvió para representar el objeto principal de su negocio: la asistencia al viajero. Pero el tiempo y la expansión de las líneas de servicios hicieron que el logo y el nombre quedaran obsoletos. “Por eso en 2014 decidimos reestructurar la empresa y rediseñar nuestra imagen”, explica Chapur.
Marcelo Llosa, del estudio Diseño Llosa, a quien el presidente conocía de su paso por American Express y Universal Assistance, fue el encargado de realizar el nuevo diseño. “Nos decidimos por el barrilete, que es un ícono transcultural. Aporta diversidad, movimiento y versatilidad. Todo lo que nos identifica en nuestros negocios y nos diferencia de nuestra competencia. Nosotros no vendemos productos y servicios enlatados”, comenta el presidente. El nombre también se aggiornó: Cardinal Worldwide Services. La marca se relanzó en septiembre de 2014, con nombre y logo nuevo, pero además con la reestructuración de sus unidades de negocios.
Balance. Con más de 25 años de experiencia en el rubro, los dueños de Cardinal aseguran que ya no se asustan por los vaivenes económicos del país. El cepo al dólar les produjo una complicación, sobre todo para cumplir sus obligaciones con sus aliados estratégicos del exterior (compañías que atienden las necesidades de los viajeros de Cardinal en el mundo y a los que ellos cubren recíprocamente en el país y en Uruguay). “Perdimos tiempo y dinero en ver cómo sacábamos nuestra plata de los bancos y la girábamos para pagar obligaciones”, cuestiona Chapur. Aún así, el 2014 tuvo un saldo positivo para la empresa: facturó 145 millones de pesos y creció un 15% con respecto a 2013. En un contexto recesivo, lograron crear unos 40 nuevos puestos de trabajo y alcanzar los 300 empleados en relación de dependencia y 80 agentes generales de ventas (colaboradores distribuidos en el interior del país y el extranjero).
Además, la empresa invirtió 2 millones de pesos en el año en la compra de tecnología. “Planeábamos gastar 3,5 millones entre 2014 y 2015. Pero ya invertimos dos y tenemos comprometidos otros tres millones para este año”, asegura el presidente.
Año de transición. Para 2015 los directivos de Cardinal se propusieron una meta: llegar a los 200 millones de pesos de facturación. Sin embargo, a pesar de la proyección de un 35% de crecimiento, Alberto Chapur considera que será un año para no arriesgar: “Buscaremos mantener las unidades de negocios que hemos podido desarrollar, a los clientes que hemos conseguido y tener la sangre fría para salir a renegociar contratos -explica el CEO-. Ya hicimos grandes cambios el último trimestre de 2014 y ahora vamos a empezar a trabajar con ellos. Las cosas nuevas no son para 2015”.
La empresa, que logró formar una red en el mundo, continuará trabajando con sus oficinas propias en Argentina, Brasil, Estados Unidos y Uruguay, más sus 30 representaciones en América Latina. Su gran caballo de batalla para este año, la implementación del Affinity Sponsoring, traerá nuevos clientes, aunque los directivos aseguran que primero consolidarán ese flamante negocio con los que ya han conseguido. “Con el tiempo, esto nos hará triplicar la facturación”, auguran.
Pero además, Chapur apuesta al crecimiento del e-commerce. En la actualidad, Cardinal es la única empresa en la que se puede comprar asistencia de viajes internacionales completamente por internet. “El cliente entra desde cualquier punto de Argentina y de otros 14 países de habla hispana y Brasil y realiza la transacción completa. Antes tenías que reservar y después completar el negocio por otro medio”, expone el presidente de la compañía. En los próximos meses, lanzarán el mismo servicio para las dos empresas de alquiler de autos que representan (Hertz y Dollar) y ya preparan una oficina de Social Media Manager para recibir una respuesta inmediata de sus clientes. “Las redes sociales te dan una respuesta inmediata del público. Podemos recibir ese feedback directo de cómo funcionan nuestros servicios y queremos profesionalizar esa gestión”, concluye Chapur.

 

Comentarios de “El desafío de servir más”

  1. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ V E R G Ü E N Z A QUE SEA ARGENTINA !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! IMPUNIDAD TOTAL !!!!. . . LIBERTINAJE MEDIÁTICO Y SIN NINGÚN RESPETO A LA MUJER Y MUCHO MENOS A LA INVESTIDURA PRESIDENCIAL !!! !!!!!!!!!!!!!!. . . ¡¡¡¡¡ QUÉ SEAN JUZGADOS SUS DUEÑ@S . . QUE LE HACEN MUY MAL AL PAÍS !!!!! . . .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *