Menú
Política / 28 de mayo de 2018

La Iglesia y la política: un importante obispo se sumó a una reunión del PJ

El arzobispo de San Juan asistió a una charla del gobernador Sergio Uñac. Otro obispo aseguró que el Papa dijo: “Hay que defender toda la vida”. ¿Advertencias para Cambiemos?

Por

En general, los hombres fuertes de la Iglesia local intentan escapar a la agenda mediática o a quedar atrapados en la grieta. Por eso fue sorpresiva la visita del arzobispo de San Juan, Jorge Lozano, a una reunión del PJ de esa provincia de la semana pasada. En un hecho que recién trascendió ayer, se conoció también que a esa velada asistió el gobernador local, Sergio Uñac. Todo esto ocurre a horas de que el canciller Jorge Faurie se vea cara a cara con el Papa Francisco, que, a su vez, hizo llegar un mensaje al país mediante uno de sus emisarios. ¿Seña para el Gobierno?

El martes 22 de mayo, por la noche, Lozano llegó a una reunión partidaria en el departamento de Rivadavia. Allí lo esperaban Uñac, varios de sus funcionarios y todavía más militantes.  Según reveló “Tiempo de San Juan”, el ex titular de la Pastoral Social llegó con su pen drive y dio una conferencia de media hora con el apoyo de frases del Papa Francisco.  Luego respondió preguntas. La charla fue similar a la que dió el arzobispo de Buenos Aires, Mario Poli, en el último Tedeum acerca de que la política debe ser un servicio al otro y no un medio para enriquecerse, y que la persona debe ser puesta en el centro, no el mercado. También habló sobre apoyar “la cultura del encuentro” que suele pregonar Bergoglio. “El punto de unión entre las dos partes es la Doctrina Social de la Iglesia”, dicen desde el entorno de Lozano.

Lozano en la charla en el PJ. La foto la subió el gobernador Uñac a su cuenta de Facebook.

No es la única novedad dentro del mundo eclesíastico. El obispo de Chascomús y secretario de la Conferencia Episcopal, Carlos Malfa, estuvo de viaje en el Vaticano. Allí se reunió con el Papa, que, en medio del debate sobre al despenalización del aborto, le dio un mensaje contundente: “Hay que defender toda la vida en todas las etapas de su desarrollo, antes y después de nacer”.

El monseñor Carlos Malfa junto a Francisco, hoy en el Vaticano.

Francisco viene de dar señas como para que más de uno en el Gobierno levante las orejas: el fin de semana, en un video que grabó para el II Encuentro Nacional de la Juventud que se hizo en Rosario, el Sumo Pontífice criticó a “los que dicen que los héroes nacionales ya pasaron”. “A los que dicen eso ¡Reíteles en la cara! Son payasos de la historia. Eso  no tiene sentido, que ahora empieza todo de nuevo. No renegués de la historia de tu Patria, no renegués la historia de tu familia, no niegues a tus abuelos, buscá las raíces, busca la historia y desde allí, construí el futuro”, citó el Papa. En las redes se viralizó el mensaje y algunos, como el ex titular del Sedronar, el padre Juan Carlos Molina, entendieron ese mensaje como un ataque contra los nuevos billetes que reemplazaron a los próceres con animales locales y contra la ideología que impera en el PRO de no resaltar la historia argentina.

Si en verdad Francisco tiene algún inconveniente con el Gobierno, quizás mañana tenga la oportunidad de hacerselo saber a uno de sus más altos funcionarios. Es que el canciller Jorge Faurie se encuentra en la ciudad santa, a donde viajó para tener reuniones con su par vaticano, Paul Gallagher, y el secretario de ese estado, Pietro Parolin. Mañana, a las siete y media, Faurie se cruzará con el Papa en la tradicional misa de Santa Marta, aunque no se espera un encuentro entre ellos en privado.