POLíTICA | 15-09-2019 13:28

Por qué viajó Cristina Kirchner a ver a su hija, Florencia

La hija de la ex presidenta sigue con su tratamiento: linfedema en sus piernas y depresión.

Cristina Kirchner viajó la noche del miércoles 11 de septiembre a Cuba para volver a acompañar a su hija Florencia. La noticia del viaje llamó la atención porque la ex presidenta había regresado de La Habana el pasado 30 de agosto, es decir que solo estuvo en Buenos Aires 10 días. Al viaje la acompañó el productor audiovisual y amigo de la familia, Jorge “Topo” Devoto, quien se volvió un gran aliado de la ex presidenta en el cuidado de su hija, de quien el “Topo”, además, es amigo. Comparte su pasión por el cine. Florencia sigue con su tratamiento que ya excede el linfedema que sufría en sus piernas. El cuadro es más complejo e incluye una depresión. En la presentación de su libro en La Plata, Cristina afirmó que “lo de Florencia es una cosa muy dura”. Y se quebró y suspendió la presentación cuando dijo: “Yo me siento responsable”.

Desde el entorno de la ex presidenta afirmaron a NOTICIAS que el viaje no tuvo nada de imprevisto. Lo hicieron para calmar los rumores sobre nuevas complicaciones en la salud de Florencia. La explicación fue que el pedido de autorización para viajar se presentó el lunes 9 de septiembre para evitar que se filtrara y se hiciera de eso una noticia durante todo el fin de semana. Por otro lado, argumentaron que ya comienza la campaña y será difícil que Cristina pueda volver a viajar tan pronto.

El jueves 12, el TOF 5, solicitó un nuevo informe de salud de Florencia para conocer su estado de salud actualizado. Es el primer pedido luego de la exigencia de comparecer en la embajada argentina en La Habana cada 15 días.

En esta Nota

Rodis Recalt

Rodis Recalt

Periodista de política y columnista de Radio Perfil.

Comentarios

Música

A tres días de las elecciones

El resumen de una jornada cargada de noticias.

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario