Opinión, Sociedad / 8 de junio de 2018

La tapa de NOTICIAS: los nervios de Jorge Lanata

El conductor de PPT cuestiona a la revista sin leerla, porque aún no salió. Paradoja: no le gusta el periodismo libre y crítico cuando se ocupa de él. Y miente.

Por

Jorge Lanata dice que dejó de atender a NOTICIAS cuando, hace tres años, la revista publicó “fotos falsas” del departamento que se había comprado en Miami con la idea de irse a vivir allá. Falso: las fotos correspondían al aviso clasificado web de ese mismo departamento. Lanata dejó de atender porque no le gusta que se hable de él si no es él mismo quien decide lo que se va a publicar.

En ese aspecto, Jorge actúa como los poderosos a los que suele criticar. Todo lo que se publique sin su consentimiento pasa a ser una operación, una ofensa, una campaña artera para vender ejemplares…, cualquier cosa.

Definamos: Lanata es un líder de opinión que trabaja en un multimedios líder. Es decir, Lanata y Clarín siempre serán noticia, cuando la haya, en las páginas de un semanario independiente que se ocupa de la actualidad y las trastiendas del poder en general.

LEER TAMBIÉN: Lanata – Clarín: Crisis de nervios

Lanata sabía que el cambio del tiempo político lo iba a someter a un dilema: la agenda anti K (que lo unió a Clarín, donde según él nunca iba a trabajar) iba a perder punch, en algún momento se volvería indispensable investigar al nuevo Gobierno y el Grupo Clarín estaba acordando con éste su ansiado desembarco en el ultramillonario mercado de la telefonía (que Néstor Kirchner le había negado y por eso se desató la guerra).

Pues bien: los tiempos cambiaron, la realidad cambió y cambiaron los actores y las negociaciones, pero Lanata sigue estando obligado (más que nada por sí mismo, porque es un gran profesional de los medios) a renovar su agenda y volcarla hacia la nueva escena. Lanata sabe que ser “oficialista” siempre terminará siendo un pecado periodístico que, a la larga, se paga con audiencia.

Lanata es genial. Lanata es jodido. Un alto directivo del Grupo me dijo esta semana: “Los periodistas-artistas siempre tratan de marcar la cancha para quedar ellos como únicos factores del éxito”. Con esa declaración me terminé de convencer de que que la investigación de Marcos Teijeiro para la NOTICIAS que está por salir (en la cual participé aportando mis propias fuentes irreprochables) estaba en lo cierto. Y fue tapa.

*Jefe de redacción de NOTICIAS.