Sociedad / 13 de octubre de 2015

Matías Messi, la oveja negra de la familia

El hermano mayor de Lionel Messi vive en Rosario, fue detenido dos veces por portar armas de fuego. Sus amistades: capos narco, prófugos y barrabravas.

Por

lionel messi
Fotos: Gentileza de “Tres Poderes” y Cedoc.

La foto podría ser el clásico retrato de un grupo de amigos disfrutando de una fiesta. Una imagen similar a la que, seguramente, cualquier persona puede tener entre sus recuerdos. Aunque esta cuenta un condimento especial: narcos prófugos de la Justicia, barrabravas y un sospechoso de asesinato. El cónclave delictivo más temido de Rosario. Y junto a ellos, asomándose por detrás, Matías Messi, el hermano mayor del más grande jugador del fútbol mundial, Lionel Messi.
El sábado 3, Matías fue detenido por efectivos de la Gendarmería, quienes le secuestraron un arma que no está registrada. El joven se convirtió en noticia mundial porque por este hecho pasó algunas horas detenido luego de resistirse a entregar los papeles del Audi A5 en el que se mueve y por agredir a los golpes a los efectivos que lo detuvieron. En Rosario, el apellido Messi es un salvoconducto. Pero este no es el primer problema que tiene Matías con la Justicia. En el 2008 fue detenido por llevar un arma en la cintura y en el 2011, la casa de los Messi –ubicada en el barrio Saladillo– fue baleada. En ese entonces, su abogado explicó que este hecho había sido por “motivos económicos”. La foto que ilustra esta nota muestra las compañías con las que se mueve Matías, un muchacho rico que no reniega de sus orígenes.
Mala junta. La zurda mágica de Lionel le cambió la vida a toda su familia. Matías, el mayor de los hermanos, se mueve en un Audi A5, tiene un gimnasio muy conocido en Rosario llamado “Casa Amarilla” y administra el bar VIP (a nombre de su padre), que está ubicado frente al Monumento de la Bandera. Tiene todo para superar la infancia vivida en aquella humilde casa del sur rosarino. Pero no. Matías sigue ligado a algunas viejas amistades relacionadas con el narcotráfico y las barras bravas de Rosario. Y le han traído más de un dolor de cabeza.
Según pudo saber NOTICIAS, Matías tiene una relación muy estrecha con César Aron Trevez, conocido como “El Ojudo”, con quien se abraza en la foto. Trevez está detenido desde diciembre del 2012 ya que la policía lo buscaba por un asesinato y lo detuvo con 2 kilogramos de pasta base, 20 litros de acetona y precursores químicos para cocinar la droga. Además, es uno de los testigos protegidos de la megacausa que investiga a la banda de narcotraficantes Los Monos, en la que hay 38 procesados (trece de ellos integran las fuerzas de seguridad santafesina).
A la derecha de Trevez se encuentra Pedro “El Loco Demente” Bismar, ex jefe de la barra brava de Newell’s. Este hombre, según fuentes judiciales de Rosario, “está investigado por su relación con Los Monos”.
Daniel “Teto” Vázquez –a la izquierda de Matías–, era uno de los referentes de la barra de Newell’s cuando la comandaba “El Loco Demente” y también está investigado por su relación con narcos de Santa Fe. En el 2010, el hoy detenido Diego “Panadero” Ochoa lo acusó de querer adueñarse de la tribuna del club para “impulsar desde allí el comercio de drogas”.
Entre los presentes también se encuentran dos prófugos de la Justicia: Mariano Germán Salomón, alias “El Gordo”, y Ramón Ezequiel Machuca, más conocido como Monchi Cantero. El primero está buscado por integrar la banda de Los Monos y, según su pedido de captura internacional, se lo acusa de homicidio y asociación ilícita.
Machuca –o Monchi Cantero– es hijo adoptivo de los líderes de Los Monos. Luego del asesinato de su hermanastro, Claudio “Pájaro” Cantero, el 26 de mayo del 2013, la Justicia lo señaló como el nuevo jefe de la banda. Desde entonces permanece prófugo y con un alerta roja de Interpol, acusado de “homicidio y asociación ilícita”.
De tal palo. Matías no es el único que le trae dolores de cabeza al ídolo. Su padre, Jorge, también. El jueves 8, el titular del juzgado de primera instancia número 3 de Gavá (Barcelona) dictaminó el inicio del juicio oral contra Lionel y su padre por evadir impuestos por 4,1 millones de euros.
Lionel Messi tiene todo para ser feliz: vive de lo que le gusta hacer, jugar al fútbol, y cobra millones por eso; está casado con su amor de la infancia, la bellísima Antonella Rocuzzo, y hace un mes nació su segundo hijo, Mateo. Pero, como dicen los viejos sabios, la familia es lo único que no se elige. Y algunos integrantes del clan del ídolo parecen empeñarse en complicarle la vida. Principalmente, su hermano mayor, Matías, la oveja negra de los Messi.

Seguí a Pablo en Twitter: @TotoBerisso

 

2 comentarios de “Matías Messi, la oveja negra de la familia”

  1. EN EL PRO SUS PRINCIPALES DIRIGENTES SE QUEDAN CON LA PLATA DE LOS VECINOS Y ALGUNOS MEDIOS NACIONALES SE HACEN LOS BOLUDOS Y NI QUE HABLAR DE GRANDES Y FAMOSOS PERIODISTAS.
    QUE TE VA A ASOMBRAR SI DURANTE LA DICTADURA SE CALLARON LA BOCA Y NO SABÌAN NADA………….QUE RARO O SERÁN CÓMPLICES111????????????????

  2. Cuan cierto es el famoso dicho “campero”: Los parientes son los peores dijo el zorro y lo iba corriendo un perro………………..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *