Teatro / 6 de enero de 2016

Verano con estrenos y regresos

Varias novedades y la vuelta de algunos grandes éxitos demuestran que, incluso en pleno estío, la cartelera porteña no se detiene.

Por

TEMPORADA PORTEÑA. Les Luthiers.

Habrá un aluvión de estrenos y reposiciones con entradas que, en el circuito comercial de la Av. Corrientes, promedian los 400 pesos. Aquí van algunas propuestas: a partir del primer fin de semana de enero, se conocerá “Casa Valentina” (Picadilly) del dramaturgo norteamericano Harvey Fierstein, en la que Gustavo Garzón, Fabián Vena y Diego Ramos, entre otros, jugarán a ser mujeres. El siempre vigente y activo Pepe Soriano protagonizará “El padre” (Multiteatro) del francés Florian Zeller, dirigida por Daniel Veronese, en la piel de un legendario actor y bailarín de tap.
El desembarco de autores europeos continúa con la comedia “El quilombero” (Lola Membrives) del galo Francis Veber; el sugestivo título reúne un elenco liderado por Nicolás Cabré y dirección de Arturo Puig. “Jugadores” (El Picadero) del Ibérico Pau Miró, agrupa a Roberto Carnaghi, Daniel Fanego, Luis Machín y Osmar Núñez quienes se transforman en seres a los que el éxito les fue esquivo. Además, habrá una versión local de la película española “El otro lado de la cama” (Apolo), con Nicolás Vázquez, Gimena Accardi, Benjamín Rojas y Sofía Pachano, que promete enredos varios en una historia de sexo y amistad, aderezada con mentiras.
Las bienvenidas reposiciones incluyen el inoxidable humor de Les Luthiers en “Viejos hazmerreíres”, una antología de sus más memorables e hilarantes momentos; la recordada interpretación de Julio Chávez en el unipersonal “Yo soy mi propia mujer” (La Plaza) del estadounidense Doug Wright, dirigido por Agustín Alezzo, donde encarna a un controvertido coleccionista de arte alemán, durante la guerra fría; y el suceso actoral y dramático de la temporada pasada, “Madres e hijos” (Multiteatro) del americano Terrence McNally, con las impecables actuaciones de Selva Alemán y Sergio Surraco. Por su parte, el galán Facundo Arana recicla “En el aire” (Tabarís), espectáculo ya visto en Mar del Plata y en gira por el país, para dar vida a un locutor de radio del interior.
En el rubro musical vuelven probados sucesos: Juan Rodó se caracterizará, nuevamente, como el personaje más emblemático de su carrera en “Drácula, el musical” (Astral) de Cibrian Campoy y Mahler, secundado por la talentosa Josefina Scaglione; mientras Juan Durán, en el rol del padre Silvestre, volverá a construir su arca en el clásico italiano “El diluvio que viene” (Ópera); también estará presente “Manzi, la vida en orsai” (Tabarís) de Carey y Gambartes, con los excelentes trabajos de Jorge Suárez y Julia Calvo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *