Lunes 27 de septiembre, 2021

PERSONAJES | 06-04-2020 18:43

Jimena Cyrulnik: “Nuestra separación fue muy civilizada”

La convivencia con su ex pareja en tiempos de cuarentena, la suerte de su PyME y el futuro. Enseñanzas y aprendizajes.

Mamá de Calder y Tyron, Jimena Cyrulnik se separó del fotógrafo Lucas Kirby hace apenas nueve meses. Estaba aprendiendo a vivir sola con sus hijos cuando la pandemia del coronavirus COVID-19 los empujó a convivir otra vez en familia. La modelo, conductora y empresaria textil intenta sacar un aprendizaje de esta vivencia, como hizo casi siempre en su vida. Hoy pasa sus días criando a sus hijos y trabajando desde su casa para su emprendimiento de trajes de baño, que tiene la particularidad de ser diseñados para mujeres de todos los talles. Durante una charla con NOTICIAS cuenta cómo fue tomar la decisión de vivir todos juntos y hace un repaso de su vida entera.

Noticias: ¿Fue difícil tomar la decisión de pasar la cuarentena en familia?
Jimena Cyrulnik: No fue difícil tomar la decisión, aunque lo charlamos durante algunos días. En un principio pensamos que lo mejor era que los chicos fueran de una casa a la otra, para cambiar de ambiente. Pero cuando salió el comunicado que debían trasladarse por única vez a su casa principal, todo se complicó y entonces tomamos la decisión de que Lucas se viniera a casa, que es más grande y un poco más cómoda, aunque él vive en un departamento hermoso, en un edificio con amenities. Fue una decisión en conjunto. Vivimos muy cerca, a cinco minutos en auto. Lo hablamos, lo pensamos, analizamos los pros y los contras de convivir y acá estamos los cuatro juntos. No queremos exponerlos ni exponernos.

Noticias: ¿Cómo es la convivencia después de estar separados durante casi un año?
Cyrulnik: La convivencia fluye. Después de nueve meses de no convivir, hay diferencias y, además, cada uno se acostumbra a sus espacios de soledad. Pero, por suerte, recurrimos siempre a lo que nos mantuvo unidos siendo pareja: el bendito diálogo. Hablamos mucho y nos entendemos siempre. Eso nos salvó y nos salva hoy. Nos llevamos bien y hay espacio. Y, sobre todo, los dos podemos compartir con nuestros hijos, todo el tiempo. Por supuesto que no es fácil la convivencia, pero estamos poniendo todo para que así sea porque es una solución extraordinaria para una situación extraordinaria, y ponemos lo mejor de nosotros.

Noticias: ¿Hay rutinas en esta nueva convivencia?
Cyrulnik: Nos repartimos las tareas: por ejemplo, el que sale a hacer las compras es Lucas, y el que cocina también. Yo limpio, y de los chicos nos ocupamos los dos por igual.

Noticias: En estos meses de soltería, ¿se permitió conocer a otras personas?
Cyrulnik: Bueno, ya estaba disfrutando bastante de mi soledad. Por ahora no estoy saliendo con nadie. Estoy muy contenta, disfrutando muchísimo de mis amistades y de mis hijos, y poniéndole mucha energía a mi empresa de trajes de baño, que me demanda un montón de tiempo y me da muchas satisfacciones. Me levanto a la mañana y enseguida me pongo a diseñar y soy feliz. La relación que tengo con la comunidad de chicas Xyrus es espectacular. Hoy tengo toda la libido puesta ahí. Diseñar mis trajes de baño es una gran responsabilidad porque hay mujeres que tienen muchos complejos y no disfrutan de la playa ni de una tarde en una pileta, y yo entendí que resolviéndoles ese problema pueden cambiar sus veranos. Entonces, me propuse que no haya una sola mujer que, por algún complejo con su cuerpo, no disfrute de un día de sol. Con Lucas somos socios en la marca, que es como nuestro tercer hijo, y también verlo todos los días trabajando nos facilitó esto de permitirnos convivir en esta cuarentena. Estamos en un momento en que a las PyMEs como la nuestra se les complica mucho, todo. Cerramos las puertas del local y vendemos online. Vamos a ver qué pasa. Con Lucas también hablamos sobre cómo salir de esto. La verdad es que nos llevamos muy bien, pero no todo es color de rosa: hay rispideces, claro. Insisto, esta situación extraordinaria, merece medidas extraordinarios también. Y a los chicos les hace bien tenernos a los dos. En estos momentos hay que olvidarse de las diferencias. Hacemos un esfuerzo para que reine la paz y la armonía. Por suerte, la casa es grande y podemos no vernos, si queremos.

Jimena Cyrulnik

Noticias: ¿Alguna vez fantasea con una reconciliación?
Cyrulnik: No fantaseo con una reconciliación. Por suerte no estamos confundidos y eso ayuda mucho. Y, sobre todo, ayuda a los chicos. La decisión de separarnos sigue firme. Nuestra separación fue muy civilizada y en muy buenos términos, gracias a este bendito diálogo del que hablaba antes. Nos separamos después de 14 años de matrimonio, y estoy muy orgullosa de cómo lo manejamos. Hicimos terapia de pareja, terapia de familia, pero entendimos que cuando hay algo que termina, a veces se transforma más que se termina. Lo hablamos entre nosotros, lo hablamos con los chicos y la verdad que se dio con una madurez emocional que hasta me sorprende. Me parece que cuando hay dos buenas personas que se quieren muchísimo y los dos desean lo mejor para el otro, no hay chances de terminar mal. Por supuesto que hay dolor, pero pusimos y ponemos toda nuestra inteligencia emocional para sacar a esta familia adelante, transformada, porque ya no somos pareja pero familia vamos a ser para siempre.

Noticias: Las PyMEs están pasando por un momento complicado, ¿cómo se rearmará su marca luego de esta cuarentena mundial?
Cyrulnik: Seguimos a full, preocupados y con mucha incertidumbre de saber qué es lo que va a pasar. Pero ahora, mucho no podemos hacer más que esperar, tratar de relajar lo más posible y, una vez que todo esto pase, ver cómo seguimos. En esta cuarentena vendemos únicamente online, porque el local está cerrado.

Vivo los 40 con total plenitud. Me siento en mi mejor momento, física y mentalmente. Disfruto de mis hijos tengo independencia, hago lo que quiero y no pierdo el tiempo

Noticias: ¿Cómo surgió la idea de diseñar trajes de baño para mujeres reales?
Cyrulnik: Empecé a diseñar mis trajes de baño después de mi segundo embarazo y ahí entendí que había muchas mujeres que necesitaban sentirse lindas y modernas en la playa, sin tener un cuerpo perfecto.

Noticias: ¿Cómo es hoy su relación con la comida? Alguna vez contó que tuvo desórdenes de alimentación.
Cyrulnik: Si, tuve desórdenes de alimentación en mi adolescencia y me traté con profesionales de la salud, me sané. Hoy puedo ayudar, desde mi pequeño lugar, a los que tengo cerca y a los que me consultan por las redes. Incluso mi empresa de trajes de baño aporta un granito de arena al mundo de la moda. Logré crear una marca inclusiva con talles hasta el XXXL, y así intentar que ninguna mujer con complejos se quede sin disfrutar del verano.

Noticias: ¿Cómo vive esta década de los 40?
Cyrulnik: Vivo los 40 con total plenitud. Me siento en mi mejor momento, física y mentalmente. Disfruto de mis hijos, tengo independencia, soy libre, hago lo que quiero y no pierdo el tiempo en tonterías. ¡A los 40 no tenés tiempo que perder! Pero a la vez nunca paro de aprender y jamás pienso que me las sé todas. Y confío cada vez más en mi intuición. Logré esa sabiduría con los años, con mucho laburo mental y espiritual. Me siento muy plantada, y me parece que todo lo que me pasó no fue en vano: estuve muy arriba, muy abajo, la pasé muy bien, tuve momentos feos y pude capitalizar todo lo malo y transformarlo en herramientas para salir adelante. Siento que tuve una vida que me sirvió de mucho y estoy en un momento de disfrute. Fui mamá, mis hijos me hicieron increíble, me enseñan todo el tiempo, y no paro de aprender. Soy una mujer que vive muy intensamente todo, soy muy apasionada de todo, pero es la vida que elijo y no me arrepiento de nada. La vida es muy corta, es una sola y quiero llegar a viejita y decir qué buena vida que tuve.

Jimena Cyrulnik

Noticias: Tuvo una etapa mística bastante intensa, en la que se rapó la cabeza y hablaba de Nuevo Testamento, ¿qué recuerdos tiene de ese momento de su vida?
Cyrulnik: Recuerdo esa etapa mística como un gran aprendizaje. Fue un momento muy intenso que me dejó cosas buenas y otras no tanto. Pero soy una convencida de que todo pasa por algo, y si uno puede verlo, aceptarlo y capitalizarlo, entendió todo. Esa experiencia me transformó, me humanizó, me sacó frivolidad, me acercó a gente que todavía hoy tengo en mi vida y lo agradezco en el alma. Me hizo conocer otro mundo muy distinto del que yo venía: la chica modelo que terminó el colegio y entró en un estudio de televisión.

Noticias: ¿Cómo es hoy su relación con Dios?
Cyrulnik: Mi fe es enorme. Hoy mi relación con esa energía superior que siento como Dios es hermosa. Agradezco, pido y me entrego a lo que también tiene que ser. Suelto. Creo mucho en la energía universal. Creo en un Dios que vive en cada célula, y creo también en el equilibrio natural del universo, en la vida y la muerte, en la luz y la oscuridad. Y esto que está pasando, en algún punto, tiene que venir de ese equilibrio natural que estamos destinados a vivir. Hoy puedo decir que me encuentro en el momento más feliz de mi vida porque agradezco todo el tiempo la salud de mis hijos y mi salud para poder verlos crecer. Agradezco tener a mi familia cerca. Agradezco haber aprovechado cada situación que me tocó a lo largo de la vida. Hoy me siento fuerte con herramientas para resolver mis problemas. Me siento con ganas de todo, con energía para empezar cosas y con madurez para elegir, disfrutar, agradecer, aceptar y capitalizar. Por ahí voy andando en esta vida. Por ahí es el camino.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Liliana Podestá

Liliana Podestá

Periodista.

Comentarios