Música / 7 de abril de 2017

Candombe binacional

Un uruguayo y dos argentinos le sacan lustre a la unión géneros. Se los pudo ver en el Club de Música de Palermo.

Por

Los tres tienen currículum muy cargados. El pianista uruguayo Ricardo Nolé se formó entre su Montevideo natal y la Buenos Aires que eligió como su segunda casa. Vivió en Europa. Y en su historia, más allá de sus varios proyectos personales, figura el haber tocado con artistas tan variados como Horacio Fontova, Rubén Rada (con quien dio mucho de lo mejor de sí), Quintino Cinalli, Litto Nebbia, Beto Satragni, Hugo y Osvaldo Fattoruso, Ron McClure, Pocho Lapouble, Alejandro Herrera, etc. A los argentinos Matías González, bajista, y Horacio López, baterista y percusionista, también les sobran los pergaminos. Integraron el glorioso trío Alfombra Mágica (junto a Quique Sinesi) que fue, al mismo tiempo, la base de respaldo para una muy buena época de Dino Saluzzi. Los dos son parte, en la actualidad, del prestigioso grupo Cuarto elemento, junto al Mono Izarrualde y Néstor Gómez. Y, como si fuera poco, se amontonan los nombres importantes con los que han compartido escenario y grabaciones.

Desde hace algo más de una década y con intermitencias, estos tres músicos salen a la calle con este proyecto que bautizaron “De orilla a orilla” y que tiene al jazz y al candombe como ejes. Y aunque todavía no ha registrado discos, demuestra una madurez y una integración capaces de competir en cualquier liga.

Nolé es un instrumentista muy formado que pone su pianismo al servicio de una música que conoce desde la cuna. Aprovecha el teclado en sus tres facetas: melódica, armónica y, muy especialmente, percusiva. Y desde allí conduce a sus compañeros que exhiben sus mismas solvencia técnica y musicalidad.

Este concierto incluyó una composición de González que hizo para su hija (“Negra Lucía”) y un par de obras de Nolé (“La mama vieja”, “Una luz… un brillo”, “Magallanes”), que pueden encontrarse en discos y en otras versiones. Pero a eso sumaron una pieza que el gran pianista McCoy Tyner hizo para homenajear a Santana (“Señor Carlos”), “Outubro” de Milton Nascimento, la muy bella “Atrás da porta” de Francis Hime y Chico Buarque, algo de Hugo Fattoruso y, un par de composiciones de Rubén Rada: “Sudáfrica canción antigua”, “Candombe para Figari”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *