Sociedad / 6 de Agosto de 2017

Quién comanda la búsqueda paralela del avión perdido

Un amigo de los pilotos inició un operativo privado. Sumó una red de voluntarios y, además, se puso a disposición una web de búsqueda satelital, que fue utilizada para encontrar el Malaysia Airlines.

Por

El avión (Mitsubishi matrícula LV-MCV) se perdió en la zona del Delta, minutos despúes de su despegue en San Fernando. Hace más de 10 días que se encuentra desaparecida, y nada se sabe de las personas que viajaban abordo: Matías Ronzano (piloto), Emanuel Vega (copiloto) y Matías Arista (propietario del avión)

Las autoridades lo están buscando desde hace 10 días. Pero, al cierre de esta publicación, no había indicios del paradero del avión que misteriosamente se perdió en el Delta. Lo curioso es que, por primera vez, amigos de las víctimas iniciaron una búsqueda paralela. Este operativo privado comenzó un día después de que Eduardo Génova, piloto y amigo de la familia de Matías Ronzano -uno de los tripulantes de la nave-, hiciera un pedido solidario a través de Facebook para que todos aquellos que estén dispuestos a colaborar con el rastrillaje lo hagan inmediatamente con sus propios medios.

Al día siguiente, entre 14 y 16 aviones más 2 helicópteros se sumaron en esta búsqueda casera que, junto con 1.500 voluntarios, trabajan desde entonces detrás de cuanta pista llega a sus oídos. “Hasta nos llegó donación de combustible”, cuenta Génova, aunque reconoce que les “falta un poco de organización y planificación en el trabajo”. Es que ante la primera denuncia que reciben, todos salen con la esperanza de encontrarlos. “Salimos porque creemos que hay posibilidades de encontrarlos con vida, son los pilotos, y los pilotos tenemos instinto de supervivencia”, explica Génova, haciendo alusión a Emanuel Vega y Matías Ronzano, dos de los integrantes del avión desaparecido que volaban profesionalmente. El otro, Matías Aristi, el propietario de la aeronave, utilizaba ese medio de transporte de forma cotidiana para trasladarse de un punto a otro del país con el fin de llegar a distintas zonas donde la familia tiene campos.

Ojo virtual. Al cierre de esta nota, aun no han habido novedades sobre el paradero de la nave. Circuló mucha información incorrecta y la búsqueda oficial no satisface a los familiares de los tripulantes. Entonces, algunos de sus allegados pusieron a disposición una página web que funciona como sistema de indagación virtual que facilitaría el sondeo de manera satelital, desde cualquier dispositivo web. Se trata del sistema crowdsourcing Tomnod, más conocido como el “gran ojo”, que fue utilizado para buscar el Malaysia Airlines que había desaparecido en 2014. De esta manera, cualquier persona podrá colaborar con algún indicio de lo que vea a través de su pantalla para encontrar el avión. Las imágenes son tan nítidas que hasta se pueden detectar pequeños objetos. “Tenemos ese sistema, que tiene su instructivo, para que cualquiera se anote y comente si ve algo”, señala Génova. Y agrega: “También hay otro sistema, más profesional, que es pago, como un Google Earth, que sólo algunos lo estamos utilizando”. Tal vez, el trabajo de los internautas, así como los voluntarios que salen todos los días a rastrillar, hagan de esta búsqueda paralela un operativo exitoso que pueda dar con el paradero de la misteriosa nave.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *