Personajes / 4 de junio de 2012

Juan Pablo Geretto (38)

“Yo no creo en nada sin amor”

Pasó del unipersonal humorístico al drama de “Rain man”. Autismo, sensibilidad extrema y la experiencia de ser parte del engranaje.

Soy sumamente emocional, pero poco demostrativo en la vida cotidiana. Aunque la verdad es que estoy cada vez más tratando de llorar o de reírme cuando tengo ganas.

Hace años que Juan Pablo Geretto se ganó el título del “Gasalla rosarino” en todo el Litoral, aunque se hizo visible para la mayoría de los porteños hace menos de dos años, cuando montó su creación más emblemática “Yo amo a la maestra normal” en la calle Corrientes, antes en el off. Por estos tiempos, decidió descargar la multiplicidad que acarreaba en su mochila (autor, productor, actor, director), dejó el unipersonal y se auto desafió a ser parte de un grupo. Dispuesto a contar acerca de ese viaje, encaja su osamenta en una butaca roja. En ese mismo teatro encarna -literalmente le pone el cuerpo sin regatear absolutamente nada de él- al mítico personaje de Raymond Babbitt, el hermano autista de la dupla de “Rain man”. A pesar de que los movimientos le quedan limitados en el asiento, se lo ve suelto. En medio del silencio ceremonial de la sala, sonríe y empieza a hablar. Está mucho más cómodo que en un bar, aunque la charla sea seca de café. Digamos que no nos recibe en su casa pero casi.

Noticias: ¿Se reconoce como una persona emocional?

Geretto: Soy sumamente emocional, pero poco demostrativo en la vida cotidiana. Aunque la verdad es que estoy cada vez más tratando de llorar o de reírme cuando tengo ganas. Quiero transitar un poco más los extremos… estoy un poco cansado del término medio.

Más información en la edición impresa de la revista

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *