EMPRESAS | 13-09-2019 23:16

Givaudan: innovar como estandarte

Secretos del gigante suizo que perfuma el diario PERFIL, comida, ropa y mucho más.

En un mundo híperindustrializado, la creatividad y la innovación de las empresas se volvieron factores determinantes para alcanzar el éxito. Así lo entienden en Givaudan, marca suiza líder en el mundo de las fragancias, donde irrumpir en lo habitual para transformarlo en novedad forma parte del ADN de la compañía.

Con esa concepción, sus maestros perfumistas trabajaron durante meses para que desde el pasado 10 de agosto el diario PERFIL se convirtiera en el primer periódico de la región en tener sus páginas perfumadas con una fragancia propia, cítrica, especiada y floral, que se incorpora mediante la tinta utilizada en la impresión. Sin dudas, la transición digital generó en los medios una explosión creativa para revolucionar la industria que va más allá de la información. Con esta iniciativa conjunta con la filial argentina de Givaudan, PERFIL no sólo ofrece un plus de placer y originalidad a sus lectores, sino que también refuerza su rol de pionero en tendencias para la prensa escrita. Ahora, el diario tiene un aroma moderno con notas de lirios, bergamota y mandarina, armonizadas con toques de especias frescas que su creador, el perfumista brasileño Walter Soares, definió como una “perfecta mezcla entre la salvia, flor de jengibre y cardamomo”.

María Eugenia Mariscotti, responsable comercial de Givaudan en Argentina, lo cuenta: “El objetivo apunta a despertar emociones en las personas mientras leen el diario. Intensificar no sólo la imaginación, sino también vivir la noticia de un modo diferente”.

Un negocio intenso. En las instalaciones de la firma suiza se crea el 30% de las fragancias que circulan en el mundo, como las de Christian Dior, Yves Saint Laurent, Nina Ricci, Givenchy, Pierre Balmain, Paco Rabanne, Oscar de la Renta y Kenzo, entre otros. "Estamos presentes en las marcas premium de fragancias, pero también en productos alimenticios, de higiene personal, para el cuidado de la ropa y de limpieza del hogar”, destaca Mariscotti.

En ese contexto, no resulta extraño que las ventas globales del grupo para el primer semestre de 2019 alcanzaran los US$ 3.000 millones, es decir, un incremento del 15% respecto al año anterior. La División de Fragancias tuvo una facturación de 1.362 millones, mientras que la División Flavor trepó a 1.733 millones.Según informaron desde la compañía, esta suba de ventas fue impulsada por “aumentos de precios que permitieron recuperar el impacto de los mayores costos de insumos, junto con un fuerte crecimiento de nuevas ganancias”.

Ya en el segundo semestre, Givaudan siguió el buen impulso comercial, con la cartera de proyectos y tasas de ganancia sostenidas a un alto nivel, que abarcó todos los segmentos de productos y geografías. En América Latina, por ejemplo, las ventas aumentaron 23% en todos los mercados y segmentos de la región, con una destacada tendencia liderada por Brasil, México, la Argentina y Colombia.

El impulso tecnológico. Después de 251 años en el negocio de las fragancias -sí, la firma nació en 1768-, Givaudan también aprendió que la innovación pasa por la incorporación de nuevas tecnologías a sus procesos. “La inteligencia artificial (IA) forma parte de las herramientas que utilizan nuestros perfumistas para crear más y mejor: al componente hedonista, que es el principal, hay que sumarle estabilidad. No es lo mismo crear una fragancia para un perfume fino que para un desodorante o un jabón en polvo para la ropa”, explica Mariscotti.

Al respecto, la empresa inauguró recientemente su nuevo Centro de Innovación insignia en Kemptthal, Suiza, con el objetivo de acelerar sus esfuerzos globales para crear soluciones de sabores, fragancias diferenciadas y sostenibles para alimentos y bebidas, belleza personal y otros segmentos de su industria. Este desarrollo representó una inversión de US$120 millones, la más grande que realizó hasta ahora para investigación; y es parte de un ecosistema de innovación global diseñado para aprovechar la gran experiencia de la compañía en estrecha colaboración y cocreación con sus clientes y socios.

El centro ofrece más de 12.000 metros cuadrados para 300 empleados que se beneficiarán de capacidades innovadoras para investigación en química, biotecnología, biocatálisis, fermentación, tecnologías de entrega de sabor, ciencia sensorial y de aplicaciones que le permitirán a Givaudan impulsar nuevas soluciones para planificar tendencias futuras.

“Además usamos tecnología para diseñar fragancias con determinados beneficios”, comenta Mariscotti. “Tenemos patentes registradas para crear perfumes que ayudan a las personas a sentirse felices, relajadas o energizadas. Incluso logramos medir mejoras en la calidad del sueño a través de estímulos olfativos diseñados con base en años de investigación”, agrega.

Para alcanzar el máximo nivel de desarrollo en su negocio, Givaudan cuenta en su staff con 150 maestros perfumistas distribuidos en cinco estudios ubicados en París, Nueva York, Dubái, Singapur y San Pablo, donde se conectan con diversas culturas y tendencias locales.

“Los perfumistas son el alma de nuestra empresa”, reconoce la especialista que desde hace 22 años trabaja en el sector. Y puntualiza: “A través de las fragancias que creamos, cada día tocamos las emociones de millones de personas en todo el mundo, porque el sentido del olfato se conecta directamente con la parte del cerebro que las maneja. Lo que convierte al estímulo olfativo en algo muy poderoso”.

por Carlos Toppazzini

En esta Nota

Comentarios

Música

A tres días de las elecciones

El resumen de una jornada cargada de noticias.

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario