Sunday 21 de April, 2024

CIENCIA | 15-11-2023 05:11

Inteligencia artificial: un argentino crea un sistema de seguridad preventivo

Se basa en información brindada por cámaras de vigilancia y detecta movimientos sospechosos. Permite tener una reacción casi inmediata ante el delito.

La concentración de la población en ciudades es un hecho mundial que, de acuerdo con proyecciones realizadas por las Naciones Unidas, será cada vez más notoria. Los expertos calculan que, para el año 2050, la población mundial alcanzará los 9.700 millones de personas y que dos tercios de ellas vivirán en ciudades. ¿Cómo garantizar la sostenibilidad, la seguridad y el éxito de una economía en un planeta urbanizado y cada vez más repleto de seres
humanos?

Como respuesta común surge el concepto de “ciudades inteligentes” (en aquellos lugares en los que el desarrollo científico, tecnológico lo permite, detalle imposible de olvidar). Una ciudad inteligente es, a grosso modo, un área urbana que utiliza tecnologías de la información y de la comunicación para darle soporte a la ciudad, garantizar las transacciones de todo tipo y, asunto álgido en la actualidad, mejorar la seguridad.

Este último punto es neurálgico donde se mire. Si ciertos países de América Latina tienen elevados índices de delito callejero, otros se enfrentan a la amenaza de ataques terroristas y a la irrupción de tiroteos y ataques de lobos solitarios que aparecen de improviso en escuelas, universidades, espacios al aire libre hiperhabitados.

La conjunción de herramientas de Inteligencia Artificial (IA), cámaras de video vigilancia y análisis de datos permitirían no solo controlar en tiempos récord esas violaciones a la seguridad ciudadana, sino inclusive prevenirlas. Las nuevas tecnologías permiten que se recopilen, procesen, analicen y destaquen datos relevantes para los investigadores de un hecho delictivo.

Tan urgente es el tema, que el ingeniero argentino Gastón Addati diseñó un proyecto que involucra la tecnología de la video vigilancia e inteligencia artificial para poder, en tiempo real, analizar lo que ocurre en escuelas de los Estados Unidos e incluso lanzar un alerta de que un ataque podría estar por ocurrir. Es decir, prevención y actuación casi en tiempo real.

Tal propuesta le valió obtener la residencia en apenas una semana. Con la ayuda de un estudio jurídico especializado (Vivanco & Vivanco) Addatti obtuvo su visa de talento, o habilidades extraordinarias, en tiempo récord.

Datos para prevenir

La IA recopila e interpreta conexiones y patrones en registros financieros, imágenes, fragmentos de videocámaras, datos de redes sociales, registros públicos, feeds de noticias y otras fuentes abiertas. Tal es la necesidad de crear sistemas de seguridad ciudadana basados en herramientas tecnológicas que la Unión Europea abrió un concurso entre los años 2020 y diciembre del 2022 para subsidiar proyectos vinculados a la prevención del delito y de los atentados de diverso tipo.

“El proyecto S4AllCities, financiado con fondos europeos, tiene por objeto conseguir que las infraestructuras, los servicios, los sistemas TIC y la internet de las cosas de las ciudades sean más resilientes, al tiempo que se fomenta el intercambio de información y datos entre los agentes responsables de la seguridad. Para lograrlo, integrará soluciones tecnológicas y organizativas avanzadas. El sistema se centrará en la gestión de la seguridad de los espacios verdes inteligentes basada en riesgos, los escudos de ciberseguridad, el rastreo de actividades y comportamientos sospechosos, la identificación de objetos desatendidos, la estimación en tiempo real de riesgos ciberfísicos en varias ubicaciones y la activación de medidas para una gestión eficaz de las crisis”.

Lo que más preocupa en la UE es reducir la amenaza de atentados terroristas. “Para abordar este problema los integrantes del proyecto se centraron sobre todo en objetivos fáciles, zonas en las que los perpetradores pueden causar importantes daños, lesiones y pérdidas de vidas con relativa facilidad. Dichos objetivos incluyen grandes espacios públicos donde se congregan multitudes como, por ejemplo, plazas, centros comerciales, lugares de culto, estadios”.

Por un lado, la IA ayuda a través del análisis de grandes cantidades de datos. Por ejemplo, la IA puede analizar los patrones de movimiento de los delincuentes y las horas en que suelen cometer delitos para anticipar y prevenir futuros delitos. Además, las cámaras de vigilancia se convierten en herramientas inteligentes y dejan de ser utilizadas como elementos pasivos. Las cámaras pueden estar equipadas con algoritmos de reconocimiento facial y de comportamiento, lo que les permite identificar a las personas y detectar comportamientos sospechosos.

También es posible utilizar la IA para mejorar la respuesta de emergencia ante situaciones de peligro. Por ejemplo, las fuerzas de seguridad pueden utilizar la IA para analizar los datos en tiempo real y determinar la mejor forma de responder a una situación de emergencia. De esta forma, pueden enviar rápidamente los recursos necesarios para proteger a los ciudadanos y minimizar los daños.

El proyecto de un argentino

Todo esto fue tomado y tenido en cuenta en el diseño de Addati. “Lo primero que hace el sistema es identificar personas -le explica el ex director de la carrera de Ingeniería Informática y Docente en la universidad del CEMA, Centro de Estudios Macroeconómicos, a NOTICIAS-. Entonces si hay una persona que tiene antecedentes, el sistema ya lo coloca en alerta y luego identifica movimientos corporales, formas de caminar, comportamientos que aumentan las probabilidades de que puede haber actividades sospechosas, siempre en base a los datos que posee el sistema”.

Y agrega: “Los datos se obtienen a partir de las videocámaras, de modo tal que se puede identificar si una persona tiene un arma, el rostro de una persona, su comportamiento, o la placa de un vehículo. Es decir que hay diversas analíticas de video que se pueden capturar para incorporar a esa caja negra que es el sistema alimentado con algoritmos de inteligencia artificial. Es decir que por un lado tenemos la información de analíticas de video que llegan en tiempo real, y por otro lado la información histórica de acontecimientos de robos, de actos de violencia o de hechos delictivos. La IA juega un rol central y es la que permite predecir hechos o sucesos de esas características”.

Desde un punto de vista técnico, la solución creada por Addario implica la integración e interrelación de herramientas de Big Data, de video Analytics y de Inteligencia Artificial. Y esa especie de caja negra es customizable para cada situación.
“Esta caja negra está pensada para que se pueda conectar a cualquier tipo de empresa, de institución y de contexto, es decir que no está pensada solamente para el ámbito público, aunque para la aplicación de la visa yo tuve que acotar el proyecto y lo diseñé para un proyecto de seguridad urbana.

¿Por qué no solo cámaras de seguridad? “Porque en lo que se refiere a la conducta criminal las cámaras no sólo no disuaden, sino que, en muchos casos, tampoco aportan valor. Se convirtieron en un elemento pasivo dentro de la ciudad y la policía lo usa para monitorear, para esclarecer hechos ya sucedidos. Lo que yo propongo es que esas ciudades que hoy ya tienen cámaras puedan poner una capa más de análisis a través del Big Data y con inteligencia artificial para que en tiempo real las autoridades puedan tomar acción ante un determinado evento”.

En el caso que presentó Addario junto a Andrés Echevarria, Director de Vivanco & Vivanco, el énfasis está puesto en los tiroteos masivos que suelen ocurrir en los Estados Unidos, en escuelas o shoppings. “Mi proyecto está apuntado a tratar de predecir ese tipo de cosas para que no sucedan y, en el peor de los casos, a minimizar el impacto de esa tragedia. La inteligencia artificial le da un valor adicional al hecho de emitir alertas en tiempo real cuando algo de esto ocurre”.

Un elemento importante es que en este proyecto se busca minimizar que deba haber una persona mirando la pantalla
de manera permanente para detectar que algo ocurre. Lo que se busca es que no dependa del ojo un ser humano darse cuenta de que un tiroteo está ocurriendo o por ocurrir. Por eso, cuando el sistema detecta situaciones de alarma, emite un alerta en tiempo real aún cuando la persona que vigila el sistema no esté mirando.

Galería de imágenes

Andrea Gentil

Andrea Gentil

Editora de Ciencia, Medicina y Tecnología. Coordinadora carrera de Comunicación Digital, UNaB.

Comentarios