ECONOMíA | 17-12-2019 11:36

Un tipo de cambio más alto para compensar un aumento de retenciones

Por Orlando Ferreres* - El ex viceministro de Economía analiza el plan económico de Martín Guzmán.

Los anuncios del Presidente en su primer discurso fueron moderados y, en el terreno económico, se complementan con los anuncios del ministro de Economía. La orientación económica estará orientada a los más pobres, para los cuales se creará una tarjeta de consumo.

Se piensa aprobar una ley de emergencia económica, que permita gobernar adecuadamente, aunque por medio de decretos, lo que puede facilitar las decisiones bastante urgentes que hay que tomar. Por ejemplo, no se envió un nuevo proyecto de presupuesto.

Un tema clave es la caída de más del 10% anual de los salarios reales, por lo cual se piensa compensar a los que sufrieron esta situación, que abarca a la mayoría de los trabajadores y a los jubilados. Una inflación algo mayor al 50% contribuyó mucho a generar esa baja.

También se ha verificado la caída de ventas de empresas grandes, aunque también pymes, lo que además de afectar la rentabilidad ha bajado la utilización de la capacidad instalada en la industria hasta 55%. Esto les da margen a las empresas para crecer sin nuevas inversiones. Faltaría solucionar el problema de crédito para capital de trabajo, para lo que se requiere una tasa mucho más baja.

Con respecto a la deuda pública, de la que vencen entre capital e intereses US$ 60.000 millones en 2020, se está pensando en un financiamiento más largo, con cierta negociación de los intereses, pero pagando alguna suma por ellos. No se tienen en claro cuántos años se reperfilará el esquema de vencimientos, pero se espera que sea dos o algo más.

También ha declarado el ministro Guzmán que no sólo hay que reestructurar la deuda, sino también es fundamental llegar a un equilibrio fiscal, con lo cual hay que esperar medidas en ese sentido, ya que si, por ejemplo, no se aumentan la tarifas de servicio público, habría dificultades para el desarrollo de las explotaciones de petróleo y gas de Vaca Muerta y se requerirían mayores recursos estatales para pagar la diferencia entre costos y precio de venta de las empresas que prestan esos servicios y no se sabe si se tendrá la suficiente liquidez estatal para hacerlo y tampoco las reservas para importar gas.

También es posible que se requiera un aumento circunstancial de los derechos de exportación, lo que puede significar, como compensación al agro, un tipo de cambio más alto en términos reales.

 Por Orlando Ferreres - * Presidente de OJF.

por Orlando Ferreres

Galería de imágenes

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario