Motores / 22 de Diciembre de 2014

TOYOTA ETIOS SEDÁN 1.5 XLS

Con mejoras

El modelo más accesible de Toyota recibió leves cambios. Más actual y tecnológico.

Por

En el último Salón de del Automóvil de Buenos Aires (2013), la japonesa Toyota exhibía el Etios, el primer modelo “popular” de la marca japonesa en el Mercosur. Como si fuese un presagio con lo que iba a ocurrir en el mercado en 2014 el Etios apareció como la solución, y así tomo un gran protagonismo en su segmento que es el más demandado del país.
Pensado para mercados emergentes, el Etios es un producto low cost que no seduce con su diseño. Sus armas para convencer al usuario son cualidades más racionales, como el espacio y la comodidad, la confiabilidad mecánica, precios accesibles y bajos costos de los services, entre otros. La buena reputación de Toyota le facilitó la tarea para ganarse el respeto.
Sin embargo desde su aparición presentaba algunos puntos “flacos” en su dotación de confort, aspectos que fueron motivo de críticas y que la marca nipona supo interpretar para, un año después, mejorar las condiciones del producto. Los cambios son razonables para oxigenar en un contexto donde el público local empieza a mirar cada vez más los autos compactos. Exteriormente incorpora luz de giro en los espejos retrovisores, que ahora también ofrecen regulación eléctrica. Puertas adentro, se destaca un nuevo sistema de audio con CD, MP3 y USB, que incorpora el tan ansiado Bluetooth y, además, una entrada auxiliar. Asimismo, el volante fue reemplazado por el del nuevo Corolla, que se destaca por ofrecer un excelente grip: a partir de las versiones XS equipa los comandos del audio.
Por su parte, los indicadores del tablero fueron reformulados. Ahora las versiones de entrada de gama disponen de cuentavueltas, mientras que el resto presenta un nuevo display digital (de mayor tamaño) con reloj incluido, testigo de luces encendidas, indicador de reserva de combustible y alerta sonora de puertas abiertas. Como contrapartida, podemos mencionar que sigue teniendo algunos faltantes, como ajustes de la columna de dirección, un tercer apoya cabeza en las plazas traseras, anclajes Isofix y rompeniebla trasero, presente en algunos de sus competidores.
Mecánicamente no hay novedades. Se nutre de un moderno y ágil propulsor naftero 1.5 de 16 válvulas que eroga 90 caballos.

*Editor de la revista Parabrisas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *