Viernes 27 de enero, 2023

CULTURA | 16-07-2015 19:53

Cristina vs. Cristóbal Colón

Alabó la nueva orientación del monumento de Juana Azurduy, hacia el interior, y se equivocó con el de Colón, que no señalaba a ningún lado.

Tanto se habló y escribió sobre el desmantelamiento y traslado del monumento de Cristóbal Colón y el subsiguiente emplazamiento de la estatua de Juana Azurduy, donada por el gobierno boliviano, que la Presidenta se confundió.

Esta tarde, en cadena nacional desde Tecnópolis, Cristina se refirió a “la Juana”, a quien ahora “puede ver desde la ventana del Salón de las mujeres del Bicentenario”. Habló de la dirección a la que apuntaba la nueva estatua, pero se equivocó al referirse a la orientación y actitud de la anterior, la de Cristóbal Colón.

“Ella está mirando y con la espada en alto, no en la mano derecha que es la de matar, sino en la izquierda que es la de conducir y señalar el camino. Y mirando hacia la Casa Rosada, mirando hacia adentro, al interior, porque podrá parecer una distinción demasiado sofisticada, pero el que estaba antes, Don Cristóbal Colón, señalaba con su mano hacia afuera, hacia Europa. Estaba parado en medio de la plaza, de espaldas a la Argentina, y señalando con el dedo hacia afuera. Juana, mira la Casa Rosada, mira el continente, mira los argentinos y está señalandonos a nosotros, no es una cuestión menor”.

La realidad es que el Cristóbal Colón desalojado no señalaba hacia ningún lado. Tan poco lo miraba la presidenta que olvidó ese detalle. O en todo caso lo superpuso con otros recuerdos, los de las estatuas de Colón del otro lado del mar, en Europa, en las que el genovés apunta hacia América.

En Buenos Aires, Colón está en América. Por eso no apunta a ningún lado.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios