Menú
On Demand / 15 de noviembre de 2018

Me amarán cuando esté muerto

“El otro lado del viento” se puede ver en tándem con “Me amarán cuando esté muerto”, un documental que muestra el “lado B” de la realización de esa película, con las palabras de los protagonistas y los testigos.

Por

**** Lo bueno del asunto es que “El otro lado del viento” se puede ver en tándem con “Me amarán cuando esté muerto”, un documental que muestra el “lado B” de la realización de esa película, con las palabras de los protagonistas y los testigos, y clarifica bastante las intenciones del creador de “El Ciudadano” a la hora de realizar ese desquicio que es “El otro lado…” Más allá de que esta producción es demasiado “cuadrada”, el material del que dispone y cómo lo hace resultan fascinantes, y muestran también un retrato mucho más humano de ese genio según Cabrera Infante demasiado frecuente que fue Orson Welles. Paradójicamente, el rodaje parece una tortura pero la gente termina pasándolo bien, o algo por el estilo, y da la impresión de que a Orson le gustaba más filmar que hacer o terminar una película (quizás también por culpa del horrible ostracismo al que lo forzó Hollywood para “castigarlo” por El Ciudadano). Consejo: vea las dos películas en sesión continua. El efecto es mejor.

(EE.UU., 2018) Documental. Dirección: Morgan Neville. Con Orson Welles. Netflix.