Cabezas - 20 años, Sociedad / 9 de Mayo de 2017

Un sello homenajea a José Luis Cabezas a 20 años de su muerte

Se presentó ayer en el Senado con la presencia de Jorge Fontevecchia y Gladys Cabezas.

Por

Gladys Cabezas y Jorge Fontevecchia, presidente y CEO de Perfil Network. Foto: Juan Ferrari.

A 20 años del asesinato del fotógrafo de editoral Perfil  José Luis Cabezas, el  Correo Argentino emitió una estampilla en homenaje. Fue presentado ayer, en el Salón Azul del Senado Nacional.  Presidió el acto el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, junto a Jorge Fontevecchia, presidente y CEO de Perfil Network; Gladys Cabezas, hermana del reportero gráfico, y  el ingeniero Jorge Irigoin, presidente del Correo Argentino.

A través de un video, amigos, jefes  y familiares compartieron testimonios sobre la memoria de Cabezas:

Jorge Fontevecchia, presidente y CEO de Perfil Network: “Nosotros tuvimos una dictadura que fue especialmente sangrienta con los periodistas. Yo creo que eso dejo una cultura que hizo suponer que se podían seguir asesinando periodistas en la democracia. Cabezas fue quien pagando con su vida marcó este salto de calidad institucional de la Argentina”.

 Gustavo González, presidente de Editorial Perfil:  “Era capaz de componer escenas de la nada, con vacío absoluto de cualquier tipo de escenografía y variantes interminables”.

Edi Zunino, director de Noticias:  “José Luis era un obsesivo de buscar el foco, de encontrar el encuadre, de trabajar con absoluta economía de recursos, el podía lograr imágenes muy significativas, imágenes periodísticas muy fuertes sin apelar a ningún elemento, adorno, vestuario especial, escenografía previamente montada”.

 

Gladys Cabezas y Cristina Robledo, viuda del fotógrafo, agradeció al Correo Argentino por el homenaje.

El correo como metáfora del periodismo

Fontevecchia contó que tanto él como Cabezas coleccionaban estampillas. “La estampilla y el correo es una buena metáfora de la comunicación y el periodismo. De hecho el correo fue la primera forma de comunicación. Obviamente es distinta la comunicación que el periodismo, pero no hay periodismo sin comunicación. Me parece también una parábola que casualmente José Luis retrató a la persona que quería controlar un correo privado. El Correo Argentino hoy homenajea a 20 años del asesinato de Cabezas con una estampilla que es también el cierre de una parábola perfecta”.

Resaltó: “El homenaje del Correo que también quiere hacer a la libertad de prensa me parece muy oportuno porque estamos viviendo un momento de cierta preocupación respecto a los fallos de la Corte Suprema, que inician con un fallo no reconociendo la obligación de cambiar una sentencia casualmente de la libertad de prensa producida por el Tribunal, la Corte Interamericana de Derechos Humanos, lo que se llama el Tribunal de San José de Costa Rica”.

“(La muerte de) José Luis marcó un antes y un después al ver la reacción que tuvo la sociedad, en la cual quienes pretendían cometer algo similar se daban cuenta de que era peor el remedio que la enfermedad para ellos porque lograban exactamente el efecto contrario. Dejó una Argentina donde hay obviamente muchos problemas con la libertad de expresión, los hubo recientemente de manera más agigantada. Pero el asesinato de periodistas hoy parece algo tan poco probable, no quiero decir imposible, pero tan poco probable  como un golpe militar. (…) Cada tanto, tenemos que  volver a darle importancia a la memoria y a todo lo que se hizo para que en la Argentina no vuelva a haber dictaduras ni vuelva a haber asesinatos de periodistas”, cerró Fontevecchia.

Pinedo calificó como un “acto de justicia” el homenaje a Cabezas. Destacó el rol fundamental, dentro del poder democrático, del  “periodismo independiente crítico, libre, escrutador (…) Sin el poder del periodismo no hay democracia posible porque el pueblo se  queda sin voz si los poderosos que son los representantes del pueblo abusan de su poder”.

Finalmente Gladys Cabezas agradeció por el homenaje y aseguró que a su hermano “lo mató la mafia y la mafia sigue”.  El acto se cerró con el primer matasellado de la estampilla.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *