Domingo 23 de enero, 2022

SOCIEDAD | 30-10-2021 06:01

"Maradona: Sueño bendito", las caras del Diez

La nueva serie del fallecido astro argentino cuenta con su visto bueno, a diferencia de otras. La polémica con Claudia Villafañe.

Diego por el Diego. “Maradona: Sueño Bendito” es la producción que Amazon Prime Video estrena este 29 de octubre, con una precisión cabalera que forma parte del concepto: tiene diez capítulos, el trailer se estrenó el 10/10 y el último episodio se transmitirá el 25 de noviembre, en el primer aniversario del fallecimiento del futbolista. Este es su único producto audiovisual “oficial”: signado por la firma de un contrato millonario que incluye regalías internacionales, que se presume que ahora irán a sus herederos. Un repaso por la intrincada carrera del hombre al que llamaron “D10S”, de sus logros, excesos y arrepentimientos; y también una crítica filosa, política, sobre lo que despuntó su figura en la idiosincrasia argentina: ese odio visceral de cierta clase media que nunca dejó de verlo como un “negro villero”. Varias escenas de la serie, se desconoce si a pedido o no, se enmarcan fuerte en esa línea.

Polémica. En plena pandemia, con Maradona aún vivo, se supo que en 2019, en México, había firmado un contrato donde autorizaba (y alentaba) a la gigante estadounidense a destacar “14 puntos importantes” de su vida. Todos, sin excepción, involucraban a Claudia Villafañe. La acusó de infiel, de malversar sus fondos y llegó a pedir que se cuente que “la primera vez que consumí cocaína lo hice con el padre de Claudia, ya fallecido, Coco Villafañe, quien me introdujo en el mundo de las drogas”. Su ex mujer presentó por eso varias cartas documento, a través de sus abogados del estudio Burlando, y finalmente obtuvo un fallo favorable.

La Justicia civil envió una orden a Amazon y a la productora para que no se utilice a la serie “para violentar a Claudia”, en palabras de su abogada Elba Marcovecchio. Sin embargo, para determinar si inician acciones legales, esperarán a ver la temporada completa y evaluarán si efectivamente injuria o calumnia a la ganadora de Masterchef Celebrity. “Seguramente lo hará, porque es una serie que utiliza comercialmente la imagen caracterizada y la vida de Claudia sin su consentimiento”, se atajó Marcovecchio. Según trascendió, la producción tendría guardado un porcentaje de las ganancias para enfrentar los juicios y demandas que podría acarrear la emisión.

La cifra del contrato superaría los 100 millones de dólares, y tras la muerte del ídolo la estimación de las regalías se infló como un globo. Habrá que ver cómo gestiona Amazon ese combo explosivo entre denuncias, ganancias y herencias siderales; porque además de las hijas de Maradona, uno de los que hacen dinero con la imagen del astro -y en eterna guerra con Villafañe- es Matías Morla, abogado y manager del Diez.

Producción. El hermetismo fue total desde el inicio. Los actores firmaron contratos de confidencialidad que les impidieron reproducir, a menos que Amazon lo pidiera, imágenes y videos de su trabajo previo al lanzamiento oficial. De igual manera, la palabra autorizada debía provenir de los productores; eventualmente del director, Alejandro Aimetta, que tras la muerte del Diez, en 2020, dejó de dar entrevistas. “La vida de Diego es extremadamente vertiginosa, y sobre todo popular. Eso es lo que tenemos ganas de contar. No queríamos juzgarlo, nos parecía importante empatizar y tratar de entender qué se sentía en esos zapatos”, había resumido el guionista cordobés.

“Sueño Bendito” cuenta 40 años maradonianos -que podrían ser varias vidas de cualquier ciudadano promedio- con tres actores adultos y uno juvenil que interpretan al máximo ídolo argentino. Con un esforzado equipo de casting y caracterización, la producción no solo se basó en archivo documental sino que entrevistó “a más de 40 personas del círculo primario de Diego”, según Aimetta, cuyas versiones “no coincidían: contamos por contraste lo que a cada uno le tocó vivir”.

Biografía. Un Diego respirando agitado, ya lejos de la cresta de la ola, a punto de ser trasladado por el impasibe Guillermo Coppola al sanatorio Cantegril de Punta del Este. Un Diego que ya dependía, allá por los 2000, más de otros que de sí mismo. Así comienza la serie, que suma varias escenas a la confirmación de su vínculo edípico con Doña Tota, los celos enrevesados entre ella y Villafañe y la posterior certeza del Diez -y de parte de su entorno- de que fue su ex mujer la que lo “arrastró” a la debacle.

Aimetta planteó que la serie tiene “licencias narrativas y estéticas, pero no del curso de la historia”. Y uno de los autores del guión, Guillermo Salmerón, señaló que “aceptamos escribir solo si podíamos distanciarnos de la versión de Maradona sobre su vida”. El autor contó que en el equipo había “gente que no simpatizaba con Maradona y también fans, y cuando empezaron a circular los libretos, los fanáticos se decepcionaban un poco y los detractores se interesaban y sorprendían con algunas facetas de su vida. Creo que al público le va a pasar lo mismo”. Abanderado de los más humildes, mujeriego, adicto, “il piu grande giocatore del mondo”: la producción busca retratar a todos los Maradona en uno. Y, como en un rulo karmático, habrá de hacerse cargo de las consecuencias.

Galería de imágenes

Mariana Sidoti Gigli

Mariana Sidoti Gigli

Comentarios