SOCIEDAD | 03-12-2023 10:42

Norberto Marcos, el tercero en discordia

El ex de Fátima Florez critica su relación con Milei y hasta fantasea con volver con ella. Orígenes en Las Primas y divorcio millonario.

Cuando Norberto Marcos le puso fin a su historia de amor de más de 22 años con Fátima Florez, jamás pensó que, en menos de un año, ella se convertiría en la primera dama de la Argentina. Y si bien su fama y talento natural la convertirían rápidamente en una de las mujeres más codiciadas del país, su salto a la estratósfera de importancia lo movilizó tanto a su ex que, en sus primeras incursiones mediáticas, se mostró errático, misterioso y desorientado.

De declarar en pleno programa de "Intrusos" que "todos los días trabajo para reconquistarla" a Fátima, pasó a reclamar más de un millón de dólares cash en cuentas bancarias por todo su trabajo de productor, mientras confesaba que “arrancamos de abajo, no fue nada fácil el camino a la cima, siempre la cuidé”. En la última semana, tras el cimbronazo de verla como la futura primera dama de Argentina, lanzó un desafiante: “En agosto hablemos de vuelta y veamos cómo fue todo. Vas a ver que todos nos vamos a sorprender”. No le augura mucho futuro a la pareja con Milei.

Comienzos. Norberto Marcos comenzó su carrera en los medios en los años '70 como integrante del grupo Cereza. Como músico también participó de la agrupación Pomada, pero fue junto a Alejandro Romay en Canal 9 que inició su etapa como productor televisivo en los programas “Música en Libertad”, “Finalísima” y “Sábados de la bondad”. En este último volvió a relacionarse con  la música y se asoció a Carlos Gallego, mentor de Las Primas. Consultado por NOTICIAS, Marcos recuerda: “Las Primas en los '80 llegó a vender más de un millón de discos. Teníamos un grupo en México, otro en España y cuatro diferentes en Argentina. Y en el año 2000, retomamos la agrupación y ahí apareció Fátima. Ese elenco fue el que hizo gira por Perú. Ahí la conocí pero recién tres años después comenzamos a salir”.

La época de Las Primas en Perú es una especie de Triángulo de las Bermudas en la novela de Marcos y Fátima. Sus allegados reconocen en off que no fue la historia luminosa que cuentan sus protagonistas, sino todo lo contrario; pero el propio Marcos asegura que el éxito los abordó en la tierra inca y nunca más los abandonó. “Terminamos con Las Primas en el 2004 y armé un dúo llamado Las Che, con Fátima y otra chica, con el que volvimos a Perú, donde Fátima ya se quedó trabajando porque tenía mucho éxito como humorista y vedette”.

Marcos y Fátima formaron una pareja hermética y resiliente. Ni siquiera el escándalo de los videos íntimos pudo con ellos. Él se dedicó a la humorista por completo y los resultados fueron positivos. “Fátima era muy celosa y no quería que yo trabajara con nadie más que ella. Al principio hice varias cosas juntas, pero ella empezó a crecer y requirió de mi total atención. Hicimos un muy buen equipo juntos”, reconoce.

Sobre su actualidad judicial, Marcos prefiere no hablar: “Todo lo que sea contractual, está en manos de mis abogados. Pero creo que llegaremos a un acuerdo. Muchos años de convivencia y trabajo. No puede ser que vengan terceros a complicarnos la vida”.
Presente. Actualmente, Marcos se muestra entre enigmático y altivo. Cuenta con orgullo sus marcas de guerra, “seis stents y dos bypass”, y explica: “Es el estrés del mundo del espectáculo. Mis últimos dos años no fueron fáciles, pero me estoy cuidando”.
Mientras tanto, en libertad de acciones, volvió al ruedo y ya se lo vio festejando su cumpleaños número 65 junto a Karen Salas Correa, su nueva amigovia, de quien prefirió no dar detalles, aunque se sabe que también perteneció al grupo Las Primas.

En el cierre de la charla, Marcos  de pronto le baja el tono a la disputa con Milei: “Soy apolítico. Lo único que quiero es que a mi país le vaya bien. En este momento le deseo un mandato exitoso y que no defraude a los que confiaron en él. Si a él le va bien, nos va bien a todos”.

Galería de imágenes

En esta Nota

Mariano Casas Di Nardo

Mariano Casas Di Nardo

Comentarios