Sociedad / 20 de julio de 2017

Quién es Martín De Leeuw, el dueño de la joyería allanada

Fue condenado por narcotráfico en Estados Unidos. Tiene buenas relaciones con políticos y empresarios K. Ahora se acusa a su firma por contrabando de relojes.

Martín De Leeuw junto a Diego Maradona

Ayer, un operativo simultáneo de la Policía Federal expuso una operación de contrabando de relojes de alta gama por 6 millones de dólares. El dato es que una de las empresas allanadas era Simonetta Orsini, conocida como “la joyería del poder”.  Aunque por allí pasaron los más importantes políticos, jueces y celebridades de la última década, su dueño, Martín De Leeuw, todavía tiene un perfil poco conocido.

Simonetta Orsini se hizo conocida como la joyería de Myriam “Mimí” Kohen, la esposa de Gerardo Ferreyra,  el dueño de Electroingeniería, una de las empresas más beneficiadas por los K. Pero el que tenía un prontuario más frondoso era De Leeuw, quien fue condenado a cuatro años y tres meses de prisión en Estados Unidos por una causa relacionada con lavado de dinero del narcotráfico colombiano. “No me enorgullezco de lo que hice, fui un boludo, pero aprendí mucho de lo que viví. Yo tenía 27 años, estaba en el negocio de las esmeraldas e hice siete viajes a Colombia”, “, dijo De Leeuw al diario La Nación, según relata Hugo Alconada Mon.

Quinta generación

De Leeuw es muy conocido en el reducido mundo del periodismo de consumo de alta gama. Más allá de su prontuario, se lo considera un empresario cordial, con buen trato tanto con la clientela como con la prensa. Se sabe que su tienda ha llegado a dar créditos de palabra a clientes selectos. Aunque también se rumoreaba ayer que “algo raro había” en la venta de relojes de alta gama. Una persona relacionada con el ambiente insinuó que era llamativo cómo algunos relojes aparecían ofrecidos en sitios como Mercado Libre.

La revista Apertura lo presentó en noviembre de 2014 como “quinta generación de joyeros”. En esa ocasión lo entrevistaron para que contara cómo se había quedado con la representación en Argentina de la firma Mont Blanc. “Convocaron a seis distribuidores. Y nosotros presentamos el mejor business plan”, contó De Leeuw. “Las marcas no están acostumbradas a que haya cambios todo el tiempo. Se establecen con reglas continuas. La discontinuidad hace que los grandes grupos quieran irse”, explicó. La boutique Mont Blanc de la avenida Alvear, manejada desde entonces por De Leeuw, fue uno de los locales allanados.

Oyarbide y Rial

 

Simonetta Orsini dio un salto de popularidad gracias al juez Norberto Oyarbide, quien compró allí un anillo de Bulgari con un brillante de 10 kilates y se encargó de decir que había pagado por él un cuarto de millón de dólares. Más tarde,  apretado por la prensa y el fisco, intentó cambiar ese número.

Jorge Rial también conoció a De Leeuw. Según él mismo cuenta en su autobiografía, su ex mujer, Silvia D’Auro, vendió su humidor de cigarros a la joyería. Rial se enteró por Matías Garfunkel y Gerardo Werthein, también fumadores de habanos. Fue a encarar a De Leeuw, quien admitió habérselo comprado a su esposa por 2.500 dólares. Rial, entonces, le dijo que si no se lo devolvía, su foto abriría la siguiente edición de Intrusos. De Leeuw accedió a devolver el humidor; Rial lo tomó, y cuando el joyero le pidió la plata equivalente le dijo “andá a pedírsela a mi ex mujer”. El hombre que había hecho tratos con los narcos colombianos y la DEA capituló ante el poder de los medios.

Ayer su joyería volvió a las noticias, y no por los mejores motivos. Su página web, simonettaorsini.com, permanece caída.

 

 

Comentarios de “Quién es Martín De Leeuw, el dueño de la joyería allanada”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *