Política / 18 de Diciembre de 2016

Máximo K, otra vez con las manos en la Massa

Secretos del nuevo acercamiento entre el hijo de CFK y el ex jefe de Gabinete en la batalla por Ganancias.

Por

Máximo y su bancada apoyaron sin dudar el proyecto massista.

La intransigencia del Gobierno para no negociar Ganancias sorprendió a propios y extraños. Aunque Marcos Peña insista: “No nos arrepentimos de haber mandado este proyecto a extraordinarias”, por lo bajo, son más las voces del PRO que se lo replantean. “Pecamos de ingenuos”, dice un funcionario clave de la Rosada. Y agrega: “Si lo mandábamos a mitad de año, con más consenso, íbamos a estar más tranquilos. Nos dormimos”. Desde el Frente Renovador confiesan en que no esperaban esta jugada para fin de año: “Teníamos una agenda de trabajo establecida para diciembre que no incluía esto”, asegura una diputada del espacio de Massa. Al líder del Frente Renovador el mezquino proyecto del Gobierno le cayó del cielo y decidió enfrentarlo. Pero los elogios vertidos por Máximo Kirchner fueron un salvavidas de plomo. No era la primera vez que Massa negociaba con el hijo de la ex presidenta, de hecho NOTICIAS reveló una reunión producida en julio, en un campo de Mercedes. Pero siempre los encuentros fueron en un marco de secretismo absoluto. La foto del Frente Renovador junto al kirchnerismo produjo un estallido en las redes sociales, justo en un momento en que el peronismo está en la búsqueda de una nueva conducción. De ese río revuelto intentaron sacar ganancia algunos pescadores como Florencio Randazzo, un político moderado que busca la unidad y recibe elogios de muchos sectores del justicialismo.

 

Comentarios de “Máximo K, otra vez con las manos en la Massa”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *