Monday 15 de April, 2024

SOCIEDAD | 03-02-2023 08:08

Joaquín de la Torre: "me están queriendo cancelar"

Alineado a Patricia Bullrich, quiere ser el gobernador de la provincia de Buenos Aires. Amistad con el hijo de Jair Bolsonaro, sintonía con Javier Milei y Sergio Massa.

En las rutas bonaerenses ya se ven los carteles de campaña de Joaquín de la Torre. El hombre que quiere ser candidato a gobernador de la mano de Patricia Bullrich eligió eslóganes que no dejan lugar a dudas sobre dónde está ubicado: "Hay que poner orden", "Defendiendo los valores cristianos" y "Basta de todes" son algunas de las frases que acompañan los afiches con su rostro. Y, como buena parte de los políticos con aspiraciones en este 2023, aprovechó enero para recorrer la costa: "Cuando me califican como parte del ala dura me están queriendo cancelar", dijo en un diálogo con NOTICIAS en Pinamar. 

Cuando De la Torre habla de sus propuestas vuelve una y otra vez sobre los mismos temas: la necesidad de achicar el Estado, de revisar el funcionamiento de los planes sociales, de atender la seguridad y las condiciones sociales de la primera infancia.  

La carrera política de De la Torre tiene varias décadas. En los '90 fue designado asesor en el Senado de Felipe Solá, por aquel momento vicegobernador bonaerense. En 2002 asumió como director suplente del CEAMSE. En 2003 ganó la interna del Partido Justicialista como precandidato a intendente de San Miguel, pero no logró llegar al municipio y en los años siguientes se desempeñó como congresal del PJ nacional.

En 2007, finalmente, llegó a la intendencia de la mano del Partido para la Victoria, cargo en el que se mantuvo durante dos gestiones. En la trayectoria de De la Torre hubo más de un salto. El primero llegó en 2013 cuando, junto con un grupo de intendentes formaron el Frente Renovador, el partido con el que Sergio Massa se catapultó como líder nacional. El hombre de San Miguel fue reconocido, por aquellos años, como un armador clave en el territorio bonaerense. Sin embargo, en el 2021 dio el giro que lo condujo al espacio donde está hoy, cuando se presentó en la lista de Juntos como candidato a senador provincial. 

Noticias: Dicen que usted es parte del "ala dura" de Juntos por el Cambio. 

Joaquín de la Torre: Las etiquetas hay que tomarlas desde donde se dan. Hace muchos años la política tiene una mirada muy progresista y el progresismo es lo políticamente correcto. Pero no me considero el ala dura de la derecha, me considero una persona con sentido común. Todo lo que pienso y lo que digo viene de la lectura de la realidad, de haber caminado. Si ocuparse de la primera infancia es la derecha, bueno soy de derecha. No hay temas de derecha o izquierda. Pareciera que ocuparse de la seguridad es de derecha. Otro tema frecuente es el de los programas sociales, que cuando surgieron generaron un círculo virtuoso, pero a los cuatro años ese círculo virtuoso se convirtió en un círculo vicioso. Se dijo que los planes eran para toda la vida y se dejó de exigir la contraprestación del trabajo.

Noticias: ¿Quién planteó que los planes sociales fueran vitalicios?

De la Torre: Está planteado. 

Noticias: ¿En lo formal? 

De la Torre: No en lo formal, pero en lo real son para siempre. La gente que está dentro de un programa social tiene la sensación de que ese derecho es para siempre. Le hicimos perder a esa persona su dignidad porque la dignifiad está dada porque toda persona sienta que su sustento lo consigue con su esfuerzo. 

Joaquín De La Torre

Noticias: ¿A qué se refiere cuando habla de lo "políticamente correcto"?

De la Torre: Tiene que ver con la mirada general, con creer que el Estado debe solucionar todos los problemas de la gente, con que la creación de ministerios resuelve algo, con la idea de que la seguridad es un tema de la derecha y otro montón miradas distintas sobre valores como la defensa de la vida. Ese es el progresismo, que es el hijo de la izquierda de los años ‘60. 

Noticias: Teniendo tantas décadas en política, habiendo pasado por tantos cargos y con esa mirada sobre el Estado, ¿no hay alguna autocrítica para hacer como parte de la clase dirigente?

De la Torre: Por supuesto.

Noticias: ¿Cuál es?

De la Torre: Bueno, fui intendente y no tuve responsabilidades nacionales. Yo lo que puedo hacer es mirarme frente a los vecinos de San Miguel y preguntarles qué pasó en estos 16 años de conducción. La gente tiene una mirada más que positiva del proyecto que encabecé yo y que ahora encabeza Jaime (Méndez). Esto es lo importante: yo vine a la política porque quiero cambiarle la vida a la gente. Hacer política no significa que yo avale siempre lo que hace la política. No vine a cuidarle la espalda con una actitud corporativa al resto de la política.

En octubre el nombre de De la Torre recorrió todos los portales cuando acompañó a una recorrida por el Conurbano bonaerense a Eduardo Bolsonaro. En esa visita, el hijo del ex presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, también compartió una cena con el dirigente, Miguel Pichetto, Ramiro Marra, Carolina Píparo, Nahuel SoteloDina Rezinovsky y Francisco Sánchez. De aquellos encuentros surgieron todo tipo de especulaciones sobre sus vínculos con referentes por fuera de Juntos por el Cambio como Javier Milei

Noticias: En Juntos por el Cambio hay un sector que dice que Milei es un límite. Sin embargo, usted muestra mucha cercanía. 

De la Torre: En primer lugar, los mismos que dicen que Mieli es un límite dicen que Espert tiene que estar adentro. ¿Cuál es la diferencia ideológica entre ellos? Ninguna. Lo que pasa es que Milei critica a unos y Espert no los critica, por eso lo dejan entrar. Si el problema es ideológico, no tendría que pensarse en ninguno de los dos. Pero si el problema es personal, bueno… a vos te cae más simpático Espert y a mí me cae más simpático Milei. En segundo lugar, yo creo que Mieli tiene que estar afuera de la coalición porque, además, él no pidió estar adentro. 

Con Milei yo hablé una sola vez en mi vida, el 15 de febrero del año pasado. Y recuerdo la fecha porque fue al día siguiente del aniversario por la muerte de Carlos Menem. Nos habíamos cruzado en la Iglesia y él me pidió un favor así que nos reunimos. Eso fue todo más allá de lo que se pueda decir.

Para De la Torre todos los problemas conducen al kirchnerismo. Sin embargo, en su trayectoria política su distancia es reciente y hasta hace muy poco tiempo podría haber sido presentado como un auténtico intendente peronista. 

Noticias: De su paso por el Frente Renovador, ¿cómo quedó su vínculo con Massa?

De la Torre: Crecí mucho políticamente con el Frente Renovador y gran parte de ese crecimiento tiene que ver con los lugares que me dio Sergio en aquel momento así que yo no quiero ser desagradecido. Mi relación con él es buena aunque hoy es lejana. La última vez que lo vi fue hace más de un año. Le tengo aprecio a su familia, sí. Pero Sergio eligió un camino y yo me había dado cuenta un tiempo antes de que él lo terminara eligiendo y, por eso, yo elegí otro. Él cree que la solución va por un lado y yo creo que va por el otro. Pero eso no va a empañar la valoración que le tengo y el cariño que le tengo a su familia. 

Noticias: ¿Valora algo de su gestión como ministro de Economía?

De la Torre: A Sergio le tocó desactivar 150 bombas. Va desactivando algunas. Ojalá que nunca crea que ya desactivó todas porque lo que necesita la Argentina es un Sergio Massa concentrado en su tarea. 

Galería de imágenes

En esta Nota

Giselle Leclercq

Giselle Leclercq

Comentarios