Blogs / 5 de octubre de 2012

La polémica de la donación de sangre

La medicina se encuentra con un freno para poder diagnosticar a un probable paciente con HIV, cosa que no pasa en otras patologías.

En el mundo, no solo en nuestro país, existe un desequilibrio entre la necesidad de sangre que se requiere diariamente y la cantidad de donantes. Las leyes internacionales que regulan la donación y sus derivados tienen muchos criterios de exclusión.

Tómense el tiempo, abran el link y lean detenidamente lo que La Asociación Argentina de Hemoterapia e Inmunohematologia, siguiendo pautas universales, establece como impedimentos para donar sangre. ¿Son muchos no? Por ejemplo, a mi me encantaría donar sangre, pero no puedo. Tengo una anemia del Mediterráneo y una tiroiditis de Hashimoto.

¿Y cuál es el sentido de estos criterios? Simple: proteger la salud del donante y la del receptor. Evitar que el donante corra riesgos o que aumente la incidencia de complicaciones, agudas o crónicas postranfusionales del receptor.
Ahora abro un largo paréntesis y confío en vuestra paciencia 🙂

(Alguno de ustedes, al igual que yo, tienen impedimentos para donar sangre. Algunos lo saben y otros no. Es responsabilidad del médico diagnosticar enfermedades y es responsabilidad de las personas consultar al médico ante malestares. ¿Por qué yo sé que no puedo donar sangre? Fácil tengo el diagnóstico de mis patologías, porque consulte cuando tuve síntomas. Sé claramente, que no solo me haría mal donar sangre -por mi anemia crónica-, que eso lo podría aceptar, sino que podría generar reacciones adversas en el receptor de sangre por tener una enfermedad autoinmune, y eso tengo el DEBER de saberlo.

Durante el proceso diagnóstico de una enfermedad, los médicos pedimos exámenes complementarios de acuerdo a nuestros diagnósticos presuntivos. Si llegas a mi consultorio, o al hospital, y me decís: “me siento cansado todo el tiempo”, el interrogatorio que hacemos y el examen físico, me orientarían sobre lo que podrías tener. Los médicos decimos: “voy a indicarte que te realices tales estudios”, no pedimos permiso. Explicamos al paciente el por qué de la necesidad de los mismos y las características de cómo será el procedimiento para que el paciente no tenga miedo. Lamentablemente, eso no pasa si queremos solicitar serología para HIV.)

Cierro paréntesis, y volvemos al tema donación de sangre.

Cómo faltan donantes de sangre, surge la pregunta: ¿Podemos, de alguna manera, disminuir las exclusiones para ser donante? Al igual que en muchos países, ha surgido un Proyecto de Ley en Argentina para quitar como impedimento a la población homosexual masculina. Tanto la organización Mundial de la Salud, como la Cruz Roja Internacional, consideran que el contacto sexual entre hombres es más pasible de trasmisión del HIV. ¿Por qué? Por que el virus del HIV tiene 4 lugares importantes de alta concentración y posibilidad de transmisión: sangre, semen, leche materna y liquido cefalorraquídeo; este último no cuenta en la población general, porque sólo estamos expuestos los médicos.

Es un hecho científico, no discriminatorio. Al igual que en las relaciones heterosexuales con la mujer menstruando (situación en que hay descuido porque creen descartar la posibilidad de embarazo) o en las relaciones sexuales sin uso de preservativo.

Hoy en día existen métodos más eficientes y eficaces para diagnosticar la presencia de HIV. Hay situaciones claras de riesgo. Ante un donante de sangre, lo principal es saber que no nos miente.

Los últimos congresos sobre HIV-SIDA hablan de la importancia del cuestionario para donar sangre, explorando TODAS las conductas de riesgo y no la elección de la sexualidad masculina.

Por ejemplo, en el Reino Unido, en 2011, se modificaron los criterios para donar sangre y se incorporaron a aquellos hombres que tienen relaciones con hombres y que hayan tenido solo una pareja sexual en los últimos doce meses.

Como médica, no me siento una persona que discrimine por intentar diagnosticar lo que le pasa al paciente. Pero, si no queremos discriminar, hay que dejar de improvisar. El acto de discriminar se resume en rechazar al otro por algún motivo, ponerlo en categoría de “inferior”. Cuando leo un proyecto de ley que no tiene en cuenta hechos científicos, cuando leo respuestas medicas mal fundamentadas o editadas en algunas notas periodísticas, me pregunto si realmente estamos cuidando al donante y al receptor.

Así como yo no puedo donar sangre si estoy anémica y el médico, por mi bien, me solicita un hemograma para que yo lo sepa, debiéramos poder dejar de pedir permiso para pedir serología de HIV si un paciente, hombre o mujer, ha incurrido en conductas de riesgo.

Si se sigue pensando que la solicitud de un análisis de HIV, en el marco de una consulta médica, es para discriminar, y no hacemos entender, la importancia del diagnostico precoz de una enfermedad, tratable para el paciente, y prevenible para el otro; si no podemos analizar patologías presuntas; si no contamos con métodos de screening serológicos de ultima generación; y lo que es relevante, sino se reformula el cuestionario sobre conductas de riesgo hacia toda la población que tiene la altruista intención de ser donante, no se estarán otorgando las garantías necesarias para proteger tanto al donante como al receptor de sangre.

Si se plantea un proyecto de ley de donación de sangre pensando que la solicitud de un análisis de HIV es para discriminar, no se estarán otorgando las garantías necesarias para proteger tanto al donante como al receptor de sangre. En ese caso no estaremos intentando dejar de discriminar. Estaremos incurriendo en negligencia.

 

19 comentarios de “La polémica de la donación de sangre”

  1. viví un tiempo en Inglaterra y necesitaba hacerme unos análisis por tener infección urinaria, en el hospital me trataron muy bien y me tomaron muestras de sangre, después me comentaron allí mismo que a todos los pacientes se le realizaba el estudio para HIV, la verdad que me pareció muy bien, por que de esa forma se cuida a todos y creo que seria muy bueno implementarlo aquí.

  2. Soy homosexual y creo que es discriminatorio que no se le permita al hombre donar sangre por su condicion sexual. Coincido con este principio: “es un hecho científico, no se trata de discriminar”. Si tengo HIV, no puedo donar. Está científicamente comprobado. Ahora, mientras no lo esté, estoy en las mismas condiciones que cualquier hombre heterosexual, que tal vez mantenga relaciones sexuales con mucho menos cuidado que un gay. Eso sí es discriminatorio. Se presume un riesgo. Y tuve hepatitis, razón por la cual tampoco puedo donar. Pero no puedo creer que esto aún siga vigente. Por la simple razón, además, que cualquiera puede ocultar, o mejor dicho no revelar, su condición sexual, “violando” los principios en que se basa la actual reglamentación. Eso tampoco nos protege, ni a donantes ni a receptores.

  3. Excelente artículo Mariana! Como Jefe de un servicio de hemoterapia del interior del pais la verdad me siento muy identificado con tu pensamiento al respecto, “es un hecho científico, no se trata de discriminar”…mas clarito, imposible

  4. Soy HIV positiva, asintomática, tomo medicación desde hace 14 años, y creo que el problema está en que no se dan cuenta que todas las personas son potenciales portadores, es una infección crónica y los médicos son los que deberían saberlo en primer lugar! Saludos!

  5. Mas interesante me parece crear un articulo para decir a toda la gente lo malo que es donar sangre , ya que como mucha cosas que no savemos nos esconden y salen a la luz despues de muchos años , , bueno el negocio multimillonario que resulta ser obviamente seguira siendo asi.

  6. Muy buen articulo Mariana. Mi pregunta es en que parte del formulario dice que no podes donar sangre si tenes Tiroiditis de Hashimoto, porque no lo encontre. El año pasado pregunte en la Fundacion Favaloro si se podia donar sangre tomando levotiroxina y me dijeron que si. Gracias.

  7. muy interesante la nota y polemica tambien, ya q algunos no estan ni estaran de acuerdo con esto. En mi caso particular, (soy homo) me parece bien q en casos donde esta en juego la salud del otro, se la preserve, ya q hay mucha gente q es portadora y no lo sabe. No considero en estos casos, la discriminacion hacia una poblacion en particular, creo q de hecho, un analisis de rutina puede resultar beneficioso en caso q alguien se haya contagiado y ser tratado oportunamente para evitar desenlaces no deseables.

  8. Creo que tambien es indispensable que en los centros de salud donde se piden donantes haya recurso humano idoneo para realizar la extraccion. Personalmente, me sucedió que se necesitaban 6 dadores de sangre para mi madre en el Hospital Rivadavia; si bien yo era una de las pocas donantes que cumplia las condiciones (habian excluido a 2 ) no podian realizarme la extraccion porque no habia personal experimentado (solo realizaban extracciones en pacientes con venas visibles). Tuve que regresar 3 veces hasta encontrar un técnico experto. Me parece que la situacion relacionada con las donaciones no está como para “perder” un donante apto.

  9. Es un hecho criminal que esta enfermedad sea tratada políticamente en lugar de clínicamente. Si el exámen fuese obligatorio se podría tratar a todos los afectados y con la reducción de los niveles del virus en el organismo la posibilidad de diseminarlo sería cero y la enfermedad en el curso de una generación sería erradicada.

    1. Tal cual Jorge, inicialmente la no obligatoriedad era para evitar discriminacion social y laboral. Pero cuando es en el marco del consultorio medico, no debiese ser asi. recientemente me llega una señora a la consulta que sus sintomas orientaban a patologia respiratoria, cuando la interrogue, me conto que su pareja era Hiv positivo. Ella no permitio que le solicitira el analisis. Un abrazo

  10. hace unos mese x un chequeo general anual q me hago,y al q siempre desde hace 4 años me salian bajos los globulos rojos,y lo demas todo bien,un doc de una salita de laferrere me mando a hacer toxoplasmosis,y dio positivo!le hice hacer a mi hija de 21 años y dio negativo.todos debemos hacernos los estudios q los medicos crean necesarios!

  11. Comparto con ustedes el articulo en el diario la Nacion, cuyo enfoque particularmente no me gusto, porque me parece un tanto confuso y pareciese que solo la exclusion de donar fuese para la poblacion homosexual masculina. Aun asi, hay datos interesantes de como se ha incrementado el numero de donantes de sangre en Argentina.
    http://www.lanacion.com.ar/1513811-objetan-un-cambio-en-el-cuestionario-para-donar-sangre.

    Asi mismo va porque en la AIDS conference se considera anticuado rechazar a la poblacion masculina homosexual, fundamentos q he escrito en la nota http://thinkprogress.org/lgbt/2012/07/24/577121/aids-conference-reminds-that-msm-blood-donation-ban-is-antiquated/

  12. En la donacion de sangre existe el ultimo paso, se llama cuestionario de AUTOEXCLUSION, es el momento mas intimo despues de haber donado. Donde existe la opcion de apesar de haber donado si el donante cree que su sangre NO ES SEGURA, marca esa opcion y esa unidad se descarta. Esta pensada por aquellos donantes que son obligados moralmente a realizar la donacion, y por verguenza o prejuicios o miedo al que diran si es rechazado, mienten o ocultan informacion en el moemnto de la entevista pre donacion. Ej la flia no sabe que es homosexual, o que no se cuido en una relacion casual, por lo tanto podria tener una enf infecto contagiosa, ese es el momento de ser Sincero y Auto excluirse ( esa unidad donada no sera usada para transfundirla, se descarta) la AUTOexclusion es confidencial, se coloca en un buzon. Luego es descartada por el personal del banco de sangre.

  13. Muy claro. Yo pido el test de HIV junto con mi chequeo general, como uno más. Lamentablemente más de un médico me miró raro o directamente me preguntó si tenía algún problema. Creo que eso puede desalentar bastante y estaría bueno abrir cabezas, no sólo a nivel población sino también entre los médicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *