Costumbres / 16 de febrero de 2018

Estilo fashion: camperas “it”

Juliana Awada adora marca de abrigos que es tendencia en el mundo. Celebrities fans.

Por

La ropa que luce la primera dama Juliana Awada siempre marca tendencia y da que hablar. Cada vez que asiste a una gala o evento, su outfit cautiva a los presentes y a la prensa. Últimamente llama la atención su fascinación con las camperas de marca Moncler. Pero no es la única que ama estos abrigos. Otra primera dama, Brigitte Macron, los colecciona. E “it girls” como Olivia Palermo y Calu Rivero son fans de la etiqueta.

Durante su estadía en Rusia, acompañando al Presidente, Juliana Awada eligió la Moncler más costosa del catálogo de la marca, con apliques de piel, para protegerse del frío. ¿El precio de la campera? En dólares, 5.700.

Antonia Macri sigue los pasos de su madre y también usa su Moncler en invierno o verano en las vacaciones familiares de Villa La Angostura.

¿Otros famosos que las aman? Curiosamente, el sindicalista Luis Barrionuevo, al que suele verse con un chaleco de plumas que vale 575 dólares.

Sharon Stone, Orlando Bloom, Nicole Kidman, y hasta la familia real de Dinamarca son clientes. Y también, Madonna y Victoria Beckham.

Historia

René Ramillon, André Vincent y Lionel Terray crearon estos abrigos en 1952, en Monestier-de-Clermont (Francia), tratando de proteger a los trabajadores del frío. En 2003, el empresario italiano Remo Ruffini compró la marca cuando estaba a punto de quebrar y cambió el rumbo de la compañía, volcándose de lleno hacia la moda.

En los ’80, las camperas Moncler se volvieron la prenda favorita de los Paninari, una subcultura juvenil italiana, que gozaba de buena posición económica y social, imitaba el estilo de vida estadounidense y no se interesaba por la política.

Las camperas de plumas son el producto estrella de Moncler, las más requeridas en el mercado y su logo en el brazo izquierdo las vuelve inconfundibles. También diseñan chalecos, vestidos, gorros de abrigo y relojes, entre otros productos.

Por el momento, en la Argentina son imposibles de conseguir pero es fácil encontrarlas la Rue du Faubourg Saint-Honoré en París, una de las más lujosas de toda la capital francesa, cerca de Gucci, Ralph Lauren y Givenchy. Además tienen locales en Londres, Milán, Tokyo, Nueva York y Los Ángeles.

En la última colección, se pueden conseguir las camperas de mujeres en un promedio de 1000 dólares. Los chalecos de hombres valen alrededor de 800 dólares y las camperas desde van 850 hasta 1400.
Para quien quiera imitar a la primera dama un dato: el abrigo que usó Juliana en Rusia está completamente agotado.