Martes 21 de septiembre, 2021

MUNDO | 03-03-2021 15:39

Extremistas amenazaron con matar a Joe Biden en el Capitolio

Las alertas la dispararon las autoridades del edificio donde el presidente norteamericano dará su discurso. Antecedentes.

Con menos de dos meses en la presidencia, Joe Biden se sigue moviendo en medio de una crisis sanitaria y económica sin precedentes. En este escenario hostil, una de las herramientas de las que dispone el presidente norteamericano es el discurso del estado de la Unión, en donde puede dirigirse a todo su país desde el Capitolio y exponer los objetivos de gobierno. Pero si bien aún no se ha confirmado oficialmente la fecha en que dará el discurso, grupos extremistas ya amenazaron con "hacer volar al Capitolio junto con el Presidente y todos sus miembros". Lo que inmediatamente disparó los alertas en todo el país e, incluso, en los servicios de inteligencia estadounidenses.

Usos y costumbres

El discurso anual del Presidente de EE.UU. en el Capitolio oficialmente se llama desde 1947: “estado de la Unión”. La constitución de ese país declara que el máximo mandatario “ocasionalmente dará al Congreso información del estado de la Unión y recomendará a su consideración las medidas que considere necesarias y convenientes”.  Por lo tanto, la constitución no establece un cronograma específico de cuándo realizar dicho discurso. Y si bien la mayoría se produjeron en enero o febrero, la realidad es que sólo se trata de una costumbre de la clase política.

La constitución no establece un cronograma específico sobre cuándo debe realizarse el discurso presidencial.

Los últimos 6 presidentes de Estados Unidos han impuesto la costumbre de hacerlo durante su primer año de gobierno, dando su discurso junto a una sesión del Congreso. En 2017, Donald Trump lo hizo durante su primer año como presidente y en una sesión conjunta del Congreso. Pero en 2019, a causa de la dura polarización política que yacía en ese país, el "estado de la Unión" se retrasó a causa del enfrentamiento entre el ex mandatario norteamericano y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Discurso y amenazas

Más allá del discurso inaugural, Biden no ha dado hasta ahora ningún otro mensaje directo a su país. Y el que prepara se desarrollará bajo un escenario afectado por una campaña de vacunación lenta, que cuenta con más de 500.000 muertos por COVID19 y en una economía fuertemente golpeada, lo que provoca una incertidumbre tal que hace que millones de estadounidense esperen con ansias los anuncios que puedan sacar al país de la actual crisis.

Millones de estadounidense esperan con ansias los anuncios del Presidente.  

El 16 de febrero, la vocera presidencial Jen Psaki declaró que nunca se planeó realizar el discurso ese mes.Esto fue leído por varios medios estadounidenses como una marcada posibilidad de que Biden hablara en el Capitolio en marzo. Esta versión se vio reforzada cuando, el 11 de febrero, Pelosi dijo que "probablemente no se convocaría a una sesión conjunta hasta que el Congreso apruebe un proyecto de ley de alivio de COVID19", una ley por la cual se planea inyectar 1,9 billones de dólares para estimular la alicaída economía. Otros, creen que más allá de la aprobación de dicho proyecto, se planearía llamar a una sesión conjunta del Congreso recién para fines de este año. O sea que el discurso oficial de estado de la Unión pasaría recién para el 2022.

 

La expectativa de un anuncio oficial sobre la fecha el discurso de Biden en el Capitolio, en parte, se ve afectada por la irrupción violenta de manifestantes pro Trump del 6 de enero. Desde ese trágico día el emblemático edificio se ha convertido en una verdadera fortaleza con cercas, alambres de púas y unidades de la Guardia Nacional. Fue la propia inteligencia del subcomité de Asignaciones de la Cámara de representantes la que reveló que los mismos grupos de ultra derecha que irrumpieron en el Capitolio en enero ahora amenazan con hacerlo estallar durante el próximo discurso del Presidente.

Extremistas amenazaron con hacerlo estallar el Capitolio, durante el discurso de Biden. 

Tras la revelación de estas amenazas, Yogananda Pittman jefa interina de la policía del Capitolio, designada luego de la remoción de Steven Sund por los incidentes del 6 de enero, insistió a los legisladores que mantengan las estrictas medidas de seguridad. Esta advertencia se debe a que muchos miembros del Congreso las han rechazado, como por ejemplo el representante republicano Jaime Herrera Beutler de Washington quien declaró: “Hace que la sede de la democracia parezca una base militar”. 

Pittman también se refirió al discurso de estado de la Unión: “Sabemos que los miembros de los grupos de milicias que estuvieron presentes el 6 de enero han manifestado su deseo de querer volar el Capitolio y matar a tantos miembros como sea posible, con un nexo directo con el estado de la Unión”.

“Hace que la sede de la democracia parezca una base militar”.

Mientras tanto, la audiencia sobre las fallas de seguridad del Capitolio no ha podido llegar aún a ninguna conclusión certera de qué y quiénes ocasionaron la terrible toma del edificio. Y los grupos extremistas están cada vez más exacerbados.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Ignacio Ramundo

Ignacio Ramundo

Comentarios