#EnElBarro / 18 de octubre de 2018

El fiscal Stornelli reconoció que lo usaron para frenar el caso Skanska y que es amigo de Angelici

En su momento, tanto él como Montenegro dejaron sus puestos en la Justicia por cargos públicos. Detalles de la causa por los cuadernos K y cercanía con el alfil de Mauricio Macri. El video de la entrevista.

Carlos Stornelli, fiscal general de la nación, es uno de los personajes del año a partir de la causa de los “cuadernos de la corrupción”. Durante el programa “En el barro”, conducido por el jefe de Redacción de NOTICIAS, Edi Zunino, dejó en claro que fue usado por políticos para frenar la investigación en  el caso Skanska.

En 2006, la causa Skanka tenía a Guillermo Montenegro como juez a Stornelli como fiscal  y, dos años después, este útimo fue nombrado Ministro de Seguridad de Daniel Scioli en la provincia de Buenos Aires y Montenegro en la Ciudad, bajo la gestión del entonces jefe de gobierno Mauricio Macri. De esa manera, la causa de la constructora sueca quedó sin juez y sin fiscal. 

“Visto a la luz del tiempo, es de creer que la política interfirió en esa causa”, comentó Stornelli al ser consultado sobre esa causa. Zunino le repreguntó sobre la intención política detrás del vaciamiento de la causa y el fiscal respondió: “Yo creo que sí, aunque en ese momento no lo vi así. No imaginaba que la preocupación era tan grande“.

El programa completo:

“No me arrepiento de haber hecho eso. No sé cómo hubiera sido si yo me hubiera quedado”, agregó Stornelli. Aunque luego aseguró que en la actualidad no dejaría su cargo en la causa de los cuadernos K por ningún puesto político.

“Es difícil rechazar ofertas que no me hacen, pero no me iría a ningún lado. No consideraría ninguna oferta teniendo una responsabilidad como esta“, aseveró.

El fiscal Stornelli entrevistado por Edi Zunino en su programa “En el barro”.

Cuadernos de la corrupción. “La causa de los cuadernos nos lleva a mí y a mi equipo más de 12 horas diarias”, contó el fiscal a Zunino. La investigación tiene 42 procesados, incluidos 16 funcionarios k, con Cristina Fernández  a la cabeza. Además, la Justicia tiene en la mira a dos personas vinculadas al poder judicial y 24 empresarios.

“Hay voces que se alzan opinando sobre causas que no se conocen. Expresiones infelices que son productos del momento, que no se piensan muy bien”, señaló Stornelli acerca del supuesto pacto entre el kirchnerismo y el macrismo para frenar la prisión de la expresidenta, según denunció la diputada de Cambiemos, Elisa Carrió.

Consultado acerca de una posible presión del Gobierno o la propia Carrió en el accionar de la justicia, el fiscal general negó cualquier posibilidad. “No he tenido problemas, si bien conozco a mucha gente y demás”, reafirmó.

Además, sobre una intervención directa de algún actor político, se encargó de destacar: “No es posible en una causa de esta magnitud, cualquier cosa se nota inmediatamente. Si uno estuviera trabajando en alguna de esas líneas, no podría hacerlo”,

“Si eso toca hacerlo (pedir el procesamiento de Cristina), se hará”, afirmó Stornelli. “Me tocó ver temblar de temor a varios interrogados, con mucha preocupación por sus familias”, relató sobre los detalles de la causa.

Amistad con Angelici. “Yo tengo amistad con Daniel Angelici. Me conoce , compartimos la pasión y el club, pero él con mi trabajo no se mete”, relató Stornelli. El fiscal y el actual presidente de Boca compartieron lugar en la Comisión Directiva de Boca hace una década. “Si (Angelici) es un operador judicial, conmigo no le fue muy bien”, se encargó de resaltar.