Martes 7 de abril, 2020

POLíTICA | 18-02-2020 15:40

Roberto Navarro, el “enemigo” menos pensado de Alberto Fernández

El periodista ultra K no para de tirarle dardos al Presidente y en Casa Rosada ya lo notaron. Jubilaciones, presos políticos y promesas incumplidas.

Apenas van 70 días del gobierno de Alberto Fernández, pero las llamas del fuego interno aparecen por doquier: el debate por los “presos políticos” y los anuncios por las jubilaciones evidenciaron las diferencias puertas para adentro del Frente de Todos.

Pero algunos de los protagonistas de la contienda sorprenden. De Julio de Vido o Luis D’Elía, que luchan desesperados por no ser los únicos que paguen por la corrupción K, se podían esperar las feroces críticas, pero pocos imaginaban que Roberto Navarro, uno de los periodistas más cercanos a la vicepresidenta Cristina Kirchner, se convierta en un enemigo interno.

En Casa Rosada no son pocos los que notaron la fiereza con la que el periodista trata al Presidente. Lo cruzó por sus opiniones de que no hay “presos políticos”: “Debemos luchar por su libertad. No negar la realidad”, escribió en su cuenta de Twitter luego de que Fernández se pronunciara al respecto.

Tras el anuncio del Presidente sobre el aumento por decreto de las jubilaciones, Navarro también expuso sus quejas: “En un reportaje que me concedió antes de las PASO, prometió otorgar un 20 % de aumento a los jubilados el 10 de diciembre. Esa promesa no la cumplió”, sentenció en un editorial en su página web.

Incluso, criticó hasta el estilo en el que se hizo el anuncio, comparándolo, claro, con su vicepresidenta: “Cristina hubiera hecho una cadena nacional, con madres y abuelas al frente, artistas en segunda fila y políticos y sindicalistas atrás. Es decir, hubiera puesto en valor político el nuevo derecho. Alberto tiene otro estilo, quizá porque busca sumar a un electorado que abomina de esos gestos”.

La primera crítica de uno de los defensores más reconocidos de Cristina Kirchner se escuchó antes de que Fernández cumpliera un mes en el Gobierno. "Mauricio Macri dejó una trampa y el gobierno cayó en ella. Volver a cargar con un IVA del 21 por ciento a los alimentos de mayor consumo del país golpeará los bolsillos de la clase media baja y baja, que hoy gastan, en promedio, la mitad de sus ingresos en alimentarse”, dijo. Y lo había puesto al Presidente en un lugar incómodo: “El gobierno trabaja moviéndose en un estrecho desfiladero y cerca del precipicio. Necesita ayudar a los que están en situación desesperante, encender la economía y no caer en default en el intento”.

Un amigo con cargo de Alberto Fernández le confesó la sorpresa a NOTICIAS. Navarro arrancó con rabia contra el Presidente. Eso sí, cuidando siempre de que las críticas no salpiquen a Cristina. Es que la rebeldía también tiene límites.

Galería de imágenes

Carlos Claá

Carlos Claá

Periodista político

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario