Menú
Personajes / 16 de septiembre de 2018

Vera Spinetta: “Me cuesta la definición personal”

La hija menor de Luis Alberto Spinetta estrena su primer protagónico en cine con “Soledad”, dirigida por Agustina Macri.

Foto: Marcelo Escayola.

Vera Spinetta no recuerda qué búsqueda en Internet la puso cara a cara con Soledad Rosas hace un par de años, pero ella tiene viva la fascinación que le produjo. Se había quedado imantada al saber de esa chica de 24 años que, a fines de los noventa, viajó desde Buenos Aires a Europa y se convirtió en un ícono del movimiento anarquista italiano, fue apresada, acusada sin pruebas y terminó suicidándose después de que su pareja hiciera lo mismo en su celda. “Me quedé impactadísima y empecé a leer todo lo que había de ella. En ese momento lo primero que pensé fue: ‘¡Qué hermoso poder ser ella un rato!’”.

Noticias: ¿Qué la había conmovido tanto de Soledad Rosas?
Vera Spinetta: Esa fuerza de ella hasta el final, esa manera de vivir tan libre, tan en serio, tan comprometida.

Noticias: ¿Qué sintió cuando la convocaron al casting de la película “Soledad”?
Spinetta: Fue como cuando tenés una certeza y, a la vez, la incertidumbre total porque uno no puede controlar nada de la decisión del otro, dependía de muchos factores que la hiciera o no. Tuve un tiempito para preparar el primer casting y me lo tomé muy en serio (se ríe), sentí que no había otra forma de encarar esto.

Noticias: ¿Qué significa “tomarlo en serio”? ¿Qué hizo?
Spinetta: Bueno, estuve aislada del mundo la semana anterior al casting, en mi casa, sola. Agarré las cuatro escenas del casting y las hice pelota, las analicé, las pasé, quería saberlas de memoria a nivel texto para poder después fluir con la emoción. Y me aislé del mundo, estuve como en silencio, sin bañarme, sin cambiarme. Sentí la necesidad de conectar con esas cosas que atravesaba en las escenas y, si iba a estar viendo a mis amigos y yendo con mi hija (Eloísa,3 años y medio) a la plaza… Estuve híper nerviosa los días anteriores, pero llegué al casting tranquilísima, diciendo: “Hasta acá estuvo buenísimo, si se da, se da, y si no se da, igual me encanta haber vivido todo esto”. Y re conectada con ella, soñando con ella, fue muy fuerte toda la primera etapa.

Foto: Marcelo Escayola.

Noticias: ¿Hubo algún momento donde pensó que se le escapaba la oportunidad?
Spinetta: ¡Sí! En la segunda instancia de casting, me fue muy mal. Me llamó la directora de casting ese mismo día y me dijo (grita): “¿Qué pasó?”. Y le dije (grita más fuerte): “¡¡No sé, pero me quiero morir!!”. Me dijo que Agustina y ella me querían ver una vez más, armamos otra cosa más fluida entre las tres y el hermano de Agus, Fran (Francisco), filmaba. Nos juntamos en la productora a improvisar. Fue hermoso, nos quedamos horas. A los pocos días me llamaron y me dijeron que la íbamos hacer.

Vera tiene debilidad por las suculentas, esas plantitas carnosas que crecen sin demasiado cuidado y en cualquier condición. Su árbol genealógico la enlaza como hija menor de Luis Alberto Spinetta y hermana de Catarina, Valentino y Dante. Su primer protagónico en cine es, a su vez, la ópera prima de Agustina Macri, la hija mayor de Mauricio Macri, quien siempre conservó distancia respecto a la exposición y cargo de su padre. Cuando la película se estrene el próximo 20 de septiembre, ambas darán la pulseada pública para que sus apellidos no opaquen sus nombres.

Noticias: Tanto usted como Agustina Macri tienen el desafío de hacer un sello propio.
Spinetta: Sí, nos tocó eso, pero me parece que lo importante en este caso es la historia que nos unió y que queremos contar desde el amor, desde la entrega y si somos “hijas de”, bueno, qué querés, es así, es una condición que uno no elige. Lo que sí uno elige es sobre su propia vida y las cosas que quiere hacer. Y esta es una película que va más allá de quiénes somos.

Noticias: Como actriz debe ser distinto asumir un personaje basado en una persona real, ¿no?
Spinetta: Sí, es re fuerte porque hay una especie de compromiso en la interpretación, querés ser fiel a la esencia, más allá de que no vamos a poder estar adentro de los sentimientos y de los pensamientos de Soledad tal cual fueron pero podemos tener una interpretación lo más acercada a. Es una responsabilidad sobre todo por el amor que le tengo.

Noticias: Esa es una de las palabras que atraviesan la película y que también está muy presente en su propio discurso: el amor. Soledad se enamora de un hombre y de un ideal. ¿Usted es así de entregada?
Spinetta: Absolutamente. Soy intuitiva, la intuición creo que es lo que me rige, en todo sentido. Pero tampoco me gusta pensar en las limitaciones de cómo uno es, porque uno cambia todo el tiempo, los vínculos se van modificando. Entonces me cuesta la definición personal, en general.

Noticias: Otro de los ejes de “Soledad” es la rebeldía. ¿Usted se considera rebelde?
Spinetta: Más que rebelde, libre, o sea, creo que la rebeldía es algo en consecuencia de otra cosa. Mis padres conmigo fueron muy comprensivos en todas las etapas, con lo que yo quería hacer, con lo que me gustaba. La rebeldía tiene que ver más con que estás oprimido. Fui una adolescente tranquila, siempre con mis amigos, pasándola bien, cero conflicto. Libre, ellos me enseñaron eso.

Foto: Marcelo Escayola.

Noticias: Como mamá, ¿es igual de comprensiva?
Spinetta: La maternidad para mí es un mundo de descubrimientos porque cada momento es distinto, del niño y de uno, entonces es configurar una especie de ida y vuelta entre el deseo del niño y tu forma de crianza, a la que vas descubriendo. Me parece que entre Eloísa y yo nos entendemos bien porque nos comunicamos todo. Tiene su forma de ser, que no pretendo modificar en absoluto, y la trato de acompañar desde lo que es ella, como soy yo, nos vamos adaptando una a la otra y trato de que la convivencia sea amena para las dos. Me parece que la dejo ser, en eso sí se vincula con mis viejos, en acompañar y dejar ser.

Noticias: ¿También siente la dificultad por definirse respecto a sus intereses profesionales?
Spinetta: Sí, me gustan hacer muchas cosas pero sobre todo me gusta actuar, hacer música, cantar. Ahora estoy preparando un disco.

Noticias: ¿Con temas suyos?
Spinetta: Sí, de música mía, eso me hace muy feliz.

Noticias: Contaba que cuando se subió al escenario con su padre y con Dante, el poder ponerse en personaje de cantante la salvó de la inhibición, ¿le sigue pasando?
Spinetta: Sí, no me refiero a un personaje de algo que no soy sino como a un resguardo de “estoy cantando, estoy conectando con la música”, porque tal vez es algo que me ha costado, en el sentido de las presiones que uno se pone a sí mismo, pero me parece que eso se va diluyendo. No sé cómo va a ser cuando me vuelva a subir al escenario a cantar pero sí sé que si el miedo no es motor, no sirve para nada. La inhibición pierde forma rápido si estás conectada con lo que hacés.

Noticias: Lleva el pañuelo verde a favor de la legalización del aborto. ¿Qué otras cosas la hacen salir a la calle y envalentonarse?
Spinetta: Eso (la legalización del aborto) es una gran lucha que vamos a ganar, pero creo que es el feminismo en sí, como base de una fuerza de volver a algo natural: que la mujer es igual de fuerte y tiene los mismos derechos que el hombre. Son cosas que estamos conquistando, aunque debería ser lo normal, pero me fascina poder ser parte de ese movimiento. Mis sobrinos adolescentes ya piensan de otra manera y no son tantas generaciones después que yo. Me parece que la fortaleza es enseñarles a nuestros hijos, a nuestros pares, a nuestros padres, a todos, esta manera de despertarnos como de un sueño aletargado, infinito, que se ter-mi-nó (remarca las sílabas).

Noticias: ¿Tuvo esa charla con su madre?
Spinetta: Mi vieja es increíble. Es una persona ejemplo para mí. Si bien a ella le enseñaron otras cosas, generacional y culturalmente, es una mujer que dio vuelta la tortilla fuerte. Por algo nosotras pensamos como pensamos y mis hermanos también.

Noticias: Hay otro tema que se desprende de la película: el ser leyenda. Es muy emblemática la foto de Soledad haciendo “fuck you” mientras se la llevan esposada.
Spinetta: Sí, pero espero que no sea solo eso, eso es un instante de su vida, que puede tomarse como algo icónico pero ella va más allá.

Noticias: Lo quería relacionar con su padre, un ícono del rock.
Spinetta: Lo que me conmueve de esos personajes, entre comillas, es (piensa las palabras) cómo es la palabra… es el ser consecuentes. Tanto en el caso de Sole como en el caso de Luis, mi papá, a quien amo profundamente, fueron personas absolutamente consecuentes con su forma de sentir y de pensar. Si eso para la gente genera un ícono, está bien, pero lo importante es el mensaje.

Valeria García Testa
@valgarciatesta