Jueves 9 de julio, 2020

ECONOMíA | 20-04-2020 11:04

Tras el rechazo de los bonistas, el Gobierno dice que la negociación recién empieza

En la Casa Rosada y el Ministerio de Economía consideran que puede ofrecerse más, pero sin cambiar las líneas generales de la propuesta.

Ya hay dos grupos de fondos de inversión extranjeros acreedores de la Argentina que han rechazado la propuesta de reestructuración de la deuda que presentó el viernes pasado en Estados Unidos el ministro de Economía, Martín Guzmán. La pregunta es ahora qué pasa. La respuesta en la Casa Rosada es que sí hay margen de negociación, esto recién arranca.


En el Ministerio de Economía afirman que ya están presentados las líneas generales de esta propuesta de pagos, pero en los márgenes pueda haber espacio para la negociación. Puede ofrecerse más pero dentro de los estrictos límites de sostenibilidad de la deuda que fijó el FMI, en un guiño a Alberto Fernández. No va a haber un cambio drástico de la oferta pero sí a esta la posibilidad de que el Gobierno mejore un poco la propuesta de pagos a los bonistas, de manera tal de convencerlos de su aceptación.

"No te vas a bajar del ring tras la primera piña", dicen en Economía. Era previsible el rechazo, aseguran.


A diferencia de lo que fue la reestructuración de deudas de 2005, cuando los tenedores de la deudas estaban muy atomizados, esta vez la deuda algo más concentrada en fondos de inversión que su momento apostaron por el gobierno de Mauricio Macri y después terminaron por él mismo condenados a una reestructuración. Hasta el 22 de mayo, fecha en que debe hacerse un pago de deuda con legislación extranjera, hay tiempo para evitar en default y convencer a esos bonistas. Incluso puede mejorarse la oferta durante las tres semanas que dure el periodo para aceptar el canje de deuda. 


Ya de por sí la propuesta había sido mejor de la esperada por los acreedores pero ellos piensan y saben que hay un margen de negociaciones y siguen tirando de la cuerda. Veremos hasta dónde se llega y cómo se soluciona una quita que aparentemente superaría al 65% y que los acreedores aceptan que sea del 50%. Es un margen que difícilmente se pueda eliminar pero seguro se activará. No sabemos si lo suficiente para acordar.


Pero algunos analistas consideran que no basta con prometer más pagos de la deuda sino que debe explicarse el plan económico necesario para afrontar esos desembolsos. "Hay margen para negociar pero es importante tener el modelo de sostenibilidad de la Argentina, y no el mismo del FMI, que fue el que puso al país al borde del default. La sustentabilidad tiene que ser completa, incluyendo cómo se va a tratar toda la deuda", opina José Barrionuevo, ex negociador privado de la deuda en 2005 y actual CEO de la consultora BrightHill Capital en Nueva York. Es que también debe renegociar los bonos con legislación local y la deuda con el FMI y el Club de París (grupo de países ricos). "La parte más importante son las políticas fiscales y monetarias consistentes que nos aseguran llegar al escenario planteado, especialmente ante las enormes presiones en 2020 por la pandemia", completa Barrionuevo. 

Galería de imágenes

En esta Nota

Alejandro Rebossio

Alejandro Rebossio

Editor de Economía y columnista económico de Radio Perfil.

Comentarios

Video

Efemérides, por Radio Perfil

Las principales fechas de la mano de la producción de Radio Perfil.

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario