Política / 15 de noviembre de 2017

Aranguren, el ministro en la mira

Por |

Los Paradise Papers explotaron en el despacho del ministro de Energía, Juan José Aranguren. El funcionario macrista apareció entre los millones de documentos analizados por el equipo argentino del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por su sigla en ingles) por haber sido director durante cinco meses del año 2003 de Shell Western Supply and Trading e integrar el directorio de Sol Antilles and Guianas entre mayo y julio de 1996, ambas compañías radicadas en Barbados. “Ser director en estas firmas, como la operatoria de las mismas, no constituye per se un delito ni viola la ley”, se defendió el ministro a través de un comunicado.

Sin embargo, el senador porteño Fernando “Pino” Solanas lo denunció penalmente el jueves 9 de noviembre por haber violado la Ley de Ética al “ocultar deliberadamente” en sus declaraciones juradas el vínculo con las empresas offshore, una de las cuales consiguió 13 licitaciones en 2016.

Al margen de esta denuncia de Solanas, la Oficina Anticorrupción y la Sigen dieron por zanjada la discusión al afirmar que el accionar de Aranguren no violaba la ley.