Sociedad / 1 de Noviembre de 2016

Matías Garfunkel y Luli Salazar: un amor fugaz y 17 valijas de regalo

El empresario y la rubia tuvieron un affaire que no prosperó. Un mes en Estados Unidos y salidas al shopping.

Por | |

En su afán por encontrar una novia famosa, Matías Garfunkel tuvo un romance con la exuberante Luciana Salazar. A sus ojos, la blonda le garantizaba un pase seguro al ambiente del espectáculo del que quería formar parte y, para conquistarla, la invitó a pasar más de un mes en Estados Unidos.

Pasearon por Los Ángeles y se quedaron en la mansión que tiene Garfunkel en Aspen. Según allegados al empresario, sus actividades preferidas eran salir de compras. Matías quería complacer a Salazar y le cumplió su sueño de patinar sobre hielo.

Sin embargo, la relción no prosperó. Un conocido de Garfunkel afirmó que fue él quien “no la soportó”. Sin embargo, Luciana no salió del affaire con las manos vacías: cuando subió al avión que la trajó a la Argentina despachó 17 valijas nuevas repletas de los regalos que le había comprado su efímero enamorado.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *