Personajes / 21 de junio de 2017

Darío Lopilato: “No sabía quién era Michael Bublé”

Actor camaleónico, filmó su nueva película junto a Gérard Depardieu. La salud de su sobrino Noah Bublé y su pasión por River Plate.

Fotos: Marcelo Escayola

Darío Lopilato se banca todas las etiquetas que le quieran poner. Porque tiene argumentos de sobra para no detenerse en el detalle. “El hermano de Luisana”, “el cuñado de Michael Bublé” o “el hijo de Pepe Argento”; lo cierto es que en su currículum no para de sumar éxitos. Su nueva película “Solo se vive una vez” junto a Gérard Depardieu y Santiago Segura, lo encuentra como un judío ortodoxo, miedoso y desconfiado. Increíble transformación, como cuando protagonizó la serie “Nafta Súper”, donde su look “wachiturro” copó la pantalla. Pasado el drama de su sobrino Noah Bublé, quien se recuperó de un cáncer en el hígado, sueña con probar suerte en el exterior.
Noticias: Filmar con Gérard Depardieu en Argentina, suena impensado.
Darío Lopilato: No lo podía creer cuando me lo dijeron. Aún hoy me pregunto cómo hicieron para que venga este loco dos meses a filmar a nuestro país, porque no creo que lo movilice el dinero. Yo hice casting para hacer la película. Pero no me molesta. Soy un laburador de casting crónico desde que empecé a los once años.
Noticias: Su imagen de Coqui está muy posicionada, necesitaban ver.
Lopilato: Es cierto eso. “Casados con hijos” me muestra muy en comedia y Coqui está muy posicionado entre la gente. Y aunque parezca mentira ya pasaron diez años. Eso me puede perjudicar, pero igual agradezco que esté al aire porque sé que es un ingreso seguro. Cuando lo levanten, lo voy a sentir.
Noticias: Y quedó en el casting…
Lopilato: Hice el primer casting, me vieron y les interesé, pero se enojaron porque fui sin el look solicitado. Y me llamaron para que vuelva vestido de judío y ahí quedé definitivamente. No podían creer que yo era ese que tenía barba, rizos, kipá y lentes.
Noticias: Dicen que Derpardieu es un hombre complejo, difícil.
Lopilato: En el día a día laboral, es muy profesional. Cuando tenía la posibilidad, me quedaba viendo cómo se paraba frente a las cámaras, cómo pasaba la letra y cómo impostaba la voz. Él hace de malo, pero malo, malo; que quería ir a pegarle. Pocos actores me sorprendieron así y eso que siempre trabajé con actorazos.
Noticias: ¿Recuerda algún consejo que lo haya marcado en su profesión?
Lopilato: Mi primer beso en televisión fue con Silvina Bosco y aún recuerdo las palabras de Enzo Viena. Me vio muy nervioso y con su voz afónica me dijo: “Vos tenés que saber qué quiere el director. Si quiere un beso intenso, vos mové la cabeza, las manos, besale los labios pero nunca saques la lengua; ahora si ella saca la lengua, vos dale”. No sacó nada, igual si sacó no me di cuenta porque estaba muy asustado (se ríe). Pero como ese podría contarte consejos de Leyrado, Francella, Brandoni.

Noticias: Es camaleónico en sus interpretaciones.
Lopilato: Me sentí bien interpretando a Yosi, mi personaje en “Solo se vive una vez”. Me gusta construir personajes. Y tal vez la gente se quede con Coqui, pero hasta encontrarle la vuelta a cada uno, hay un trabajo serio de fondo. Como también con “El Faisán” en la serie “Nafta Súper”.
Noticias: En todas las notas se lo ve buena onda, pero algo lo tiene que poner de mal humor.
Lopilato: Que pierda River. Creo que cuando River se fue a la B, estuve intratable. Por suerte pasó rápido. Pero trato de ser natural. No soy de enojarme, la vida te sorprende con cosas tan buenas como muy malas, para ir enojándome por ahí sin sentido.
Noticias: ¿Qué le causó el beso entre su hermana y Francella, su papá de ficción?
Lopilato: Juro que no lo vi. Pero no creo que me genere nada. Los dos son profesionales de la hostia y aunque para la gente esté instalado que son padre e hija, el contexto es otro, sus roles son otros. El morbo es de los medios, ni nuestro ni de la gente.
Noticias: Tiene el mundo a disposición y sigue viviendo en Villa Urquiza.
Lopilato: Nací en Villa Urquiza, hice toda mi infancia y adolescencia en la calle y para mí es normal caminar, ir a comprar. Saludo a más gente porque me conoce desde chico que porque me tiene de la televisión. Igual sueño en un futuro cercano, probarme en el exterior. Un tiempo nomás.
Noticias: La gente en su caso se vuelve hermética, más con Michael Bublé como cuñado.
Lopilato: No me molesta el reconocimiento, sacarme una foto. Si eso le hace feliz a alguien, también me hace feliz a mí. La semana pasada me tomé el subte y la gente me miraba, me saludaba. No me hago drama.
Noticias: ¿No le da miedo la inseguridad?
Lopilato: No. Soy muy precavido. Soy de relojear para todas partes, porque entiendo que estamos en un momento difícil del país. Y aunque no soy muy religioso, creo mucho en Dios y siento esa protección de ángeles que van y vienen.
Noticias: En Canadá o Estados Unidos no creo que mire para ningún lado.
Lopilato: Cuando estoy allá, extraño mucho Argentina. Los Ángeles o Vancouver son ciudades perfectas, donde prima el respeto y la amabilidad; pero siempre tengo ganas de volver a mi país. Los argentinos no somos ejemplares, pero tenemos resistencia a todo. Estamos acostumbrados a atar las cosas con alambres. Allá se presenta un problema y es el fin del mundo.
Noticias: ¿Cena familiar y se quedaron sin vino, va a comprar con su cuñado?
Lopilato: Hemos ido muchas veces al Carrefour o al quiosco de la esquina. Cero historia. Es uno más de la familia. Durante la primera etapa de relación con Luisana, cuando estaba en Argentina, le pedían a él que nos sacara fotos a nosotros con la gente y yo lo escuchaba decir “What the fuck”. Muy gracioso. Le gusta salir porque es tranquilo y no se la cree. Lo he llevado a los kartings, a jugar al futbol. Como jugador de futbol juega mejor al hockey, pero lo dejamos hacer un par de goles (sonríe).
Noticias: ¿Sabía quién era cuándo lo conoció?
Lopilato: Al año y medio recién me di cuenta de quién era realmente Michael Bublé, cuando lo vi en un show en Estados Unidos. Yo ni siquiera lo tenía de MTV. Y encima al ser músico y no actor, desconocía qué generaba. Igual es un tipazo.
Noticias: Pasó la tormenta con lo de la enfermedad de Noah, ¿cómo están con ese tema?
Lopilato: Estamos todos bien. Es un tema del que se habló mucho y muy reciente, pero voy a decir que está superado. Igual creo que en algún momento mi hermana saldrá a hablar bien porque lo que tiene para decir puede ayudar a mucha gente. Su enfermedad nos unió mucho como familia, nos fortaleció. En cuanto a mí, que ahora me quedé soltero, disfruto mucho de mis tres sobrinos, los dos hijos de Luisana y el de Daniela.
Noticias: Sus hermanas le habrán causado más de un dolor de cabeza.
Lopilato: De Luisana nunca fui celoso, pero de Daniela, mi hermana mayor, sí. Fui celoso y muy botón. No me pongas esto de título, por favor (se ríe). Mis amigos sabían muy bien cuál era el límite si venían a casa. No había que explicar nada porque estaba todo muy claro. Nada de miraditas porque se pudría todo.
Noticias: ¿Nunca sintió a Luisana como competencia?
Lopilato: No, para nada. Cada uno tiene su carrera, su vida, y si bien compartimos mucho, no somos competencia. Pegamos un par de trabajos juntos muy vistosos, pero no creo que por tener el mismo apellido, un productor o director tenga que elegir entre uno y otro.
Noticias: ¿Lopilato es sinónimo de éxito?
Lopilato: La pasamos bien pero la pasamos muy mal hace poco. Ahora estamos viviendo la parte de disfrutar a los niños de la familia. No importa que uno sea cantante internacional, que mis hermanas estén laburando a pleno, ni que yo haya filmando con Depardieu. Importa lo que hacen los chicos, que empiezan a caminar, que nos sacamos fotos, que vamos a ver a River y que nos amamos.

Mariano Casas Di Nardo

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *