Showbiz / 2 de Agosto de 2017

Juego de tomos: Boom de armaduras y dragones

Game of Thrones propició el salto de otras sagas de libros medievales y fantásticos a la tele.

Por

Adaptar libros era ya una fórmula clásica de Hollywood. ¿La contra? En general, un libro equivalía a una película. Pero obviamente los estudios, tanto de cine como de series, descubrieron una nueva fórmula para que el éxito sea duradero: las sagas. “Juego de Tronos” (Game of Thrones o GOT) que acaba de estrenar su séptima temporada en HBO, es la más exitosa de los últimos años, pero no la única.

Modelo GOT

George R.R. Martin, el creador de la saga “Canción de hielo y fuego” escribe lento. Muy lento. Demasiado para sus fanáticos alrededor del mundo. Pero para él y HBO, esto no supone un problema. “Juego de Tronos”, que estrenó el pasado 16 de julio (tendrá este año siete capítulos con un costo de diez millones de dólares cada uno), y en 2018 cerrará la historia con la octava y última, va por delante de los libros.

Martin solamente escribió cinco: “Juego de tronos” (1996), “Choque de reyes” (1998), “Tormenta de espadas” (2000), “Festín de cuervos” (2005) y “Danza de dragones” (2011). Los últimos dos, “Vientos de invierno” y “Un sueño de primavera” viven en su cabeza. Mientras tanto, Martin prefiere invertir su tiempo en más series. El novelista estrella en la actualidad gana unos 25 millones de dólares al año: 15 que le paga HBO y otros 10 de regalías por sus novelas, que vendieron más de 60 millones de copias y fueron traducidas a 47 idiomas. Y trabaja en varios proyectos para ampliar el universo con foco en Westeros, la Tierra Media de Martin. En mayo HBO confirmó que tiene en carpeta cuatro spin-offs de Juegos de Tronos.

Mayormente serían precuelas y subhistorias fuera de la trama principal que terminará en 2018. “Explorarán diferentes períodos de tiempo en el universo creado por Martin en su serie de libros Canción de hielo y fuego”, explicaron a NOTICIAS desde el canal.
Uno de estos desprendimientos podría ser “Tales of Dunk and Egg”, otra saga de Martin que ya tiene tres libros: “El caballero errante” (1998), “La espada leal” (2003), y “El caballero misterioso” (2010). Dunk es el futuro comandante de la guardia del rey, Duncan the Tall, y “Egg” es el heredero al trono, Aegon V Targaryen, en una historia que se sitúa 90 años antes de los eventos relatados en “Canción de hielo y fuego”.

¿Suficiente para Martin? No. Al margen del universo de GOT y HBO, está terminado de ajustar otra serie para SyFy, “Nightflyers”, basada en su novela homónima de 1980 (llevada al cine clase B en 1987). La tierra está a punto de ser destruida y un grupo de exploradores en una nave espacial, El Nightflyer, descubren la clave para salvar a la raza humana.

George R.R. también trabaja en una adaptación de “Wild Cards”, múltiples historias de un futuro distópico: un virus extraterreste reescribe el ADNde la humanidad. A algunos los deja incapacitados, y a otros les da superpoderes. En total hay 23 libros publicados, y la serie fue adaptada a cómics y juegos de rol: suman en conjunto 5 millones de ejemplares.

Con pata histórica

La pasión épica que desató en la televisión GOT motivó al productor Michael Hirst, autor de la exitosa “Los Tudor”, a buscar una historia del género para ofrecerle a la BBC. El resultado fue “Vikingos”, basada en la leyenda de Ragnar Lodbrok, uno de los héroes más famosos de la cultura nórdica. Pero BBC desechó la ficción histórica que terminó exhibiéndose por History Channel, y se convirtió en un hit: ya lleva 5 temporadas.

Acusando el error, BBC salió a la caza de una historia similar. Y la elegida fue la saga histórica de Bernard Cornwell “Sajones, vikingos y normandos”, cuyo primer libro, “El último reino”, da nombre a la versión televisiva como ocurre con GOT.

Cornwell que tiene 30 millones de libros vendidos, y que en Argentina editó Edhasa (la saga que comenzó en 2004 tiene ya diez títulos pero sólo los tres primeros se consiguen acá: “Northumbria, el último reino” , “Svein, el del caballo blanco”, y “Los señores del Norte”), es justamente uno de los autores festejados por George R.R. Martin, que ha ponderado sus escenas de batalla como “las mejores que leí de cualquier escritor pasado o presente”. Y él mismo ha reclamado que la BBC ponga en marcha nuevas temporadas de la serie, que acaba de estrenar en Netflix su segunda entrega: tiene ocho episodios por temporada, se filma en Hungría con un presupuesto de 8 millones de dólares (menos que lo que sale un capítulo de GOT) y fue vista por 5,4 millones de televidentes.

La historia arranca en el año 866 para contar cómo fue formándose lo que hoy es el Reino Unido, a partir de los cruces de espadas entre sajones y vikingos. Uhtred (Alexander Dreymon), un joven nacido en una aristocrática familia de Northumbria, que fue raptado y adoptado por el sanguinario Ragnar (ahí la referencia a “Vikingos”), uno de los líderes de la tribu escandinava, es el personaje principal que encarna las idas y vueltas entre las dos culturas, para terminar constituyendo una identidad común. De fondo está la historia del rey Alfredo “El Grande”, y la eficaz tarea de Gareth Neame, el mismo de “Roma” y “Downtown Abbey” a cargo de la producción.

Público femenino

Si algo diferencia a GOT de otras sagas con inspiración medieval y fantástica como “El Señor de los Anillo”, es el protagonismo que tienen las mujeres. Cescei Lannister, Daenerys Targaryen, Sansa y Arya Stark, y hasta Lyanna Mormont, son las mujeres fuertes de la saga, capaces de atraer al público femenino a un género que le era esquivo.

Dos series se hicieron eco de ese fenómeno. Por un lado está “La guerra de los primos”, la saga que gestó Philippa Gregory y que cuenta ya con seis libros que Fox adapta a la pantalla chica: “La Reina Blanca” aunó los primeros cuatro libros de la saga (“The White Queen”, “The Red Queen”, “The Lady of the Rivers” y “The Kingmaker’s Daughter”) contando desde la perspectiva femenina el enfrentamiento entre las casas York y Lancaster por ascender al trono de Inglaterra, episodio histórico conocido como “La Guerra de las dos rosas”. Estrenada en 2014 tuvo un segundo auge con la plataforma Fox Play y motivó la secuela: “La Princesa Blanca” (basada en el libro homónimo de Gregory de 2013) se estrenó este año con ocho capítulos que muestran el ascenso al trono de una nueva generación (la serie fue vista en Starz por 845.000 personas, y la cifra se duplica en el mundo).

Por otro lado, y para el público que busca la veta fantástica con dragones y hechiceros, MTV en EE.UU. (con ratings de 0.4), y SyFy en Argentina, emiten “Las crónicas de Shannara”, basados en la extensa saga que escribió Terry Brooks –editorial Océano publicó en junio el primer libro de la saga: “La espada de Shannara”–, tomando algunos elementos de “El Señor de los Anillos”. El universo Shannara está compuesto por 24 cuentos, tres novelas, un cómic. Y claro, la serie de televisión con sus 10 capítulos por temporada, filmados en Nueva Zelanda como la saga basada en los libros de J.R.R. Tolkien que llevó al cine Peter Jackson.

Clásico esperado

Stephen King escribió ocho libros de “La torre oscura”, la saga que mezcla fantasía, terror y western, y a la que él denomina su magnum opus, su obra maestra. Y además de las novelas que suman más de 4.000 páginas, otros libros del autor se relacionan con la historia, personajes o conceptos. Inspirada en “El Señor de los Anillos”, la leyenda arturiana y “El bueno, el malo y el feo”, el film del “hombre sin nombre” encarnado por Clint Eastwood, la saga nacida en 1982 con el libro “El Pistolero”, aguardaba su pata fílmica. Y finalmente la tendrá este año: en agosto –el 24 para ser precisos–, se estrena la primera película de la que promete ser una franquicia longeva: “La torre oscura”, protagonizada por Idris Elba y Matthew McConaughey. El film tuvo un presupuesto de 60 millones de dólares y el propio King colaboró con el guión. Y ya está casi confirmado que “The Dark Tower” tendrá una serie de televisión, en la que Elba seguiría interpretando al protagonista de la saga.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *