On Demand / 1 de mayo de 2017

SpiceWorld

Por

Anton Ego, gran crítico que conocimos en “Ratatouille”, no sólo tiene un gran monólogo: antes de la comida decisiva de ese film pide “perspectiva”. Cuando las Spice Girls arrasaron el mundo, no la hubo: los críticos “serios” del universo las odiaron como personajes, como representantes del pop, ideológicamente y también odiaron su película, que es como un gran homenaje a “Anochecer de un día agitado” con cinco chicas que tomaron el poder de su propia carrera y generaron una revolución increíble y duradera. En perspectiva, pues, este film es desparejo y a veces falto de timing cómico. Pero cuando acierta (la secuencia de los ensayos, la autoconciencia total, el final después del final) lo hace con fuerza. Y además están las canciones: la perspectiva indica que muchas son grandes creaciones pop sobre la independencia de las mujeres. El triunfo