Personajes / 16 de agosto de 2012

Ismael Serrano (38)

“En las redes sociales perdemos los matices”

El cantautor madrileño vino a presentar su Cd y habla de la crisis, el 15-M y las promesas políticas incumplidas. El rol de internet.

De izquierdas. El cantautor sostiene: “Es imposible componer sin que la canción esté traspasada por el momento social que se vive”.

De tanto estar de gira, hace poco pasó dos años enteros de su vida bajo el signo del invierno, y es ahora, en este frío mes de agosto porteño, que cae en la cuenta (con no poco asombro) de que al fin logró “vivir algo de verano en Madrid”, su ciudad natal. Esa misma que, en el barrio de Vallekas, lo vio nacer y crecer hace 38 años. “Me gusta sentir como patria al camino”, bromea, se disculpa, enfatiza, mientras comienza su nueva gira por la Argentina para presentar “Todo empieza y todo acaba en ti”, su nuevo trabajo. Sin fumar en la hora que dura la entrevista con NOTICIAS (él, hombre afecto al atado diario), con sonrisas más frecuentes, y más expansivas, pero con el mismo apasionamiento de siempre, se desborda en un análisis quirúrgico de la realidad. Mientras, en el escenario, lo que lo inunda es el sentimiento, la complicidad con su público (cargado de mujeres, claro, pero con muchos espacios para hombres de toda edad) y dedicatorias silenciosas a su pareja argentina, Jimena, que lo apuntala imperceptiblemente desde la platea.

Noticias: Hace diez años le dedicó una canción al diciembre argentino del 2001… Hoy es España la que está en una crisis para la mayoría impensada. ¿Parecidos? ¿Diferencias?

Ismael Serrano: Son muchos los paralelismos entre aquella crisis y esta. España es rehén de un sistema financiero que está imponiendo unos ajustes terribles y una moneda que parece estar por encima de sus posibilidades, y al mismo tiempo está huérfana de un liderazgo político que sepa enfrentar con eficacia al chantaje que tratan de imponer los mercados. Lo que es diferente con la Argentina es que la española es una sociedad que se enfrenta a algo así por primera vez. Y no sé hasta qué punto tenemos ejercitado ese músculo que ayuda a levantar la mirada y el ánimo en momentos difíciles.

Noticias: El argentino, en cambio, siempre está preparado para la próxima crisis.

Serrano: Eso le da un sentido trágico de la vida. Nosotros aún no somos víctimas de ese fatalismo, pero ya empezamos a desesperar cuando no vemos la luz al final del túnel, cuando se nos pide que tengamos una mirada a largo plazo y los plazos son cada vez más lejanos en el tiempo. Pues que, a fin de cuentas, a largo plazo todos estamos muertos, ¿no?

Noticias: Cuando fue el movimiento del 15-M, usted estaba de gira por Latinoamérica, en Perú. ¿Cómo lo vivió? ¿Qué pensó que podría pasar a partir de ahí?

Serrano: Lo viví con mucha ilusión, pensé que la sociedad civil por fin despertaba del aletargamiento en el que estaba y que, indignada, harta, decidía asumir el papel que le correspondía en un momento crucial y difícil.

Noticias: ¿Qué fue lo que lo ilusionó?

Serrano: Había mucha gente joven que siempre había sido muy reacia a participar en ese tipo de movilizaciones y que salió a la calle. Era un colectivo muy plural, que reunía a chavales, a jubilados, a amas de casa, a profesionales liberales de todo tipo, a artistas. Además, parecía que se recuperaba el debate de las ideas, con las plazas convertidas en ágoras efervescentes, donde la gente discutía y se informaba. Me parece que ha sentado las bases de una forma de movilización, una forma de activismo que aún hoy está ahí aunque más diluida, sigue soterrada.

Más información en la edición impresa de la revista

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *