Cine / 20 de Abril de 2017

Día del atentado

(EE.UU., 2017, 133′) Suspenso. Dirección: Peter Berg. Con Mark Wahlberg. AM13.

Por

★★★★ Después de “Horizonte profundo”, el realizador Peter Berg vuelve a contar un hecho terrible de la historia reciente de los EE.UU. (allí fue un enorme derrame de petróleo; aquí, la bomba en el maratón de Boston en 2013). En ambos casos, el actor es Mark Wahlberg, que ha construido a la perfección el personaje del hombre común en circunstancias extraordinarias y casi fuera de control. Berg tiene una primera virtud: construir un elenco que funciona como una máquina, donde nadie da una nota falsa, incluso si son intérpretes con estilos diferentes. Justamente: armoniza esas actuaciones como los colores en un tapiz. Luego, el uso de la cámara casi como si se tratara de un periodista, de alguien que registra lo que sucede un poco sorprendido, como si no se tratara de algo reconstruido. Ese realismo es el que les da más fuerza a los personajes, porque creemos en lo que vemos, más allá de que se base en un caso real. Y por último, comprende que la única forma de que ciertas ideas queden es entreteniendo, transformando ese mundo aparentemente real en una especie de campo de juegos donde se libra una lucha más arquetípica, esa del bien y el mal, sin olvidar que se esconde detrás de intereses y mezquindades en todos los bandos en conflicto. Un espectáculo, pues, al que no le faltan ideas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *