domingo, diciembre 8, 2019

POLíTICA | 27-11-2019 12:51

Agustín Laje: "Alberto Fernández es un títere de Cristina Kirchner para garantizar su impunidad"

El politólogo liberal asegura que el presidente electo no tendrá autonomía. Críticas a la movilización en Chile.

Agustín Laje politólogo y periodista, se convirtió en uno de los más populares referentes en las redes sociales del liberalismo contemporáneo. El presidente de Fundación Libre segura que “Alberto Fernández es un peronista de raza”, pero asegura que va a ser “un títere” de Cristina Kirchner y que no va a tener poder real. También fue consultado sobre qué representa el peronismo desde su perspectiva y en sencillas palabras dijo que “no es una ideología, sino la estructura de poder político más grande la historia Argentina”.

Noticias: ¿Quién es Alberto Fernández desde su mirada?
Agustín Laje: Un peronista de raza, estuvo con todos. Allí donde hubo poder, allí se lo pudo encontrar a Alberto Fernández. Entonces, preguntarse por él es preguntarse por el cuándo. ¿Quién es hoy Alberto Fernández? El títere que escogió, con gran destreza política, Cristina Kirchner, para garantizar su impunidad y volver al poder.

Noticias: ¿Considera que será quién tenga el poder para gobernar?
Laje: Si bien hay que convenir que Alberto Fernández no es el sumiso de Daniel Scioli, hay un kirchnerismo muy duro que lo tiene rodeado y que no le dejará fácil la tarea de emanciparse de la tutela política e ideológica, en el caso de quererlo, por supuesto. Pero la historia del peronismo es la historia de las traiciones, y si Néstor Kirchner pudo traicionar a Eduardo Duhalde, no descarto que eventualmente Alberto Fernández pueda hacer lo mismo con el núcleo que hoy lo controla. Y eso será una función de al menos tres componentes, su voluntad política, su destreza política y, no menos importante, el tiempo. A Néstor le llevó dos años. A Alberto Fernández no veo por qué le llevaría menos.  El peronismo es la estructura de poder político más importante de la historia Argentina. Su particularidad es la discontinuidad ideológica, aunque no simbólica, de su propia historia, de sus referentes, pasados y actuales. Montoneros y Triple A; López Rega y Cámpora; Kirchner y Menem. Sin embargo, el lazo que anuda una historia común se llama, sencillamente, poder. Es decir, aquello que conforma al peronismo como unidad es la sed de poder de sus elementos.

Noticias: ¿Cree que de ganar el Frente de Todos las posibilidades de que se sancione la ley del aborto sean mayores?
Laje: No tengo dudas. Ya lo ha dicho el propio Alberto Fernández, y el voto kirchnerista es abortista casi sin excepciones. Basta ver sus listas de diputados y senadores. Pero ojo: las listas de Cambiemos también están encabezadas, en la mayoría de los casos, por puros políticos abortistas. Luego, hay un tema adicional. Y es que Alberto Fernández no tendrá muchas opciones respecto de la economía, y es probable que no pueda escapar a la necesidad de aplicar cierta ortodoxia que podría molestar mucho a la izquierda. Entonces tiene que vender progresismo cultural, como pantalla de humo, para seguir siendo considerado como un buen progre, mientras toma medidas de otra naturaleza.

Noticias: ¿Se considera a usted mismo liberal en lo económico y conservador en lo político?
Laje: "Liberal" es una categoría demasiado amplia que contiene a mucha gente que no tiene en absoluto que ver con mi forma de pensar, y por otra parte no sé cuanto quiero yo conservar como para sentirme cómodo con la etiqueta "conservador". De hecho, creo que la derecha se ha vuelto subversiva en cierto modo. Soy de derecha, en un país donde casi nadie se anima a asumirse así. ¡Ojalá algún día se ponga de moda salir del closet, pero del closet político! Defiendo la libertad económica; quiero Estado mínimo, pero fuerte en sus funciones naturales de seguridad y defensa; defiendo la vida desde su inicio mismo; defiendo la familia como institución nuclear de la sociedad civil; creo que las tradiciones transmiten muchas veces un cierto tipo de conocimiento acumulado importante; detesto el culto a la juventud como fuente de "justicia", "frescura", "sabiduría natural" e "inocencia" que hoy nos venden en títeres como Greta Thunberg y los delincuentes que incendiaron Santiago; considero al feminismo, el LGTB y el género las ideología del establishment, la nueva religión de los resentidos sociales; y el globalismo que encarnan organismos como la ONU me parece que constituye el más serio peligro, a largo plazo, para las libertades individuales, la soberanía nacional y la democracia.

Noticias: Al encontrarse realizando charlas en tantos lugares de Latinoamérica ¿no considera que hay nuevamente una oleada política y social hacia la izquierda?
Laje: Parcialmente. México ha sido la victoria más importante de la izquierda en el último año, pero como contrapeso tenemos la victoria de Bolsonaro en Brasil. Y estamos hablando probablemente de los dos países más importantes de América Latina. Ecuador acaba de vivir una desestabilización impulsada por Rafael Correa, y en Chile el gobierno de Piñera sufrió lo mismo en sucesos de público conocimiento que huelen a chavismo. En el medio, hay un hito político importante: la creación del Grupo de Puebla, con más de 30 líderes izquierdistas, como López Obrador, Da Silva, Rousseff, Lugo, Samper o el mismísimo Alberto Fernández. Que son la "lavada de cara" del Foro de Sao Paulo. Yo diría que lo que hay es una contraofensiva izquierdista en la región.

 

(Alumna de segundo año de la Escuela de Comunicación de Perfil)

 

por Ornella Tiesso

Galería de imágenes

Comentarios

Todo lo que hay que saber

La información más importante de este martes en un breve video

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario