Sociedad / 29 de Marzo de 2017

Veladero y los derrames: “No mataron un pececito”

En un programa de tv del domingo pasado, el responsable de la mina de Barrick Gold en San Juan minimizó las consecuencias ambientales de los accidentes: “El segundo fue un derrame comunicacional”.

Apenas 48 horas antes del cuarto derrame tóxico en la mina Veladero,  el establecimiento de la compañía  canadiense Barrick Gold en San Juan, su gerente general había minimizado los accidentes  anteriores. Fue el domingo 26 en una entrevista del programa Paren las rotativas, del canal xx. El ingeniero Jorge Palmés aseguró: “El primer error fue operacional pero el segundo fue un derrame comunicacional. Hubo cortocircuitos en la forma de comunicar y esto hizo una bola de nieve que fue creciendo”.

Las propias autoridades de la mina admitieron esta mañana que habían sufrido un nuevo derrame.  Según asociaciones ambientalistas, podría ser aun más tóxico que los anteriores. Desde la empresa sólo comunicaron que se “desconectó un caño no con solución cianurada, sino con material rico”.  Palmés, el primer gerente sanjuanino de la compañía, todavía no hizo declaraciones hoy.

En el programa de tv,  el ingeniero aseguró que ha trabajado en minería durante 30 años y que cuando le plantearon estar a cargo de Veladero le interesó más que por una cuestión profesional “por la oportunidad de volver a la mina y corregir cosas”. Aunque minimizó el derrame de los años anteriores: “No mataron ni un pececito, ni un mosquito, nada”.

Palmés afirmaba: “Estoy muy contento de estar de vuelta en la mina que vi nacer y crecer. Yo tengo tres hijos, una nena, un varón y Veladero que considero uno de mis hijos”.

Además, sostuvo que la única garantía que pueden dar de que no habrá otro incidente es la seriedad del trabajo  y capacitación: “Trabajo todos los días para que no existan eventos y si existieran que sean lo menores posibles”.

Por su parte, Enrique Viale, de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas, denunció y subió a Twitter un video “de la mina Veladero de Barrick donde ‘casualmente’ la cámara del Río Potrerillos se pone off”.

Hoy desde las 20, la asamblea Jáchal No Se Toca convoca a los vecinos a reunirse en el campamento, frente a la municipalidad, después de publicar un comunicado en el que pide el cierre inmediato de la mina y que el Gobernador prohíba la actividad.

 

Comentarios de “Veladero y los derrames: “No mataron un pececito””

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *