Política / 11 de abril de 2012

Un viejo ‘patova’ de Kirchner ahora custodia a Guillermo Moreno

Junto al fallecido ex presidente, Néstor Kirchner.

En el mundo del kirchnerismo, Sergio “Tuta” Muhamad dejó de ser palabra prohibida. El pelado, hincha de Chacarita y puntero peronista que en octubre del 2006 trompeó a legisladores, médicos y periodistas en el Hospital Francés, hoy milita en las filas de la Agrupación Pueblo peronista, del polémico Guillermo Moreno. Es uno más de los robustos soldados del funcionario.

“Tuta” se convirtió en un personaje maldito para el Gobierno el 10 de octubre del 2006 y pasó a integrar la lista de imágenes que sacudieron al Kirchnerismo. Ese día, fue filmado liderando una patota que causó destrozos en el nosocomio. Enseguida, sus nexos con Alberto Fernández, entonces jefe de Gabinete, Héctor Capaccioli, superintendente de Servicios de Salud, y el PJ porteño, salieron a flote.

Fue procesado por lesiones, daño agravado e instigación al delito, le trabaron un embargo de 20.000 pesos y lo echaron de su trabajo en la Subsecretaria de Descentralización del Gobierno porteño, que conducía Jorge Telerman.

Su imagen negativa lo hizo desaparecer por varios años de los primeros planos del poder, pero a fines de 2011 se puso a las órdenes de Moreno y su agrupación Pueblo Peronista, y es uno de los rostros visibles de la unidad básica morenista “El Fortín” de la Comuna 15, en Villa Ortúzar.

En el brindis de fin de año que organizó Moreno, el 20 de diciembre pasado, “Tuta” lo custodió, y es frecuente verlo parado frente a la Secretaría de Comercio Interior, en el microcentro. Además, atesora una foto de su compromiso K: sentado en el sillón de Rivadavia, como todo un presidente.