Sociedad / 16 de Mayo de 2017

Fibromialgia, la enfermedad del dolor: reclaman una ley

Afecta a dos millones de argentinos. Piden que se reconozca la enfermedad y que las obras sociales cubran los remedios.

Por

Desde 2012, un conjunto de pacientes que sufren fibromialgia piden a los legisladores nacionales una ley para obtener reconocimiento oficial de la enfermedad y lograr que forme parte del Programa Médico Obligatorio.

La fibromialgia es una enfermedad de causa desconocida cuyo síntoma principal es el dolor a la presión y palpación en localizaciones anatómicas definidas. Según el Instituto de Neurología Cognitiva (INECO), el dolor suele ser difuso y persistente, quemante, punzante o penetrante.

En la Argentina, entre el 0,7% y el 2%  de la población padece la enfermedad, según INECO.  Aunque mayormente afecta a mujeres, existen casos diagnosticados en hombres.

Alfileres en el cuerpo

Mónica Angelino es poeta y a través de su libro “Fibro” narra su experiencia como víctima de una enfermedad que no tiene cura, sólo tratamiento. “Fibrotristeza, fibromialgia, fibroalodinia, los alfileres en el cuerpo no son puntos de poesía”, comienza uno de sus poemas.
La poeta encabezó la presentación de uno de los proyectos junto con un grupo de pacientes en el 2012. En sus declaraciones, Angelino afirmó que el proyecto fue “cajoneado” por la diputada Andrea Rodríguez, presidenta de la anterior Comisión de Salud; ahora nuevamente la propuesta será analizada por los legisladores nacionales. En ese momento, la respuesta que se dio a los pacientes fue que no había presupuesto para cubrir los medicamentos de 2 millones de personas, explicó Angelino.

El punto central del proyecto de ley apunta al reconocimiento oficial de la enfermedad para ingresar al Programa Médico Obligatorio (PMO) y obtener el reconocimiento de la medicación 100% por las obras sociales, de esta manera también podrán acceder a licencia médica por ser una enfermedad discapacitante.

“Lo que queremos no es un certificado de discapacidad para pedir una pensión, porque somos mujeres laburantes, la mayoría. Necesitamos ese reconocimiento para los remedios y para poder sentirnos mejor e ir a trabajar”, expresó Angelino.

Pelear por la cobertura

“No somos reconocidas como enfermas, no tenemos acceso a los remedios. No podemos tener licencias médicas, te la dan por psiquiatría o te la dan por otra cosa. ¡No somos locas!, cuando estás con una crisis con dolor, no puede ser que el reumatólogo tenga que inventarte una enfermedad porque si no te echan. No podés faltar porque sí, y algunos médicos conscientes de que no te podés mover te dan una licencia por cualquier cosa para que tengas tres o cuatro días”, aseguró Angelino.

“Las obras sociales no te reconocen los remedios al 100%, y no se puede vivir con dolor; porque el dolor te hace pedazos la vida que debería ser entera”, dijo Angelino. En promedio, la medicación se acerca a los 3 mil pesos mensuales, y muchos de los pacientes diariamente se enfrentan con el dilema de “comprar una pregabalina o comer”, advirtió.

En respuesta al estado de los proyectos presentados, la diputada Gabriela Troiano (Partido Socialista), responsable de uno de los proyectos presentados, confirmó a NOTICIAS que los proyectos están siendo analizados por asesores y próximamente se tratará por Diputados en la Comisión de Salud y Acción Pública.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *