POLíTICA | 06-12-2019 12:07

Los Ángeles de Alberto: quiénes son las mujeres más influyentes

El Presidente electo convocó a amigas, aliadas y hasta una ex pareja para armar su equipo. Qué cargos clave y ministerios ocuparán las elegidas. Críticas a Cristina Kirchner y elogios al nuevo jefe.

Vilma Nidia Ibarra es “muy discreta y leal”, la definen quienes más la conocen. Pero cuando la abogada y ex legisladora siente que no puede dar su opinión, se hace notar. Y si siguen ignorándola, da un portazo y se va. “Cuando es uno el que piensa y los otros obedecen, se pierde el proyecto colectivo”, explicó ella misma en 2015, mientras daba las razones de su crítico libro “Cristina vs. Cristina”. Ni en sus más fantasiosos sueños aparecía entonces la posibilidad de que “la jefa” a la que le exponía públicamente sus contradicciones sería quien eligiera a su socio político para la Presidencia. Y la que la catapultara con él a la Casa Rosada, como una de las dirigentes mujeres más fuertes del futuro Gobierno de Alberto Fernández.

Guardiana. Asignada como una de las responsables de la transición y mencionada como posible secretaria Legal y Técnica de Fernández, Ibarra se excusa amablemente ante NOTICIAS por su silencio: “Mil disculpas pero no estoy dando notas por ahora”. Faltan pocos días para la asunción de quien fue su pareja durante más de siete años y Vilma guarda las formas. Está lejos del conflictivo perfil que cosechó durante los 2000, cuando siendo parte del Frente para la Victoria se negó a acompañar varias leyes del kirchnerismo, pidió informes por el Fútbol para Todos y la interpelación del polémico Guillermo Moreno, lo que le valió el enojo de Néstor Kirchner.

“El de Néstor fue el mejor gobierno de Argentina”, dijo Ibarra en 2015 en TN, sentada a la mesa con Carlos Pagni y su entonces panelista Nicolás Dujovne. Las apariciones en el Grupo Clarín le valieron duros informes de “678” y cruces públicos con Martín Sabbatella. Eran tiempos de rupturas con los K y paseos por Europa con Fernández, ya afuera del Gobierno. 

Sin cargos públicos desde 2011, Ibarra vuelve a la política después de trabajar seis años como abogada de Corporación América, el grupo empresario de la familia Eurnekian. Una de las últimas veces que se le escuchó la voz fue en radio Caput, donde llamó a “ir por la ley del aborto”, una causa que milita desde hace más de una década y que presentó en el Congreso como senadora en 2004. Por la causa de los pañuelos verdes se la vio junto a Alberto hace pocos días, en la presentación del libro de Ana Correa, “Somos Belén”, donde el Presidente electo reafirmó su compromiso con la ley. 

Soldada. Para administrar la empresa del Estado Radio y Televisión Argentina (RTA), Alberto piensa en una antigua periodista aliada: Rosario Lufrano, la elegida en 2006 para hacerse cargo de la reestructuración del viejo Canal 7, que dejó su cargo el mismo día que el jefe de Gabinete le presentó la renuncia a Cristina Kirchner. "El proyecto que estuvimos desarrollando mi equipo y yo durante estos dos últimos años en Canal 7 es fruto de una presentación que le hice en su momento al jefe de Gabinete Alberto Fernández cuando me convocó para pedirme asesoramiento sobre lo que había que hacer con este canal. Su concreción se llevó adelante con el apoyo de él. Ahora que renunció, nos parece pertinente que nosotros también demos un paso al costado", anunció el 23 de julio de 2008 la entonces directora ejecutiva del canal oficial, ya convertido en la TV Pública.

"El canal necesitaba ser bien tratado", contó la periodista tiempo después  y aseguró que durante su gestión no hubiera tenido pantalla "678", que fue un programa "para defender las decisiones de un gobierno". 

Una fuente de la entonces gestión K cuenta a NOTICIAS que Lufrano fue sugerida para dirigir Canal 7 por el  entonces secretario de Medios y amigo de Fernández, Enrique "Pepe" Albistur. El dirigente, alejado hoy de la gestión, es dueño de la empresa publicitaria Grupo al Sur, que maneja gran parte del negocio de la cartelería pública y también produce el programa que conduce Lufrano en Crónica. Si Alberto concreta su idea, Lufrano manejaría la TV Pública y Radio Nacional.

Ángeles de Alberto Fernández

Economistas. Mercedes Marcó del Pont y Cecilia Todesca llegaron abrazadas el 27 de octubre al búnker donde el Frente de Todos celebró el triunfo electoral. Las economistas en las que el Presidente electo confiará gran parte de la tarea de salir de la crisis se conocen de la gestión en el Banco Central. Una como titular y la otra como jefa de Gabinete. 

Promovida y echada por CFK del Central, Marcó del Pont repareció durante la campaña para proponer "desdolizar la economía". Sobrina del dirigente desarrollista Rogelio Frigerio, la economista contó que conoció a Alberto a través de una de sus hermanas, de la que era amigo. Y en 2005, él la convenció para ser diputada. Ahora, la quiere para la AFIP.

Todesca es hija biológica de Luis Bocco, militante montonero asesinado en 1975, y fue criada por el amigo de su padre, el economista Jorge Todesca, actual director del Indec, "Lo mío es compromiso militante y desde el punto de vista de las ideas", dijo la profesional a la revista Fortuna sobre su rol en el Grupo Callao, que trabaja con Alberto desde hace casi dos años. Con la mirada en la gestión, evaluó que Argentina "está en una situación muy complicada" que necesita el rediseño de la política económica general. 

Provinciana. La más alejada de las mujeres que responderán a Alberto en el Gabinete es María Eugenia Bielsa. La rosarina y arquitecta vio por primera vez al Presidente electo entre 2003 y 2007, cuando él era jefe de Gabinete y ella vicegobernadora de Jorge Obeid en Santa Fe. No se volvieron a cruzar hasta la campaña pasada, cuando Fernández la convocó para "pensar el territorio de nuevo", según reveló ella.

La tercera vez que se vieron, subían a un avión para una recorrida por San Juan. “No hemos hablado en concreto de un lugar a ocupar, sí hablamos de desarrollo urbano, territorial y hábitat, que son mi especialidad, y estamos colaborando en armar reuniones con intendentes de todo el país”, contó Bielsa a principios de octubre al diario Perfil. Unos días después, Alberto la acompañó en Rosario en su ponencia "Procrear vs. UVA", donde expuso su críticas al plan de créditos de Macri.

Hermana del DT Marcelo Bielsa y del ex canciller Rafael Bielsa, el nombre de María Eugenia está ligado al futuro Ministerio de Hábitat y Vivienda que prometió crear Fernández para solucionar el déficit habitacional. 

Ángeles de Alberto Fernández

Amiga. En Desarrollo Social, el futuro Presidente tendrá a una vieja amiga: la contadora y concejal de La Plata Victoria Tolosa Paz, con quien comparte asados y largas charlas políticas. "Lo conozco desde hace muchos años. Íbamos a cenar con Vilma Ibarra allá por 2008", contó la dirigente que podría ser viceministra de Daniel Arroyo.

Tolosa Paz comenzó su carrera política con Nélida Doga, una dirigente cercana a Hilda "Chiche" Duhalde que fue ministra de Desarrollo Social en 2002. Es integrante del Grupo Callao, fue precandidata a intendenta de La Plata y está casada con "Pepe" Albistur. Ambos acompañaron a Alberto a visitar a Cristina Kirchner en El Calafate en febrero de 2018 para sellar la reconciliación entre los Fernández. Y son los dueños del departamento de Puerto Madero donde Alberto vive de prestado con su pareja, Fabiola Yáñez, y su perro Dylan. En una entrevista reciente, "Vicky" dijo divertida: "No sé si ahora lo va a devolver. Le queda cerca de la Rosada". 

Socia. De perfil bajo pero activa, otra amiga íntima de Fernández espera que su nombre sea anunciado el 6 de diciembre al frente del Ministerio de Justicia. Es la abogada Marcela Losardo, a quien Alberto conoce desde la UBA (era amiga de su ex esposa y madre de su hijo Estanislao, Marcela Luchetti) y quien fue su socia en el estudio jurídico en el que trabajó cuando no estuvo en la función pública. "Alberto es incansable", dijo la futura ministra a Radio Cooperativa, donde lo definió como un "muy buen abogado", con "un poder de convencimiento impresionante" pero "sin rencor ni venganza". 

En el equipo de Fernández aseguran que no se propuso tener muchas mujeres en el Gabinete. "Se dio así", dice a NOTICIAS un miembro de la mesa chica. Aún así, el gobierno que comienza el 10 de diciembre tendrá una representación femenina altísima si se lo compara con el de Mauricio Macri, que termina con sólo dos ministras (Patricia Bullrich y Carolina Stanley), además de la vicepresidenta Gabriela Michetti. 

Al grupo de mayor confianza de Alberto se sumarán al menos otras tres dirigentes mujeres, si se confirman los nombres que postulan en la previa al anuncio del Gabinete. Una de ellas es la antropóloga e investigadora del Conicet Sabina Frederic, quien fue funcionaria en Defensa durante la gestión de Nilda Garré, se desempeña como profesora en la Universidad Nacional de Quilmes y podría ocupar el Ministerio de Seguridad. 

Recientemente, Frederic recibió una dura respuesta de familiares de víctimas del atentado a la AMIA luego de decir, en una entrevista a Ámbito Financiero, que “el terrorismo es un problema de los países de la OTAN, no nuestro”, en relación a Hezbollah. Por su parte, Bullrich la calificó de “gran antropóloga” y dijo que es “una persona bien formada” para sucederla en el cargo. 

En la lista de Alberto aparece también Elizabeth Gómez Alcorta, la abogada de Milagro Sala que podría quedarse con el Ministerio de la Mujer (o la Equidad) que propuso crear Fernández. El nombre de Victoria Donda había sido el más repetido para ese lugar, y luego los de Malena Galmarini, y Dora Barrancos. Pero en los últimos días, la feminista Gómez Alcorta ganó terreno la nueva cartera.

Por último, la ex Leona y doble medallista olímpica Inés Arrondo se encamina a convertirse en la primera Secretaria de Deportes de la Nación, un área que hoy es Agencia y que Alberto piensa volver a jerarquizar bajo la órbita del Ministerio de Turismo y Deportes, que quedaría en manos de Matías Lammens. Arrondo tiene un recorrido en la gestión deportiva de Mar del Plata, donde se encargó de la escuela de hockey municipal y luego fue coordinadora de un programa de la intendencia. 

Aunque muchas todavía no se conocen, quienes ya vienen trabajando cerca llevan semanas de diálogos. Algunas de ellas ya tejen redes en grupos de Whatsapp.

Daer Alberto Fernandez

La hija albertista de Daer. Armadora del "albertismo" en la Ciudad y cercana a Guillermo Ferreño, legislador electo y uno de los amigos íntimos de Alberto Fernández, Maia Daer integra el equipo del Presidente electo.

La hija del gremialista Héctor Daer es también referente de la agrupación "Un grito de corazón", abogada del sindicato de Sanidad que conduce su padre y formó parte activa de la campaña a jefe de Gobierno porteño del presidente de San Lorenzo, Matías Lammens, aunque ella integra la comisión directiva de su rival futbolero: el club Huracán. Con Daer padre suelen ir juntos a la cancha. 

Galería de imágenes

Daniela Gian

Daniela Gian

Periodista política.

Comentarios

Música

Conociendo Rusia: "Loco en el desierto"

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario