Opinión / 21 de septiembre de 2012

tésis

La batalla de los relatos

Cacerolas. El “contrarelato” de la clase media enfurecida cae en excesos tan patéticos como los del discurso K.

Ilustración: Pablo Temes.

Manifestaciones opositoras tan multitudinarias como la que se celebró en todas las grandes ciudades del país aquel 13 de septiembre son frecuentes no solo en los habitualmente caóticos países islámicos, sino también en los Estados Unidos, España, Italia, Francia y muchas otras partes del mundo. Suelen ser impresionantes, pero los gobiernos democráticos saben que por lo común son meramente testimoniales, ya que en última instancia cuentan mucho más los votos y lo que sucede en el marco institucional. Pero la Argentina es diferente. Aunque no es una dictadura, los comprometidos con el gobierno de Cristina se aferran a ideas y valores que serían más apropiados para los líderes de un movimiento totalitario que para miembros de un partido dispuesto a respetar los límites previstos por la constitución imperante. Y, como tantos totalitarios de triste memoria, creen que quienes controlan el “relato” terminarán adueñándose de todo lo demás, de ahí la ofensiva contra los medios periodísticos que se niegan a darles el apoyo incondicional que exigen.

Puede entenderse, pues, el desconcierto que sintieron los kirchneristas cuando centenares de miles de personas, pertrechadas de cacerolas y otros utensilios, salieron de sus hogares para protestar contra la prepotencia oficial, la corrupción impúdica, la fatuidad de las arengas machaconas casi diarias de Cristina, la noción de que todos deberían temerle “un poquito”, la amenaza de la re-re, la transformación de la AFIP en una unidad policíaca dedicada a la caza de disidentes, la indiferencia aparente del gobierno ante la inseguridad ciudadana y, desde luego, la ineptitud alarmante de los encargados de manejar la economía.

Lo que vieron los oficialistas aquella noche fue el nacimiento de otro relato, uno que, andando el tiempo, podría resultar ser mucho más convincente, y más popular, que el cuento que los kirchneristas han confeccionado en base a una mezcolanza rara de ingredientes aportados por tiras cómicas, veteranos de la guerrilla neofascista de los años setenta del siglo pasado, ex marxistas que a pesar de todo aún sienten nostalgia por genocidas como Stalin y Mao, historiadores revisionistas, académicos europeos, chavistas y progres despistados.

El nuevo relato, el que están escribiendo millones de argentinos que, a diferencia de tantos amigos recién enriquecidos de la causa cristinista, no tienen el menor interés en visitar Miami (una ciudad que, acaso injustamente, a ojos de muchos latinoamericanos simboliza la vulgaridad consumista), es muy distinto del propagado por los esforzados comunicadores oficiales. Si bien es menos ampuloso que el gubernamental, a su manera es épico; lo protagoniza un héroe colectivo, el pueblo que, bien o mal vestido, se ha puesto de pie para gritar No a los abusos del poder, a la rapacidad sistemática, a la hipocresía de los oportunistas congénitos que siempre abundan, a la negativa de los kirchneristas a respetar los derechos ajenos, al desprecio por quienes no se entusiasman por la versión oficial de turno y a la obsecuencia de la que hacen gala los aduladores seriales. Lo que quiere este pueblo es que la Argentina sea un país “normal” que se destaque por algo más que las extravagancias de sus gobernantes, un país en las instituciones políticas funcionen como es debido.

 

19 comentarios de “La batalla de los relatos”

  1. Neilson dice: “Aunque no es una dictadura…”, pero lo que se puede leer en las catorce (14) líneas siguientes, demuestran todo lo contrario. Y me parece muy bien que se haya contradicho así. Porque, para mí, como ciudadano que ha visto mucho, esto es una dictadura disfrazada de sistema republicano o mal llamada democracia.

  2. Imprimir de este articulo 100.000 copias a color y pegar en ministerios,municipios,cajas de jubilaciones etc. Desparramar via aerea,sobre la casa de gobierno.

  3. eSTÁ BIEN QUE SALGAN A LA CALLE PERO QUE DESPUÉS NO LO CONVENZAN LOS MISMOS MEDIOS APARENTEMENTE OPOSITORES O PERSEGUIDOS:EN EL SENTIDO QUE NO HAY OPOSICION Y POR DESCARTE LA VOTEN.

    1. Me parece que la persona que escribió el título no leyó o no entendió la nota. Nuevamente, a lo largo de tantos años, tantos gobiernos diferentes, celebro su lectura de la realidad y su claridad y valentía, James Neilson.

  4. ¡JAMÁS BAJAR LOS BRAZOS! ¡ADELANTE CON LOS ESCRACHES, PORQUE TIENEN GRAN EFECTO Y SIN HERIDOS NI MUERTOS! ¡Y QUE SIGAN CON MORENO, GARRE,BERNI, ALICIA KIRCHNER,LA SUPREMA CORTE, LOS JUECES CORRUPTOS Y OTROS DELINCUENTES QUE AZOTAN LA SOCIEDAD! Cuando vuelva la doña no sabrá dónde refugiarse…Las cacerola la vuelven loca, si no que le pregunro a Hoyarbide… Las ratas disparan cuando aparece la limpieza…Tienen que investigar más en Santa Cruz: hay intendentes que estuvieron 21 años en el poder, robando a manos llenas, Alicia Kirchner hace rato que está ladroneando y es muy cierto que fue empleada de la dictadura. ¡EN SANATA CRUZ ESTÁ EL HUEVO DE LA SERPIENTE Y HAY QUE EXTERMINARLO ANTES QUE LLENE TODO EL PAÍS DE CULEBRAS, SERPIENTES Y OTROS REPTILES OFIDIOS VENENOSOS QUE ESTÁN DISPERSOS POR TODO EL PAÍS… DIOS ESTÁ EN ARGENTINA Y SU JUSTICIA SE VERÁ EN BREVE. LA ORACIÓN CONSTANTE HACE PRODIGIOS Y A VECES MILAGROS. ¡BASTA DE CORRUPCIÓN,DELINCUENCIA, INSEGURIDAD, MUERTOS INOCENTES, NIÑOS DESNUTRIDOS Y GOBERNANTES MILLONARIOS, BASTA DE AVERGONZARNOS CON DISCURSOS EN EL EXTERIOR! ¡BASTA!¡EN RAWSON CHUBUT HACE UN MES QUE ESTÁN ACAMPADOS POLICÍASAL COSTADO DE LA RESIDENCIA DEL GOBERNADOR Y EN LA PLAZA TAMBIEN CON CARPAS EMPLEADOS DEL HOSPITAL ADEMÁS PROTESTAS DE LOS PESCADORES , JUDICIALES Y MUY FUERTE LOS DEFENSORES DEL AIRE PURO Y EL AGUA PIDIENDO POR LA ¡NO EXPLOTACIÓN DE LAS MINAS! ¡HAY QUE VENIR AL SUR A AVERIGUAR!!!!!

  5. ¿Centenares de miles de personas, James? ¿Todos deben temerle “un poquito”? Ese discurso fue dirigido a sus funcionarios judiciales, creo que lo entendiste bien pero, por alguna causa que se me escapa, te conviene tergiversarlos.

  6. “Como lunáticos recluidos en un manicomio, dan por descontado que quienes a primera vista parecen ser civiles tranquilos son en verdad militares disfrazados”. Genial.

  7. Me da la impresión que comparar la manifestación de los sectores medios y medios altos del país con las protestas en Europa no tiene relación alguna. En Europa piden empleo, y fundamentalmente se manifiestan contra el ajuste dictado por la corporación financiera que provocó el descalabro económico en el que se encuentran. La nota redunda en cuestiones que por reiteradas pierden valor testimonial, totalitarismo, “control del relato” (que el gobierno no posee a pesar del uso continuo de la cadena nacional cuyas explicaciones nos dejan con las ganas, confunden más que aclarar), autoritarismo, prepotencia, corrupción, etc. La falta de fundamentos y precisión en lo que expresa la nota es mera opinión y como tal puramente subjetiva y cuestionable. El nuevo relato de las cacerolas no existe y es una pena. Por otra parte se equivoca cuando habla del pueblo, hubiera acertado si hablara de una parte del pueblo, además cuando la reivindicación cae en intereses individuales no puede hablarse de “héroe colectivo”. El relato de Neilson es mera adjetivación caracterizadora que seduce a la oposición pura, pero no construye. Por eso, es hora de construir una oposición que por la base es coherente con su demanda y pertenecía social pero carece de expresión política. Cuando la misma se construya el Kirchnerismo estará obligado a apretar el freno el acelerador

  8. LA NUEVA DERECHA NEOLIBERAL MEDIATICO AGRO-EXPORTADOR DEBE PREPARARSE —- PARA EL 2015 —– ———– POR LA LIBERTAd de expresion — por la libertad de salir del pais — por la libertad de compar dolares ————–POR FALTA DE LIBERTAD HAY QUE GANAR EL 2015 .-. …. ESTOY DE ACUERDO QUE HAYA DOS POSTURAS —— LA DEMOCRACIA PERMITE GANAR UNO SOLO Y CON EL VOTO POPULAR …,.

  9. Me encanto la nota, pero la tuve que leer 2 veces por la confusion del subtitulo. Algun infiltrado en la redaccion hace los copetes de las notas?

  10. Cacerolas. El “contrarelato” de la clase media enfurecida cae en excesos tan patéticos como los del discurso K.

    que extraño, el copete no tiene nada q ver con lo q dice la nota, parece una critica al cacerolazo .. la nota, el analisis de james neilson, como siempre, EXCELENTE

  11. El título no tiene nada que ver con el contenido. En ningun momento Nielson habla de “excesos patéticos” de los caceroleros. NO entiendo.

  12. realmente muy bueno, lo admiro ha este profesional, hace años……..que lo sigo sin perderme ninguna de sus analisis, gracias

  13. hace más de veinte años que leo los análisis de James Neilson. Como siempre, precisos, mordaces, con una gran capacidad de análisis.

  14. que gran analisis ya lo dije en otros comentarios que haga un poco mas de calor y las cacerolas reventaran y asi es lo que esta pasando y la proxima va a ser mas grande

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *