Menú
Noticias Uruguay / 13 de noviembre de 2018

Mercedes Morán: “Prefiero no pertenecer a ningún grupo”

De paso por Uruguay para presentar “Familia sumergida”, conversó con NOTICIAS sobre cine, política y feminismo.

Por

Mercedes Morán y María Alché, protagonista y directora de "Familia sumergida". /Instagram @fimersea

A Mercedes Beatriz Morán tanto le da el cine, el teatro o la televisión. Lo que le gusta es actuar, ponerse en la piel de un personaje y desde ahí conmover o robar una sonrisa. Ya sea interpretando a la esposa de un gángster que coquetea con el amigo adolescente de su hijo (“El Ángel”), una dama casada que flirtea con el colectivero de la cuadra (en la tira “Gasoleros”, de Suar), una mujer de clase media que llega a una separación consensuada con su marido hasta que deciden reconquistarse (“El amor menos pensado”) o una señora embargada por la tristeza del duelo por su hermana fallecida que encuentra consuelo en un hombre mucho más joven (“Familia sumergida”). Lo que la mueve a la Morán es, precisamente, no hacer siempre lo mismo. Ya sea en películas independientes o de “pochoclo”, como le llaman los argentinos al pop.

De paso fugaz por Montevideo para presentar “Familia sumergida”, ópera prima de la joven María Alché, en el Festival Internacional de Cine de Montevideo (Monfic), concedió una entrevista a NOTICIAS.

Noticias: En “Familia sumergida”, la película que vino a presentar a Uruguay en el Monfic, está omnipresente y la muestra como una mujer que debe hacer el duelo por su hermana fallecida, a la vez que sufre la ausencia de su marido que se fue de viaje.¿Le costó mucho construir el personaje?

Mercedes Morán: No, la verdad que no, porque partí de un guion muy bien escrito, muy claro, que me despertó la imaginación rápidamente. Después tuvimos algunos encuentros con María Alché, la directora y guionista, previo a comenzar el rodaje y enseguida pudimos conectar con quién era esta mujer, cómo estaba atravesando este duelo, las distintas capas y sensaciones que una pueda experimentar en estos momentos de pérdida, sobre todo cuando tiene que continuar rápidamente con la vida, con la demanda familiar. Hay una parte de esta persona que queda un poco suspendida tratando de elaborar esto que sucedió, esta pérdida que más allá de las particularidades de la historia de la película remite a las pérdidas en general. A todo lo que podemos recordar esos momentos,

Noticias: En esta película, ópera prima de Alché, ¿maneja otros recursos, otros matices, a diferencia de la comedia “El amor menos pensado”? Porque en “El amor…” el personaje se maneja con soltura para superar la separación con su marido, se muestra de buen humor, y es más ácido en los diálogos. Da la impresión de que el de “Familia sumergida” es un personaje más complejo.

Morán: Son dos registros muy distintos, dos películas muy diferentes, dos lenguajes muy diferentes. Por ponerlo de alguna manera: “El amor menos pensado” es una comedia romántica, aunque tiene un tratamiento profundo del género, y “Familia sumergida” es más una película de autor, más introspectiva, donde los diálogos no están construidos en términos de escena convencional, sino que es una película con un registro completamente diferente. Más allá de que los personajes no se parecen entre sí.

Noticias: “El amor menos pensado” trajo a Ricardo Darín a la presentación en Montevideo. La actriz Valeria Bertuccelli denunció haber sido maltratada y hostigada por Darín cuando actuaron en teatro. Algo similar había dicho Érica Rivas anteriormente. ¿Cuál fue su experiencia trabajando con Darín? ¿Tiene alguna postura al respecto?

Morán: Tengo una postura al respecto. Fue una situación bastante dolorosa para los dos (Darín y Bertuccelli) por diferentes motivos. Yo soy amiga de ambos, los quiero, los respeto, los admiro a los dos, he conversado este temas con cada uno de ellos y he decidido no hacer públicas mis conversaciones porque las conversaciones que tengo con mis amigos no las hago públicas. Los dos son excepcionales como actores, con los dos trabajé y con los dos la pasé muy bien.

Noticias: Le dijo a Infobae que no es kirchnerista aunque apoyó algunas decisiones del gobierno de Cristina Fernández. Y que le gustaba sentirse fuera de una estructura partidaria para señalar qué comparte y qué no. ¿Se siente una rara avis por no jugarse por un bando?

Morán: No, para nada. Lo que he dicho es que no pertenecí nunca a ningún partido político ni voy a pertenecer a ningún partido, porque la estructura de un partido te pide un tipo de verticalidad que yo no estoy dispuesta a considerar siquiera. Como persona pública que soy, en distintas ocasiones he apoyado algunas decisiones, algunas leyes, algunas cosas que han hecho distintos gobiernos, pero no me siento ni cristinista, ni alfonsinista cuando voté a (Raúl) Alfonsín… pero no sólo me pasa con la idea del partido político, me ha pasado en mi profesión que no pertenezco a grupos de teatro. También me pasa que el teatro comercial me considera independiente, porque siempre estoy llevando al teatro comercial directores del “under”, los del “under” me consideran comercial, hago películas de autor y películas de la gran industria.

Noticias: Lo que le incomoda es sentirse encorsetada, encasillada…

Morán: A veces no es sentir el corset, porque tener una pertenencia a algo te da algún tipo de seguridad. Yo prefiero la inseguridad o ese lugar medio de soledad que se tiene de no pertenecer a ningún grupo, porque me parece un precio menos alto a pagar que la libertad de poder expresarme sin ningún tipo de condicionamiento.

Noticias: ¿Quedó vinculada a Uruguay por su expareja, el artista plástico uruguayo Fidel Sclavo, con quien estuvo 12 años y de quien se separó recientemente?

Morán: Yo vengo a Uruguay desde hace muchos años, antes de conocer a Fidel ya venía a Uruguay y no con la colonia argentina a colmar Punta del Este en enero… Siempre me gustó veranear acá en La Floresta, en Las Flores. Por supuesto que he generado muchos vínculos a partir de mi expareja, tengo más amigos uruguayos de los que tenía antes. Pero mi vínculo con Uruguay lo inauguró “China” Zorrilla, con quien vine por primera vez a Montevideo en gira con un espectáculo que se llamaba “Una margarita llamada Mercedes”, y de su mano conocí Montevideo y toda la costa, estoy hablando de hace muchos años atrás. Y desde ese momento quedé enamorada de Uruguay, de la gente, y siempre me resulta muy gratificante volver. Vengo todas las veces que puedo.

Noticias: ¿Cómo lleva la soltería?

Morán: ¿Vos cómo me ves?

Noticias: Yo la veo bárbara.

Morán: Bueno. Yo no pienso en las personas según su estado civil o situación sentimental. Me parece que todos estamos buscando sentirnos felices, yo me siento feliz porque soy muy consciente de que tengo una vida muy privilegiada. Por suerte creo que empieza a haber un espíritu que nace con los colectivos de feminismo, donde la separación que antes era considerada como un fracaso o una tragedia, ahora se vive con un poco más de naturalidad, sin tanto exceso de dramatismo.